Menú

Champions League

El Real Madrid remonta y toca las semifinales gracias a un doblete de Ronaldo en la segunda parte (1-2)

Partido de menos a más del Real Madrid, que pudo golear en una gran segunda parte. Doblete de Ronaldo. Vidal falló un penalti con 1-0.

0
El Real Madrid remonta y toca las semifinales gracias a un doblete de Ronaldo en la segunda parte (1-2)
Cristiano Ronaldo celebra uno de sus dos goles al Bayern. | EFE

Cuestionada la BBC, Zidane sonreía en rueda de prensa y buscaba en Juan Camilo, del departamento de prensa del Real Madrid, la palabra idónea: "Este partido les mola", dijo. Y Zidane lo clavó. Esta expresión puede y debe extrapolarse al propio Real Madrid al que le mola mucho la Champions. Otra vez, cuando las críticas negativas empezaban a acumularse, sacaron su mejor versión. Enseñaron los dientes y metieron un mordisco tremendo con una segunda mitad sensacional para remontar y vencer en el Allianz Arena tras 16 partidos del Bayern sin perder en Europa. ¿Sabéis que equipo fue el último en ganarles? Sí, el Real Madrid hace tres años en el famoso 0-4. Lo dicho, al Madrid le mola mucho la Champions.

Es su competición, tiene un idilio especial. Algo así deben de estar pensando los aficionados del Bayern que vuelven a tropezar contra la misma piedra y pese a que todo estaba a su favor. Pero ni aun así. El equipo de Ancelotti se adelantó a los 25 minutos con el tanto de Vidal de saque de esquina y al borde del descanso tuvieron un penalti, que no era, a favor. El propio Vidal emuló a Ramos hace un años al mandar a las nubes el balón. Fue uno de los momentos clave del partido y de la eliminatoria. Como iba a cambiar el panorama tras el paso por vestuarios.

Y es que el partido tuvo dos caras. En la primera parte todo estuvo más igualado. Un inicio más que serio del Real Madrid lo estropeó una jugada aislada. El saque de esquina en el que falla Nacho con la marca y en menor medida, Keylor Navas que no hay quien le saque de debajo del larguero. Así estuvo en los seis saques de esquina que botó el Bayern en casi 10 minutos. A partir del gol, el Madrid se vio desbordado. El Bayern se volcó sobre todo por la banda de Robben y su clásica jugada. Todos saben que hará pero es casi imparable. Casi porque Marcelo estuvo siempre bien ayudado por Ramos, Casemiro y Ronaldo. Se nota que estaba estudiada esta situación y que era un partido especial. Todos ayudaron en la defensa. La BBC no fue un lastre en este sentido. El Madrid intentaba tener más posesión con el eje Ramos-Kroos-Benzema pero no había casi ideas. Todo se centraba en llevar el balón al área lo más rápido posible con centros laterales que no funcionaron salvo en el remate al larguero de Benzema al cuarto de hora. Travesaño tras una buena mano de Neuer, el mejor del Bayern. Si no hubo goleada del Real Madrid es gracias al portero alemán con un actuación prodigiosa en la segunda mitad.

Hasta el descanso, el Bayern más por empuje que por juego, daba sensación de mayor peligro pero Keylor no tuvo que intervenir. El Real Madrid, a años luz de aquella exhibición de hace tres años. La BBC no creaba, no se asociaba, no daba sensación de peligro. Especialmente Bale que seguía en su línea negativa. Era una situación frustrante porque daba la sensación de que al Madrid sólo le faltaba una pizca de valentía. Las pocas veces que se atrevieron, hicieron daño. Afortunadamente, tras el paso por vestuarios se atrevieron mucho más.

No habrá quedada de los aficionados del Real Madrid para recibir al autobús, no se hablará de remontada ni de las grandes noches europeas en la vuelta porque no hace falta, ya se hizo una gran noche europea. Más bien, 45 minutos. La segunda mitad del Madrid es para guardarla en la filmoteca.

A los dos minutos igualaron el partido. Un centro preciso y espectacular con el empeine de Carvajal al punto de penalti fue rematado por Cristiano en un gran gesto de delantero. Era la primera conexión entre el lateral y el portugués. La primera de muchas porque los dos se pondrían las botas. Carvajal, con sus cuatro pulmones arriba y abajo y Cristiano siendo decisivo, con un doblete y forzando la expulsión de Javi Martínez. El central español sufrió en sus carnes el devastador inicio del Madrid. Dos amarillas en dos minutos. Expulsado en el minuto 60 y en el Bernabéu Ancelotti contará sólo con un central, Boateng. Mini punto para el Real Madrid que eso sí, hoy se vio aliviado por la ausencia de Lewandonski. Ramos y su tarjeta y Nacho y su diferencia de altura respecto al delantero polaco.

De oler el 2- 0 al 1 -1 y contar con un futbolista más. Dos situaciones opuestas con sólo 15 minutos de diferencia. Como cambió la película y en la Champions donde cada acción es determinante. El Real Madrid identificó que era su momento y a Zidane no le tembló la mano. Quitó a Gareth Bale, tocado del gemelo, y dio paso a Marco Asensio, que firmó el partido de su posible consagración con una media hora de una calidad extraordinaria. Puede ser un antes y un después en su carrera. Marco se hizo mayor. No le pudo la presión pese a que no juega habitualmente, que era el Allianz Arena, el Bayern de Munich y los cuartos de final de la Champions. Todo lo contrario. A jugar al fútbol que es lo suyo. Pidió la pelota y se asoció con todos. Vaya pedazo de futbolista. La Champions es para los mejores jugadores. Para Dybala, Mbappe y Asensio. Y así, poco a poco, con el juego colectivo, fueron retrasando al Bayern de Múnich que sólo tuvo un recurso en la última media hora: rezar dejarlo todo en las manos de Neuer. Al Bayern se le hizo el partido larguísimo y menos mal que estuvo el portero que salvó goles cantados a Benzema, Bale, en una escena parecida al gol que encaja Keylor Navas y a Ronaldo. Esta última pudo ser la mano de la Champions. Un disparo del luso con potencia y desde cerca. No sólo exhibe reflejos al poner la mano sino que tiene la fuerza para desviar la pelota.

La superioridad del Real Madrid se tradujo también en un gol que les deja casi en semifinales. En el 77, un centro de Asensio fue rematado por Ronaldo con otro recurso de delantero centro. Le pelota le bota justo delante pero el portugués, lejos de controlar y perder opción, metió el tanto con los tacos de la bota. Magnífico.

El doblete dejó helado al Bayern, que pudo irse con mayor diferencia al final del partido. Se dudó del Real Madrid otra vez y el Real Madrid volvió a demostrar que equipo es. Es como si buscaran las críticas durante gran parte de la temporada. Como si las criticas fueran el aliciente que necesitan para rendir a su mejor nivel.

Ficha técnica

Bayern de Múnich, 1: Neuer; Lahm, Boateng, Javi Martínez, Alaba; Vidal, Xabi Alonso (Bernat, m.64), Thiago; Robben, Müller (Coman, m.81) y Ribéry (Douglas Costa, m.66)
Real Madrid, 2: Keylor Navas; Carvajal, Ramos, Nacho, Marcelo; Modric (Kovacic, m.91), Casemiro, Kroos; Bale (Asensio, m.57), Cristiano Ronaldo y Benzema (James, m.83)

Goles: 1-0, m.25: Vidal; 1-1, m.47: Cristiano Ronaldo; 1-2, m.77: Cristiano Ronaldo
Árbitro: Nicola Rizzoli (Italia). Mostró tarjeta amarilla a Kroos (m.44) y Carvajal (m.45), del Real Madrid; y a Xabi Alonso (m.47) y a Vidal (m.91), del Bayern. Expulsó al local Javi Martínez por doble amonestación (ms.58 y 61)
Incidencias: Partido de ida de cuartos de final de la Liga de Campeones disputado en el Allianz Arena de Múnich ante cerca de 77.000 espectadores

Lo más popular

0
comentarios

Servicios