Menú

El Real Madrid se pone líder tras una victoria de mérito (1-3)

Formidable encuentro de fútbol. Ronaldo y Danilo adelantaron al Madrid. Nolito fue el único capaz de superar a un asombroso Keylor.

0
Formidable encuentro de fútbol. Ronaldo y Danilo adelantaron al Madrid. Nolito fue el único capaz de superar a un asombroso Keylor.
Keylor, clave en el triunfo | EFE

Transcurría el minuto 95 del partido y la afición de Balaidos se levantaba para aplaudir a su equipo, que acaba de encajar el gol de Marcelo, el tercero del Real Madrid. Era la reacción lógica y destacable del público tras un encuentro formidable que deja al Madrid como líder y al Celta, si ya no lo era antes, como uno de los conjuntos más temibles de la categoría. Ni aun teniendo un 0 a 2 en contra, ni con un jugador menos desde el minuto 57, el equipo de Berizzo fue inferior ante un Madrid que todavía no ha perdido un partido esta temporada.

Para realizar el consecuente análisis del partido, hay que partir de una premisa: el Real Madrid estaba volando a España el pasado jueves a las cuatro de la madrugada. Por mucho potencial que tenga el club, las numerosas e importantes lesiones y el exprimido calendario al que han sido sometidos, debe tenerse en cuenta para explicar entre otras cosas, porqué Keylor Navas fue el mejor del encuentro, porqué el Celta fue superior en la segunda parte aun con un jugador menos y porqué esta victoria tiene es más mérito.

Conscientes quizá de que la gasolina de su Ferrari no les aguantaría hasta el final de un exigente e intenso partido, el Real Madrid salió en tromba desde el pitido inicial. Sentenciar cuanto antes y defenderse. Ese era el objetivo de un equipo que es consciente de que tienen en Keylor Navas un seguro.

Ronaldo y Danilo marcaban y Keylor paraba

Los primeros 25 minutos del Real Madrid fueron sorprendentemente extraordinarios. Quizá fueron los mejores de la temporada. El defensivo Benítez encerró bien pronto en su área, al que para muchos, es el equipo que mejor juega de España. Mejor plantados sobre el césped, con un 4-1-4-1 con un Casemiro imprescindible por delante de los defensas, las oportunidades no tardaron en llegar. Estaban tan cómodos que Jesé y Ronaldo se permitieron el lujo de "estropear" dos jugadas con sendos tacones dentro del área. El Celta no tenía la pelota y cuando era así, el Madrid recuperaba pronto. La movilidad sin la pelota y los pases al primer toque fueron fundamentales para el buen arranque del Real Madrid que tuvo su recompensa a los siete minutos. Lucas, que jugaba por la derecha, apareció por la izquierda, donde había hueco. El extremo asistió a Ronaldo que definió muy bien con un disparo seco, fuerte y pegado al primer palo. No era un remate sencillo.

El Celta, como hacen los equipos grandes, se repuso bien y rápido al tanto. A los diez minutos se toparían por primera vez con lo que sería su pesadilla: los reflejos de Keylor Navas. El guardameta hizo cuatro paradones. El primero a Nolito, fue el mejor. Un zurdazo que en cualquier otro portero hubiera supuesto el gol del empate, para el Madrid sólo fue un córner en contra.

Con eso tiene que contar esta temporada los rivales del Real Madrid. A los cinco minutos de esa parada, llegó el 0 a 2. Con un excelente portero y una eficacia del 100%, es imposible o casi imposible perder un partido. En el minuto 22, Danilo se estrenó como goleador en una jugada que reúne distintos conceptos positivos. Jesé aguanta la pelota, Lucas se mete al centro arrastrando a su defensor y Danilo aparece en el espacio para marcar tras un gran pase del canario. El lateral brasileño se ha soltado en Balaidos con su mejor partido. Si continúa esta línea, Carvajal lo tiene complicado y Benítez cuenta con un jugador formidable.

El Celta demostró tener fútbol y orgullo

Ni con estas el Celta se rindió. Es más, todo lo contrario. Desde el tanto de Danilo, el Madrid tuvo posesión y alguna llegada, pero el peligro estuvo en las botas de los jugadores de Berizzo. Orellana, Jonny, Aspas y Tucu Hernández pudieron recortar e incluso igualar el marcador. Ante otro equipo lo más probable es que lo hubieran conseguido. Pero claro, en ese otro equipo no está Keylor Navas. Vaya repertorio de paradas dejó en 45 minutos.

Un día Ancelotti tendrá que explicar porque no le puso la temporada pasada y ya de paso que aclare porque Morata está en la Juventus y porque Casemiro no le era útil. El brasileño es tan importante ahora como Modric. Es el equilibrio. No busquen distintos sistemas para compensar la BBC. No. El equilibrio se llama Casemiro.

La segunda parte fue un auténtico caos. Algo que a Benítez seguro que no le gustó. El Madrid pudo sentenciar con un mano a mano de Lucas o con un disparo de Ronaldo y fue entonces cuando llegó la jugada que indignó –sin razón- a todo Balaidos. Un agarrón en el centro del campo de Cabral, terminó con una roja y cuatro amarillas para el Celta. Era la segunda tarjeta que veía el defensa y los de Berizzo se quedaban con diez jugadores. "Así, así, así gana el Madrid", cantaba la grada tras una tarjeta tan absurda como merecida y cuando el marcador reflejaba un 0 a 2. ¿Así gana el Madrid?

Expulsión justa a Cabral

Acertó Clos Gómez en su decisión pero falló al siguiente minuto cuando dos enrabietados Orellana y Aspas se ganaron dos expulsiones que no vieron. EL chileno por un puñetazo y el delantero por encararse con Lucas a quien le habían pegado. El panorama era inmejorable para los visitantes y desalentador para los locales, pero ni con esas. Vaya ejercicio de orgullo el del Celta que desde la expulsión fue mejor que el Madrid. Marcelo tuvo que salvar un gol bajo palos, Keylor apareció otra vez y tuvo que ser Nolito, el mejor jugador de campo del partido, quien acortará distancias con un tiro imparable por la escuadra. Un golazo. Era el minuto 85 y después de media hora con inferioridad numérica, el Celta aun soñaba con el empate.

Al final pasó lo más normal. Cuando el partido tocaba a su fin, el Celta se volcó y con espacios, el Madrid mató. Isco, el sacrificado de la tarde, estrelló un disparo en el larguero y Marcelo, tras un gran pase de Cheryshev, anotó el 1 a 3 definitivo. Enhorabuena al Celta por su partido, enhorabuena al Real Madrid por el liderato y señor Tebas, apunte: este partido se tenía que disputar el domingo. La mejor peor liga del mundo como diría Juanma Rodríguez.

En Deportes

    0
    comentarios