Menú

Mundial de Fútbol

[an error occurred while processing this directive]

Tragedia Mundial: Croacia aplasta a Argentina y la deja con pie y medio fuera (0-3)

Un grave error de Caballero, un golazo de Modric y el postrero tanto de Rakitic permiten a Croacia golear a la Albiceleste, que se aferra al milagro.

Libertad Digital
0
La selección argentina, cabizbaja tras caer goleada ante Croacia. | EFE

Argentina está con la soga al cuello en el Mundial. Después de su inesperado empate contra Islandia en el debut (1-1), la Albiceleste ha encajado una sonrojante derrota en Nizhny Novgorod ante Croacia (0-3) que la deja al borde de la eliminación. Increíble pero cierto: Messi y compañía están a punto de decir adiós al torneo después de haber llegado a la final hace cuatro años en Brasil 2014, cuando cayeron frente a Alemania en la prórroga (0-1). Un auténtico varapalo para una selección tradicionalmente tan competitiva como la argentina, campeona del mundo en 1978 y 1986.

Esta noche, ante el cuadro ajedrezado, Argentina se vio superada en la segunda parte por una Croacia que, con esta victoria, ya está matemáticamente clasificada para octavos de final. Fue un partido marcado por el grosero error de Willy Caballero, que le regaló un balón a Ante Rebic que el delantero croata no desperdició. Imperdonable. Luka Modric e Ivan Rakitic se encargaron de dar la puntilla a una selección albiceleste que, pese a la entrada al campo de jugadores como el Pipita Higuaín y Paulo Dybala, nunca dio serias muestras de poder inquietar la portería defendida por Danjiel Subasic.

El duelo en Nizhny Novgorod se presentaba dramático y, después del tropiezo ante los vikingos —con Messi marrando un penalti—, Argentina no podía fallar. Croacia, en cambio, llegaba crecida tras superar por 2-0 a Nigeria. Para tratar de dar un giro a la situación y apagar todas las críticas, Sampaoli modificó su once y también el esquema. Pasó del 4-2-3-1 al 3-4-3 con las novedades de Mercado, Enzo Pérez y Acuña. Y pareció funcionar. Al menos en la primera parte porque, paralelamente, Zlatko Dalic había sacado a Luka Modric de la zona de creación y Croacia lo acusó en exceso. El jugador del Real Madrid se adelantó en el campo, dejó su hueco a Brozovic y apenas tocó el balón en los primeros 45 minutos ahogado por la presión argentina. Eso sí: Dalic rectificó en la segunda parte y, con Modric esta vez sí como fino director de orquesta, su equipo lo agradeció para acabar pasando por encima de Argentina.

Ivan Perisic dio el primer aviso de la noche con un peligroso remate, aunque estuvo atento Willy Caballero para meter una mano milagrosa. Pero Argentina reaccionó y poco a poco fue acumulando ocasiones. Messi, muy motivado, peleó cada pelota y a punto estuvo de pinchar un balón caído del cielo con la que podría haber encarado a Subasic. Meza se encontró después con el cuerpo de Lovren en un remate clarísimo. Un centro envenenado de Acuña golpeó después en el larguero y Enzo Pérez falló una ocasión clamorosa: solo, con la portería entera para él, mandó la pelota al lateral de la red. Un fallo que acabaría marcando el choque.

Pero si ese error fue grave, más aún lo fue el de Willy Caballero. Una de las mayores pifias de la historia de los mundiales. El portero del Chelsea decidió dar un pase picado a Mercado y lo que hizo fue darle un regalo a Ante Rebic que el 18 de Croacia no desperdició para inaugurar el marcador con una volea que no era fácil. Entonces, los seguidores argentinosencontraron su víctima y no dejaron de silbar a su portero cada vez que tocaba la pelota.

El daño estaba hecho, pero aún quedaban 27 minutos por delante en los que Argentina aún podía soñar con despertar de la pesadilla. Sampaoli metió en el campo a Higuaín, Pavón y Dybala y se lanzó a por Croacia con desesperación. El conjunto europeo se ordenó atrás para buscar la puntilla al contragolpe. Meza se acercó al gol con un remate blandito que repelió Subasic y que cayó en los pies de Messi. Rakitic, en el último momento, se encargó de desesperar a su compañero del Barça, que olía la derrota y unos cuantos días más de críticas porque tampoco brilló. Al final no hubo milagro y, para más inri, Modric dejó un golazo que ahogó del todo a Argentina, mientras que Rakitic se apuntó a la fiesta final con el definitivo 0-3.

Argentina tiene muchas papeletas para caer en la primera fase, como en Corea y Japón 2002. Si a Islandia se le ocurre ganar a Nigeria, un empate en la última jornada contra Croacia clasificaría a los dos. Y Messi se quedaría sin Mundial. Una vez más.


Ficha técnica

Argentina, 0: Caballero; Mercado, Otamendi, Tagliafico; Salvio (Pavón, m.56) , Mascherano, Enzo Pérez (Dybala, m.68), Acuña; Messi, Maxi Meza y Agüero (Higuaín, m.54)
Croacia, 3: Subasic; Vrsaljko, Lovren, Vida, Strinic; Rakitic, Brozovic; Rebic (Kramaric, m.57), Modric, Perisic (Kovasic, m.82); y Mandzukic

Goles: 0-1, m.53: Rebic; 0-2, m.81: Modric; 0-3, m.92+: Rakitic
Árbitro: Ravshan Irmatov (Uzbekistán). Mostró cartulina amarilla a Rebic (m.39), Mandzukic (m.59), Vrasljko (m.67) y Brozovic (m.95), de Croacia; y a Mercado (m.51), Acuña (m.85) y Otamendi (m.87), de Argentina
Incidencias: Partido correspondiente a la segunda jornada del grupo D disputado en el Nizhny Nóvgorod Stadium ante cerca de 55.000 espectadores

Lo más popular

0
comentarios

Servicios

Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
España Baila Flamenco