Menú

Modric rompe el binomio Messi-Cristiano y conquista el Balón de Oro

El croata logra el prestigioso trofeo de France Football al imponerse en las votaciones a Cristiano, Griezmann y Mbappé. Messi acabó quinto.

0
Luka Modric posa con el trofeo del Balón de Oro. | EFE

El mundo del fútbol no ha dado pie a la sorpresa y Luka Modric se ha hecho este lunes con el Balón de Oro, poniendo así fin a una serie de diez títulos consecutivos conseguidos, a partes iguales, por Leo Messi (5) y Cristiano Ronaldo (5). Precisamente, el delantero portugués, ahora en la disciplina de la Juventus de Turín tras abandonar el Real Madrid el pasado verano, ha quedado segundo en las votaciones, por delante de Antoine Griezmann, mientras que Kylian Mbappé ha sido cuarto. Una de las grandes sorpresas del Balón de Oro ha sido el quinto puesto final de Messi, que se cae del podio por primera vez en mucho tiempo —desde el año 2007, el argentino siempre ha figurado entre los tres primeros—.

Modric, campeón de Europa con el Real Madrid en Kiev, finalista del pasado Mundial con la selección croata y mejor jugador del torneo disputado en Rusia, es el décimo jugador del conjunto blanco que consigue el prestigioso galardón de France Football. El futbolista de Zadar, de 33 años, ha terminado en las votaciones con 753 puntos, muy por delante de Ronaldo (476) y Griezmann (414). Kylian Mbappé terminó con 347 puntos y Leo Messi con 280.

El top 10 estuvo completado por Mohamed Salah (188), Raphael Varane (121), Eden Hazard (119), Kevin De Bruyne (29) y Harry Kane (25), por ese orden, mientras que los dos únicos españoles entre los 30 candidatos, Sergio Ramos e Isco, han terminado en el decimonoveno vigésimo noveno con apenas cuatro y cero puntos, respectivamente.

"Cuando eres niño tienes sueño y los míos eran ganar títulos. Este Balón de Oro es todo lo que yo podía soñar", señalaba Luka Modric en su discurso durante la gala celebrada en Le Grand Palais de París. Tras agradecer el premio a sus compañeros en el Real Madrid y de la selección, a sus entrenadores y a su familia, el centrocampista croata consideraba "un honor" ganar el premio tras diez triunfos consecutivos de "dos inmensos jugadores" como Messi y Ronaldo.

"Algo extraordinario he tenido que hacer en este 2018, el año de todos mis sueños", dijo el futbolista de Zadar, que señaló que la clave del éxito es "el trabajo, la persistencia y creer en uno mismo". "Ser el mejor nunca es fácil. Para mí no lo ha sido. He tenido que aprovechar las ocasiones", indicó el futbolista.

El presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, acompañó a Modric en el estrado y aseguró que "hay una historia de amor entre el Balón de Oro y el Madrid" y se mostró convencido "de que seguirá en el futuro".

Modric suma así el prestigioso premio creado en 1956 por la revista France Football al de mejor jugador de la FIFA y mejor jugador de la UEFA.

Quien también ha querido felicitar al futbolista ha sido la propia presidenta de Croacia, Kolinda Grabar-Kitarovic —quien ya se hizo muy popular durante el Mundial de Rusia por su cercanía con los jugadores— y lo ha hecho con este mensaje que ha sido proyectado durante la gala...

En la ceremonia, que ha estado presentada por el exfutbolista David Ginola y amenizada con la música del Dj francés Martin Solveig, también estuvo Griezmann, que ya fue tercero hace dos años y que se mostró "orgulloso de estar en el podium". El jugador del Atlético de Madrid, que había considerado que el premio debía recaer en un campeón del mundo, indicó "este año se han conseguido importantes recompensas colectivas y que así llegarán también las individuales". "Quería estar aquí por respeto a mi profesión y ahora solo me queda seguir trabajando junto a mis compañeros para poder estar al año que viene en el puesto de Luka", señaló.

Mbappé y Ada Hegerberg, también triunfadores

Los dos grandes ausentes en la ceremonia celebrada en París fueron Cristiano y Messi. Quien sí estuvo fue Mbappé, que tuvo que conformarse con la llamada medalla de chocolate —cuarto puesto— pero que minutos antes se hacía con el Trofeo Kopa al mejor jugador menor de 21 años, haciendo así buenos los pronósticos que le confirmaban como gran favorito.

"Es un gran honor estar aquí con tanta gente importante del fútbol y con mi familia. Estoy muy contento de recibir este premio que recompensa un formidable año que he podido tener gracias a mis compañeros de club pero también de la selección", aseguraba el crack del París Saint-Germain tras recibir el galardón.

El futbolista de 19 años aseguró que, junto con sus compañeros de la selección francesa, con quienes ganó el Mundial de Rusia, lograron un gran hito. "Hemos marcado la historia todos juntos. Es el buen momento para agradecerles su importancia capital para que yo gane este premio y una motivación para seguir trabajando", agregó el futbolista, que durante dos años más puede optar al Trofeo Kopa.

0312-mbappe-trofeokopa.jpg
Kylian Mbappé, con el Trofeo Kopa al mejor jugador menor de 21 años.


Esta gala celebrada en el Grand Palais de París pasará también a la historia por ser la primera de la historia en la que se ha entregado el Balón de Oro femenino, y el galardón ha recalado en la noruega Ada Hegerberg, delantera del Olympique de Lyon.

La jugadora, de 23 años, se ha impuesto en las votaciones a otras futbolistas como la brasileña Marta, del Orlando estadounidense, y la holandesa del Barcelona Lieke Martens, además de seis compañeras suyas del Lyon, ganador de las tres últimas Copas de Europa.

En Deportes

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios