Menú

El Everton supera al Tottenham en la FA Cup en el espectacular duelo Ancelotti-Mourinho (5-4)

Bernard marcó el gol de la victoria para los toffees en la prórroga, a la que se llegó con 4-4.

0
Bernard marcó el gol de la victoria para los toffees en la prórroga, a la que se llegó con 4-4.
José Mourinho y Carlo Ancelotti, durante el duelo Everton-Tottenham de la FA Cup. | EFE

El Everton se ha impuesto al Tottenham Hotspur en un encuentro loco decidido por 5-4 en la prórroga que clasifica a los toffees para los cuartos de final de la Copa inglesa (FA Cup). El partido fue todo un carrusel de goles: el Tottenham empezó ganando, el Everton dio la vuelta hasta el 3-1 en la primera parte, los spurs lograron empatar y el Everton cogió dos veces más la ventaja para acabar llevándose el duelo en la prórroga.

Se las prometían muy felices los de José Mourinho cuando el colombiano Davinson Sánchez adelantó a los suyos con un gol de cabeza en un córner, pero el Everton remontó rápidamente. En dos minutos, Dominic Calvert-Lewin aprovechó una mala salida de balón y una mala parada de Hugo Lloris para empatar y Richarlison hizo el 2-1 con un disparo desde la frontal.

Un penalti cometido por Pierre-Emile Hojbjerg y convertido por Gylfi Sigurdsson daba el 3-1 a los de Carlo Ancelotti. Erik Lamela recortó antes del descanso y dejó el encuentro vivo para la segunda parte (3-2).

Volvió a aparecer Davinson en un córner para empujar un cabezazo de Hojbjerg y el Tottenham recuperó la desventaja (3-3). Pero los problemas en defensa de los spurs continuaban y una internada de Richarlison, con un disparo sin ángulo, pusieron el 4-3 a 20 minutos del final. Tuvo que tirar Mourinho de Harry Kane, suplente este miércoles, para volver a nivelar la balanza y el inglés lo logró en el 82 al rematar en plancha un envío de Heung-min Son.

Con el encuentro en la prórroga con un precioso 4-4 en el marcador, Sigurdsson se inventó un pase desde la frontal por encima de toda la defensa para que Bernard fusilara a Lloris. Hacía tanto frío en Liverpool que Carlo Ancelotti ni celebraba el tanto y se dedicaba a soplar el café para intentar mínimamente calentarse.

Ese último zarpazo de Bernard fue suficiente para que el Everton se meta en cuartos de final de la competición copera y sigan con posibilidades de lograr su primer título desde que en 1995 se hiciera con la Community Shield.

En Deportes

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Reloj LD