Menú

Premier League

Agónica remontada del Liverpool frente al Aston Villa antes de recibir al Real Madrid (2-1)

Alexander-Arnold marcó el gol de la victoria en el descuento. Los reds rompen una racha de ocho partidos seguidos sin ganar en casa en la Premier.

0
Alexander-Arnold marcó el gol de la victoria en el descuento. Los reds rompen una racha de ocho partidos seguidos sin ganar en casa en la Premier.
Alexander-Arnold (i), en acción durante el Liverpool-Aston Villa en Anfield. | EFE

Un zapatazo en el minuto 90 de Trent Alexander-Arnold ha rescatado al Liverpool en Anfield ante el Aston Villa (2-1). Una victoria que permite a los reds cargarse de moral cuatro días antes de recibir al Real Madrid en este mismo escenario, donde necesitan remontar tras la derrota por 3-1 encajada el pasado martes en el estadio Alfredo di Stéfano, y de paso supone acabar con una racha de ocho partidos sin ganar en casa en la Premier League, con seis derrotas incluidas.

El Liverpool se repone así del varapalo de Madrid con una victoria tardía pero merecida ante un rival que se puso en ventaja, merced al gol de Ollie Watkins antes del descanso, y que pudo complicar aún más al actual campeón, acelerado y sin puntería.

El equipo de Klopp, que dejó en el banquillo a Sadio Mané y a Thiago Alcántara y que recurrió a Roberto Firmino y James Milner como alternativas, acechó permanentemente el área visitante pero una y otra vez se estrelló con el meta argentino Emiliano Martínez. Un error de Alisson Becker permitió que el equipo de Dean Smith tomara ventaja a dos minutos del descanso cuando Watkins marcó tras recibir un balón de John McGinn. El Liverpool, que había tenido innumerables ocasiones, fue incapaz de marcar. Lo hizo en el tiempo añadido de la primera parte por medio de Firmino, pero el VAR, por milímetros, invalidó el tanto.

Fue a la hora de juego cuando logró el empate en una gran jugada de Robertson por la izquierda que terminó con un gran remate que desvió Emiliano Martínez. Salah, atento, aprovechó el rechace para empatar. Pudo recuperar su ventaja el Aston Villa con una acción de Ollie Watkins y un remate el palo del egipcio Trezeguet.

Superado el susto, el conjunto red recuperó el pulso del partido. Salió Mané y también Xherdan Shaqiri. Y en el 90, después de que Emiliano Martínez realizara la gran parada del partido a un disparo de Diogo Jota, Alexander-Arnold recogió el balón fuera del área, se preparó y ejecutó un potente disparo imposible para el meta argentino.

2-1. Un triunfo que alivia a un Liverpool que se reencuentra con la victoria en Anfield, donde no ganaba desde el pasado mes de diciembre, para situarse cuarto en la clasificación de la Premier. Rompe así el equipo de Klopp una racha de ocho partidos sin ganar en casa en la competición inglesa antes de recibir al Madrid.

0
comentarios