Menú

Liga

El Madrid se relaja antes de la Champions y firma un triste empate ante el Zaragoza

Los blancos, más pendientes del duelo ante el Galatasaray, se dejaron llevar en Zaragoza, donde Cristiano y Diego López salvaron los muebles.

0
Los blancos, más pendientes del duelo ante el Galatasaray, se dejaron llevar en Zaragoza, donde Cristiano y Diego López salvaron los muebles.
Cristiano Ronaldo disputa un balón con Apoño. | Cordon Press

La vuelta a la Liga tras el virus FIFA no le ha sentado bien al Real Madrid. Más pendiente del inminente compromiso ante el Galatasaray en la Champions, los blancos se han dejado llevar en La Romareda, donde han firmado un pobre empate (1-1) ante un Zaragoza con la soga al cuello, de nuevo con la amenaza del descenso llamando a su puerta. Un partido sin demasiada historia que ha vuelto a dejar a las claras que el equipo madridista poco se juega ya en esta Liga, si acaso un segundo puesto que podría perder el domingo si el Atlético de Madrid suma los tres puntos en casa ante el Valencia.

José Mourinho tiró de las rotaciones y dio descanso a jugadores que el próximo miércoles serán titulares en la máxima competición europea como Xabi Alonso, Özil, Khedira y Di María. Otra de las noticias fue la titularidad de Higuaín en detrimento de Benzema, quien podría ser de la partida ante los turcos. O tal vez el Pipita, pues con Mourinho nunca se sabe.

El caso es que el primer cuarto de hora se jugó a un ritmo frenético y fue el Zaragoza el que golpeó primero. A los seis minutos. Una pérdida de balón de Modric en el medio campo la aprovechó Apoño para habilitar de primeras a Rodri, quien se marchó de Arbeloa con un autopase y se plantó solo ante Diego López. El jugador cedido por el Barça definió con autoridad para subir el primer tanto al marcador. Pudo empatar el Madrid sólo dos minutos después, pero Cristiano Ronaldo, rematando de primeras tras un gran pase en largo de Marcelo, echó la pelota por encima del larguero. Tuvieron que pasar muchos minutos para que los visitantes, a los que históricamente se les da bien jugar en La Romareda, volvieran a merodear el área de Roberto.

Tenía la pelota el conjunto blanco, sí, pero su juego era lento, demasiado previsible para un equipo bien plantado sobre el césped y que se dedicó a nadar y guardar la ropa. Al filo de la media hora, Loovens despejó casi en la misma raya de gol un remate de cabeza de Pepe a la salida de un córner. No quería irse de vacío el Madrid, que encontró el tanto del empate antes del descanso. Con algo de fortuna. Cristiano Ronaldo aprovechó el error de los centrales en el corte para llevarse la pelota en la frontal y, con un remate con la zurda dentro del área, sorprender a un Roberto que pudo haber hecho más. Sí estuvo bastante más acertado el meta zaragocista tres minutos después al sacar un cabezazo a bocajarro de Essien tras otro gran centro de Marcelo. Tras su grave lesión que lo ha tenido tres meses alejado de los terrenos de juego, poco a poco el brasileño va cogiendo tono después de unas cuantas semanas aciagas en las que se le ha visto fuera de forma.

Los cambios no surten efecto

La igualada le vino como agua de mayo al conjunto madridista, que salió bastante más enchufado al inicio de la segunda parte, cuando dispuso de una triple ocasión. Callejón habilitó a Cristiano con un gran balón interior, pero el portugués se topó con la certera intervención de Roberto. El rechace le cayó a Marcelo, que estrelló la pelota en el palo, mientras que Essien, en la continuación de la jugada, la acabaría echando fuera con su remate desde la frontal.

El tanto de la victoria se le resistía al campeón, que a buen seguro este año se quedará sin reeditar el título, y Mourinho se la jugó con tres cambios de una tacada, dando entrada a Özil, Di María y Khedira para dejar en la caseta a Arbeloa, Callejón y un desaparecido Kaká, respectivamente. También Manolo Jiménez, que sí se juega mucho de aquí a final de curso, movió ficha al meter en el campo a Víctor Rodríguez y Romaric, éste por la lesión de Apoño.

Pero lo cierto es que los cambios madridistas apenas aportaron nada. Si acaso Di María, que venía de sufrir el mal de altura en La Paz con la selección argentina, puso algo más de movilidad al equipo con su velocidad. Pero con cuentagotas. De hecho, las dos mejores ocasiones hasta el final del partido corrieron a cargo de Hélder Postiga con sendos remates de cabeza ante los que se lució Diego López. Entre medias, un Marcelo Vieira que fue de lo mejor de los suyos lo intentó con un centro-chut en una de sus escasas incorporaciones al ataque. Aún sigue esperando el madridismo al gran Marcelo de antaño.

Y con el 1-1 se llegó al final. El Madrid se dejaba otros dos puntos en el campo de un equipo modesto que va a tener que sufrir mucho en las nueve jornadas restantes para salvar la categoría. Que nadie se engañe: los blancos estaban pensando en la Champions y por eso se relajaron a orillas del Ebro. La Copa de Europa será otra historia, y ahí los de Mourinho sacarán su verdadero gen competitivo. Seguro.


Ficha técnica

Real Zaragoza
, 1: Roberto; Sapunaru, Loovens, Alvaro, Abraham; Edu Oriol (Wílchez, m.83), Movilla, Apoño (Romaric, m.53), Montañés; Rodri (Víctor, m.62) y Postiga
Real Madrid, 1: Diego López; Arbeloa (Özil, m.59), Pepe, Sergio Ramos, Marcelo; Essien, Modric; Callejón (Di María, min.61), Kaká (Khedira, m.59), Cristiano Ronaldo; e Higuaín

Goles: 1-0, m.6: Rodri; 1-1, m.38: Cristiano Ronaldo
Árbitro: Undiano Mallenco (Comité navarro). Mostró tarjeta amarilla a Modric (m.11), Arbeloa (m.55), Sergio Ramos (m.72), del Real Madrid; y a Loovens (m.12) y Álvaro (m.85), del Zaragoza
Incidencias: Partido correspondiente a la vigésimo novena jornada de Liga BBVA disputado en el estadio de La Romareda de Zaragoza ante unos 30.000 espectadores

0
comentarios

Servicios