Menú

Liga

Exorcismo francés del Atlético en su campo maldito (0-5)

Gameiro y Griezmann marcaron sendos dobletes. El 0-1 llegó con un tanto en propia puerta. Simeone mantiene el cambio de sistema. 

0
Exorcismo francés del Atlético en su campo maldito (0-5)
Griezmann, Koke, Correa y Gameiro en el primer gol rojiblanco. | EFE

La casa de los horrores, la guarida del coco, el infierno granota o el campo maldito. Pongan lo que quieran en lugar del Ciudad de Valencia porque todos esos ejemplos reflejan a la perfección lo que significaba para el Atlético visitar el campo del Levante. Casi pierden una Liga allí en 2014 y la perdieron en 2016. Poco más que decir.

En su regreso al campo de minas levantinista, el Atlético decidió romper la maldición y a base de picotazos galos acabó exorcizando el lugar con cinco tantos que pudieron ser más viendo los continuos errores defensivos de su oponente. Exorcismo en toda regla con un manotazo de goles.

Más allá de la victoria, varias cosas han cambiado en el Atlético en sólo dos partidos. Una es la motivación de Griezmann y la otra, totalmente relacionada con la primera y puede que incluso principal más allá de las ganas, la táctica de Simeone. El Cholo ha liberado a Antoine y Correa colocando un delantero centro de verdad que los retrase a la mediapunta. De paso ha recuperado a Gameiro. Doblete de Griezmann y misma aportación de Kevin. Libertad igual a goles. Así de sencillo.

La paliza que el Atlético endosó al Levante ha afianzado la nueva cara de los rojiblancos y parece que todos se divierten con el nuevo estilo. Griezmann, de momento y junto a Gameiro, se apunta a la fiesta.

El Cholo libera a sus estiletes con un '9'

Simeone ha dado con la tecla tras una temporada en la que su ataque o tenía malas sensaciones un día o tácticamente estaba perdido en otros. El Cholo se ha dado cuenta de que Griezmann y Correa son efectivos cuando no tienen a la defensa exclusivamente fijada en ambos y por eso ante Roma y Levante han jugado Torres y Gameiro, respectivamente.

La primera parte en el Ciudad de Valencia evidenció que con un '9' marcando a los centrales, Gameiro, y libertad total para Griezmann y Correa, el Atlético es un equipo que sí da miedo arriba. Velocidad, calidad y gol se suman a Koke. El medio ve el cielo abierto cuando por delante tiene objetivos a los que filtrar balones. Todos esos ingredientes sí dan sabor al cuadro rojiblanco.

Con el Atlético centrado en su nueva idea ofensiva, el Levante quiso evitar que esa fórmula probada y aprobada en Champions tuviese continuidad, pero el tiro en el pie del equipo de Muñiz llegó nada más empezar el partido. El error garrafal de Pier al despejar un pase de la muerte de Gameiro a Correa acabó con el 0-1 en el luminoso y con la afición del campo maldito maldiciendo su propia suerte. Fue el primer atisbo de la pesadez que provocan los movimientos y desmarques de la ofensiva madrileña.

Lejos de encerrarse en su área con el 0-1 en el bolsillo, el Atlético ofreció al Levante el balón para, sin olvidarse de atacar esta vez, esperar su oportunidad. Los granotas aceptaron el esférico, pero sólo vieron oportunidades para el 1-1 en jugadas a balón parado y con Bardhi como ejecutor. Situación trampa si no intimidas al Atlético. Acabas agrandando su tranquilidad y a partir de la misma Koke y compañía empezaron a ver huecos para machacar al rival.

En el minuto 30 volvió a aparecer Gameiro para marcar a placer el 0-2. Koke fue el que generó la jugada con su pase, Correa el que la cocinó y Gameiro sólo tuvo que aparecer para hacer efectivo el regalo de la zaga que no despejó correctamente bajo palos. En media hora, adiós a la maldición del Ciudad de Valencia y 'hola' al nuevo sistema del Atlético.

Manita para desatarse

Griezmann y Gameiro ya habían firmado una gran primera parte, pero la pareja gala decidió aplastar momentáneamente a sus críticos con más goles y más asistencias en la segunda. Entre los dos generaron tres goles y puestos a disfrutar fueron marcando y regalándose los mismos en una exhibición de pegada atlética.

El Levante apenas pudo reaccionar al 0-2 antes del descanso y ya se encontraba con el pie del Atlético sobre su cuello al regresar al césped. Gameiro marcó el 0-3 a pase de Griezmann antes de la hora de partido, pero no logró que, firmando un bonito tanto, la ejecución final superase a la asistencia de Antoine. Perla del '7' e intercambio de papeles en el 0-4. Kevin pasa, Griezmann remata. ¿Poco? No pasa nada. Tiro del '21' y gol de rechace del principito. Todo ello del 59' al 68'. El exorcismo tuvo acento francés.

0-5 fue el resultado final, y menos mal pensarán en Valencia. Torres tendría las últimas opciones del choque para firmar el set gracias a varias asistencias de un desatado Griezmann, pero el castigo ya era más que suficiente.

Pitido final, tercer puesto y lavado de cara en toda regla con las estrellas brillando y marcando. Simeone ya ha pulsado la tecla correcta. Veremos si no retira el dedo si se produce alguna recaída a nivel de resultados. De momento, funciona y Griezmann sonríe.

Lo más popular

0
comentarios

Servicios