Menú

Liga

El Atlético sigue con paso firme en un oasis sin penaltis (2-0)

Los rojiblancos suman 24 jornadas sin una pena máxima a favor. Ante el Athletic le escamotearon otro penalti. Gameiro y Costa, goleadores.

0
Diego Costa, el alma de este Atlético | EFE

Mucho se habla de lo fácil que es pitarle penaltis al Barcelona o de la mano suelta de algunos colegiados cuando hay que expulsar a los rivales del equipo azulgrana. Hasta aquí todo normal al ser un hecho constatado y recurrente, pero quizá ese sector de la población que analiza al detalle todo lo que rodea para bien o para mal al equipo de Ernesto Valverde, porque de rebote afecta a sus propios intereses, debería poner el foco también en el Wanda Metropolitano: 24 jornadas sin un penalti a favor del Atlético de Madrid.

No estaba siendo un partido excelso y los rojiblancos sólo tanteaban al Athletic con aproximaciones sin peligro real ni oportunidades concretas, pero al césar lo que es del césar. Sin ser claramente superior a su rival, el equipo de Simeone debió disponer de la oportunidad de adelantarse en el marcador desde los once metros y en el tramo del partido que puede marcar el devenir de ambos conjuntos. Luego la calidad de lanzador o la destreza del portero hubiesen dictado sentencia, pero el penalti sobre Diego Costa fue clamoroso y quizá el partido pudo tener menos sufrimiento local.

En el minuto 18, Nuñez se vio superado por el delantero de Lagarto dentro del área y se lanzó de cabeza para cortar la progresión de su rival. Sólo con ver cómo se tiró el defensor al suelo se podía intuir qué había pasado. González González no lo vio así y mandó otro penalti al limbo de las penas máximas no concedidas al Atlético. Al menos acertó poco después en una caída de Giménez dentro del área. Sin embargo, el mal ya estaba hecho y el Wanda Metropolitano ya estaba preparado para protestar hasta el saque de centro en la segunda parte.

Con el aire cargado de tensión, el Athletic pudo haber sacado algo positivo de su visita a Madrid, pero el Atlético está inmerso en una dinámica en la que vuelve a ganar por inercia y por convencimiento en que lo puede conseguir. Las dudas que al principio del curso convertían los partidos trabados en puntos perdidos se han convertido en rabia traducida en insistencia. Simeone tiene a su equipo en su versión más creyente. ¿No pitan un penalti a favor? Insisten. ¿El juego se atasca y el rival se encierra? Insisten aún más. Esa mentalidad renovada en los colchoneros, la resurrección de Griezmann y saber que la Liga aunque difícil no es imposible se traduce en el mejor Atlético de la temporada.

Simeone fue valiente y Gameiro rompió el partido

La clave del encuentro, más allá de la polémica, estuvo en el atrevimiento de Simeone para dar un paso más en busca de los tres puntos. La entrada de Godín por el lesionado Lucas nada más salir de los vestuarios dejaba al Cholo con sólo dos cartas en la mano para tomar una decisión. Podía cambiar cromo por cromo y arriesgar lo justo o ir a por la victoria sin miramientos con una variación ofensiva. Gameiro entró por Koke y la declaración de intenciones de Simeone fue clara. Se le demanda valentía y el Cholo la puso sobre la mesa. Hasta Ziganda vio venir el movimiento del argentino y puso su réplica particular metiendo a Iturraspe por un desaparecido Beñat.

El intento del Athletic de cerrar el centro del campo invitó al Atlético a sentirse el único equipo capaz de llevarse la victoria. Los visitantes despreciaron sus opciones de pillar a la contra a los locales y con comodidad en la parcela ancha del campo, el Atlético golpeó pronto y con mucha contundencia. Sólo dos minutos después del cambio de Ziganda llegó el gol de Gameiro. Recuperación de Saúl, transición llevada por el ‘8’ y por Correa, pase a Griezmann y asistencia de galo a galo para el gol de Kevin Gameiro. Valentía con premio.

A partir del 1-0, el Athletic terminó de desaparecer y el Atlético no aflojó. Sí consolidó la medular el Cholo recuperando un doble pivote más físico con la pareja Thomas-Gabi dando más libertad para Saúl, pero no mandó a su equipo hacia atrás. Dos tazas de atrevimiento puso Simeone ante los bilbaínos ya que no fue cobarde con 0-0 ni tampoco conformista con ventaja. Diego Costa puso la sentencia a pase de Gameiro en el 80 y el Metropolitano dio por cerrado el espectáculo. Con este Atlético sí hay Liga. Lo que no hay, de momento, son penaltis a favor de los rojiblancos.

Ficha técnica:

Atlético de Madrid, 2:Oblak; Vrsaljko, Giménez, Lucas (Godin, m. 46), Filipe; Correa (Gabi, m. 68), Thomas, Saúl, Koke (Gameiro, m. 59); Griezmann y Diego Costa.

Athletic Club, 0:Kepa; Lekue, Íñigo Martínez, Núñez, Saborit; San José; Susaeta, Beñat (Iturraspe, m. 64), Vesga (Córdoba, m. 71), Sabin Merino; y Williams.

Goles:1-0, m. 67: Gameiro culmina con un tiro cruzado un pase de Griezmann. 2-0, m.79: Diego Costa bate a Kepa a pase de Gameiro.

Árbitro: González González (C. Castellanoleonés). Amonestaron a los locales Correa (m. 17), Diego Costa (m. 35) y Filipe Luis (m. 62) y a los visitantes Beñat (m. 40) y Unai Núñez (m. 70).

Incidencias:partido correspondiente a la vigésimo cuarta jornada de LaLiga Santander, disputado en el estadio Wanda Metropolitano ante 60.022 espectadores.

Lo más popular

0
comentarios

Servicios

Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
España Baila Flamenco