Menú

Liga

Sánchez Martínez, árbitro del Betis-Barcelona: "Fue un día más del que aprender"

El colegiado murciano dice que las polémicas "van en nuestro ADN" y dice que el VAR español "es el mejor" porque "todo el mundo lo quiere".

Libertad Digital
0
El colegiado murciano dice que las polémicas "van en nuestro ADN" y dice que el VAR español "es el mejor" porque "todo el mundo lo quiere".
El árbitro Sánchez Martínez, durante el Betis-Barcelona. | Cordon Press

José María Sánchez Martínez sigue en boca de los aficionados al fútbol después de su controvertida actuación el pasado domingo en el partido que Real Betis y FC Barcelona disputaron en el Benito Villamarín (2-3) y que cerró la vigésimo tercera jornada de LaLiga Santander.

El colegiado murciano, de 36 años y que cumple su quinta temporada en Primera División, protagonizó varias polémicas sobre el terreno de juego. En la primera parte pudo haber expulsado a Clement Lenglet con roja directa por su mano en la acción del penalti transformado por Sergio Canales (m.6), que supuso el 1-0 provisional en el marcador, y luego perdonó la segunda amarilla a Sergi Roberto después de una fuerte entrada sobre Carles Aleñá.

Asimismo, el Betis reclamó falta de Lenglet en las acciones del 2-2 y del 2-3, obra de Sergio Busquets y del propio Lenglet, respectivamente. Para rematar su actuación, Sánchez Martínez expulsó a Nabil Fekir de manera muy rigurosa después de mostrarle dos tarjetas amarillas en apenas unos segundos, una por una entrada a Lenglet y la segunda, acto seguido, por sus protestas.

El pasado lunes, 24 horas después del encuentro, la Federación Española de Fútbol (RFEF) daba a conocer las designaciones arbitrales para la vigésimo cuarta jornada de LaLiga Santander, destacando especialmente la ausencia del murciano, que es árbitro internacional desde 2017, en los diez partidos, tanto como árbitro principal como encargado del videoarbitraje (VAR). Se pensó entonces en posibles represalias del Comité Técnico de Árbitros (CTA) de la Federación a Sánchez Martínez por su desastrosa actuación en el Villamarín, aunque rápidamente desde la RFEF desmintieron que le hubieran aplicado un neverazo (castigo a un árbitro cuando tiene una actuación controvertida).

Ahora, tres días después del Betis-Barça, ha hablado el propio José María Sánchez Martínez, quitándole importancia a las críticas que ha recibido. "Van en nuestro ADN. Llevo 18 años en esto y es normal que pasen. La carrera arbitral está formada a base de experiencias y siempre aprendes cosas (...) El domingo fue un día más del que se aprende y se sigue creciendo", ha apuntado el trencilla de Lorca en rueda de prensa en La Ciudad del Fútbol de Las Rozas (Madrid), sede de la RFEF.

Sobre el uso del VAR en LaLiga, Sánchez Martínez explica que "está ayudando cuando hay un error y eso nos favorece. Es una herramienta que ha venido para ayudarnos".

De hecho, el murciano define al VAR como "el mejor" del mundo. "Hay que valorar el arbitraje y el fútbol español. Tenemos una liga completísima y su arbitraje está a la altura. No sólo los equipos llegan lejos en competiciones europeas, también los árbitros españoles. El VAR español es el mejor. No nos perjudica, sólo nos ayuda a que se subsanen los errores", señala.

En Deportes

    0
    comentarios

    Servicios