Menú

Marga Crespí: "El cambio de entrenadora es lo mejor que le ha pasado a la natación sincronizada"

La mallorquina ha asegurado que "ahora sales feliz al terminar el entrenamiento; antes no". 

0
La mallorquina ha asegurado que "ahora sales feliz al terminar el entrenamiento; antes no". 

La nadadora del equipo nacional de natación sincronizada Marga Crespí ha afirmado en una entrevista para el portal Som Balears que "el cambio técnico vivido por el equipo ha sido lo mejor que le ha pasado a la natación sincronizada en mucho tiempo", después de que Anna Tarrés no fuera renovada tras los Juegos Olímpicos de Londres y Esther Jaumà ocupara su lugar.

La nadadora mallorquina, integrante del equipo desde 2008 y ganadora, entre otras, de la medalla de bronce olímpica y del oro en el Mundial de Roma 2009, ha comentado que "ahora sales con felicidad de la piscina después de haber completado un buen entrenamiento, cosa que antes no sucedía. Eso no quiere decir que sean menos duros, ni mucho menos. Pero sí estamos más a gusto y más felices por cómo han cambiado los entrenamientos".

"Anna tenía una manera particular de hacer las cosas, y a muchos no le gustaban. Era demasiado dura, la verdad. Y si no la renovaron, será por algo, porque a nadie la echan así como así después de haber conseguido tantos éxitos".

Marga, que en la entrevista repasa sus inicios en la natación, con seis años, su llegada hasta el equipo nacional, y las vivencias en los Juegos Olímpicos de Londres, destaca la motivación que para ella supone pasar a formar parte del dúo junto a Ona Corbanell, tras la marcha de Andrea Fuentes. "Ahora más que nunca entreno con una ilusión añadida, y no pienso decepcionar a mi entrenadora".

Afirma, no obstante, que el ambiente que rodea ahora mismo al equipo no es el más adecuado. "Todo el ruido que hizo Anna Tarrés cuando se marchó, y que sigue haciendo, no estuvo bien. Ahora, por suerte, con el nuevo equipo todo es distinto..."

Señaló a aquellos que dudan de las nadadoras, porque "Anna merece su reconocimiento con todo lo que ha logrado, pero al final quien sale a trabajar, a competir, quien puede tener un mal día y perder o un buen día y ganar somos nosotras, las nadadoras".

Marga Crespí terminó señalando que "al final, lo que queda, son las medallas, los resultados. Nos preguntaban que si las medallas con Tarrés estaban manchadas. ¿Manchadas? Para nada. Nos costó muchísimo trabajo conseguirlas, y son bien nuestras y bien merecidas".

En Deportes

    0
    comentarios