Menú

Sergio García, un caballero eliminado en el Accenture Match Play

El golfista español cedió un hoyo a su rival, Rickie Fowler, tras considerar que le había incomodado por una discusión con un árbitro.

0
El golfista español cedió un hoyo a su rival, Rickie Fowler, tras considerar que le había incomodado por una discusión con un árbitro.
El golfista español Sergio García. | Archivo

La caballerosidad del Sergio García dará mucho que hablar, después de caer en eliminado un hoyo abajo ante Rickie Fowler en octavos de final del Accenture Match Play en Arizona.

El Match Play, al contrario que el resto de torneos de golf, dispone que los jugadores se enfrenten en duelos individuales, en un cuadro en el que cada partido ganado supone avanzar una eliminatoria hasta llegar a la final. El golfista español se enfrentaba Fowler en un partido que tuvo controlado hasta con tres hoyos de ventaja.

Sin embargo, todo cambió en el sexto hoyo con unas incómodas avispas. Uno de los golpes de García cayó junto a un numeroso grupo de estos insectos y detuvo el juego por una discusión con uno de los árbitros. El español entendió que el retraso en el partido incomodó a su rival, y rompió su concentración, y decidió recompensarle.

Por ello, en el hoyo 7, el castellonense decidió ofrecerle un halve (empatar el hoyo de mutuo acuerdo) cuando Fowler se enfrentaba a un putt de unos ocho metros y el castellonense a uno más corto y visiblemente más sencillo. El español creyó que era lo que debía hacer para compensar lo sucedido anteriormente.

A partir de ahí, el partido cambió de rumbo. Sergio García ganó el octavo hoyo, pero perdió los dos siguientes gracias a dos birdies de su Fowler. Los siguientes hoyos estuvieron igualados hasta que el español falló dos putts claros de dos metros en los hoyos 14 y 15. Fowler empató el choque en el 16 con otro birdie y, tras otro par de ambos en el 17, se llevó el choque con otro birdie espectacular en el hoyo 18.

"En el fondo solo fue cuestión de sentirme bien conmigo mismo. Es un deporte de caballeros y debemos seguir siendo deportivos. Esa es la clave del golf, mi padre así me lo enseñó. No me arrepiento de lo que hice aunque perdiese. Al menos, me voy de aquí con una buena sensación. El resultado, además, nada tiene que ver con mi gesto, ya Rickie jugó mejor en los diez últimos hoyos", afirmó Sergio García tras el partido.

En Deportes

    0
    comentarios