Menú

José Bernal, alcalde de Marbella: "Pablo Ráez ha tenido una filosofía de la que todos debemos aprender"

El alcalde de Marbella entrega este martes la medalla de la ciudad a Pablo Ráez, el joven fallecido víctima de una leucemia.

0
El Primer Palo (27/02/17): Ultraligero - Pablo Ráez El Primer Palo

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

El alcalde de Marbella entrega este martes la medalla de la ciudad a Pablo Ráez, el joven fallecido víctima de una leucemia.
Pablo Ráez, el joven que logró que se consiguieran las donaciones de médula. | Facebook Pablo Ráez

Nos atiende amablemente pero se le nota afectado. A José Bernal, alcalde de Marbella, le cuesta expresarse por el dolor que recorre a una localidad que este fin de semana ha estado de luto. Ha perdido a los 21 años, a uno de sus vecinos más ilustres, Pablo Ráez, y un ejemplo para todos desde que el pasado 10 de noviembre tuviera que ser ingresado de nuevo para un trasplante urgente de médula. Su padre confirmaba a eso de las ocho de la tarde del sábado el fallecimiento de Pablo, al no poder sobrevivir a una durísima infección.

En el entierro, el máximo responsable de la ciudad de Marbella expresó sus condolencias a la familia y esbozó un discurso para devolverles todo el cariño de la localidad. "No hemos perdido sólo a un deportista. Hemos perdido a uno de nuestros vecinos más significados. Era Pablo, le conocía desde pequeño. Es tremendo. Quizá el peor fin de semana de mi vida y, sin duda, el peor desde que soy alcalde", dijo.

Le preguntamos sobre la medalla de la ciudad, enorme detalle del Consistorio para la familia que será la que reciba por Pablo todo el reconocimiento de su casa, de golpe. Nos matiza un asunto y sale al paso de alguna publicación en medios de comunicación. "Quiero decir que no le hemos concedido la medalla a título póstumo. Es una medalla concedida el 28 de noviembre, pero este martes 28 de febrero (Día de Andalucía) es cuando se entregan las condecoraciones. Lo que sucede es que todo ha sido muy rápido. Pensábamos que todavía podía recogerla en vida, pero no ha sido posible", apunta el alcalde en una entrevista a El Primer Palo, el programa deportivo nocturno que Juanma Rodríguez dirige y presenta en esRadio.

Toda Marbella se echó a la calle este pasado domingo. El entierro, multitudinario, como todos los actos que ha protagonizado Pablo últimamente. Esas ganas de vivir que tenía él por encima de la lógica que le haría pensar a cualquiera que es imposible, que con el deterioro físico no se puede luchar, que te hace desesperarte sin darte cuenta. Que te funde poco a poco. Al contrario de eso, Pablo Ráez quiso vivir más que nadie y dijo alguna vez que "lo triste no es morir, lo triste es no disfrutar viviendo".

Dice el alcalde que la generosidad de Pablo se veía en sus declaraciones como la que hace dos semanas le llevó a decir que "la donación no era para salvar su vida, sino la de muchos otros". Eso, dice Bernal, "no es normal". "Te lleva a la conclusión de que estábamos ante un héroe, ante alguien fuera de lo habitual" y continúa "aunque me entristecería que rápido se nos olvidara qué ha hecho Pablo, cómo se ha comportado y cómo ha plasmado su sufrimiento para revitalizar a determinada parte de la población. En definitiva que se nos olvidara su filosofía con la que todos debemos aprender".

Al chico, ejemplo de todos estos últimos meses, se le apagó la voz de manera definitiva el sábado en una habitación de un hospital malagueño. Se fue la ilusión que él mismo había tenido siempre por salir adelante desde aquel 25 de marzo de 2015, cuando le fue diagnosticada la enfermedad, sin obviar que era cada vez más complicado, sobre todo desde que el trasplante de noviembre no salió bien. Sobre todo desde que había empezado a notar unos dolores insoportables y las molestias eran cada vez más notables. Ha dejado a unos padres que se mantenían como podían el domingo en el entierro y que este martes recibirán el reconocimiento de toda la ciudad. Ha dejado a su novia Andrea, que se despedía de él en la red social Instagram mostrando el tatuaje que se ha hecho por ella y por Pablo. "Siempre juntos". Para no olvidarle nunca.

En Deportes

    0
    comentarios