Menú

La marcha española recupera el orgullo con el cuarto puesto de Martín y el sexto de García Carrera

Gran actuación de los españoles que se quedaron a un paso de las medallas.

0
Gran actuación de los españoles que se quedaron a un paso de las medallas.
La dupla española dio la cara en Tokio | EFE

Dos años después de su completo fracaso en los 20 km de los Mundiales de Doha, la marcha española recuperó su orgullo con el cuarto puesto olímpico del extremeño Álvaro Martín y el sexto del madrileño Diego García Carrera, campeón y subcampeón de Europa, respectivamente.

Los dos dieron siempre la cara en el grupo delantero y sólo en el penúltimo kilómetro les faltaron fuerzas para dar respuesta al ataque del italiano Massimo Stano, que también doblegó a los dos japoneses, Koki Ikeda y Toshikazu Yamanishi, para devolver el título a Italia 17 años después de la victoria de Ivano Brugnetti en Atenas por delante de Paquillo Fernández.

Stano venció con una marca de 1h21:05, seguido de Ikeda (1h21:14), Yamanishi (1h21.28) y del campeón de Europa, Álvaro Martín (1h21:46), que encabezó la gran actuación española junto al subcampeón continental, Diego García Carrera, sexto con 1h21:57.

El murciano Miguel Ángel López, que fue campeón del mundo en Pekn 2015, terminó en el puesto 31 con un tiempo de 1h27:12.

La prueba masculina de 20 km inauguraba la sede de Sapporo, escenario algo menos caluroso pero tan húmedo o más que Tokio, para la caminata y el maratón.

En el momento de la partida el termómetro marcaba 31 grados y la humedad era del 63 por ciento en el parque Odori, escenario del circuito de un kilómetro.

En el km 12 Wang fue alcanzado por el ocho perseguidor, formado por 2 japoneses, 2 españoles, 2 chinos, Stano y el ruso Vasiliy Mizinov, subcampeón mundial en Doha 2019, que poco después fue penalizado con dos minutos en boxes.

A partir del 13 Yamanishi se retiró de la cabeza, dejando la responsabilidad a Stano, Martín -titular europeo- y García Carrera.

La escuela española, con el campeón y el subcampeón de Europa al frente, necesitaba borrar la mala imagen que dejó hace dos años en los Mundiales de Doha. "Hay que levantar cabeza, en Tokio hay que liarla", fue el comentario de Álvaro tras el fracaso de Doha, donde terminó en el puesto 22.

El marchador extremeño iguala el puesto conseguido por José Marín en Seúl'88, en una prueba que ha dado a España una medalla de oro (Dan Plaza en Barcelona'92) y una de plata (Paquillo Fernández en Atenas 2004).

En el Mundial de Doha, Miguel Ángel López fue vigésimo sexto y Diego García Carrera llegó en el puesto 35.

0
comentarios

Servicios

  • Inversión
  • Seminario web
  • Radarbot
  • Historia