Menú

Zejna Krantic, la española de Bosnia que arrasa en las MMA: "Soy la persona que soy gracias a la guerra"

LD entrevista a la luchadora de MMA, afincada en Guadalajara, que acaba de lograr la triple corona con su victoria en el Europeo de Georgia.

LD entrevista a la luchadora de MMA, afincada en Guadalajara, que acaba de lograr la triple corona con su victoria en el Europeo de Georgia.
La luchadora hispano-bosnia Zejna Krantic, junto a su maestro Chinto Mordillo. | Meguro Castilla

La Guerra de Bosnia empezó el 6 de abril de 1992 y se desarrolló durante más de tres años y medio —14 de diciembre de 1995—, dejando cerca de 200.000 muertos y casi un millón y medio de refugiados y exiliados. Cuando estalló el conflicto, Zejna Krantic (Kljuc, Bosnia-Herzegovina, 28 de noviembre de 1988) era una niña de tres años y medio. Hoy, tres décadas después, lo ha ganado todo en las artes marciales mixtas (MMA), portando con orgullo la bandera de España, el país que la acogió con los brazos abiertos hace casi tres lustros, allá donde triunfa.

A finales del pasado mes de septiembre logró en Tiflis, la capital de Georgia, el único gran título que faltaba en su palmarés, el Campeonato de Europa, para conquistar la Triple Corona tras haber ganado tres títulos nacionales de España (2020, 2021 y 2022) y el Campeonato del Mundo en Singapur en 2020.

Lo hizo, además, derrotando a la georgiana Sofiia Bagishvili, la gran favorita que llegaba a la final como la número uno del ranking KSW —las siglas de la polaca Konfrontacja Sztuk Walki, una de las principales organizaciones de artes marciales mixtas en Europa—. Pero Krantic acabó imponiendo su ley para hacerse con el título continental en la categoría de 52 kilos.

"No he ganado en el gimnasio de mi barrio, no, sino que me he ido a Georgia a pelear en un Campeonato de Europa. He ganado a una georgiana que es una favorita clara, que lleva 11 victorias consecutivas, y he hecho una cosa increíble. Pero claro, luego nuestro deporte pasa desapercibido y se da un bombo tremendo a otras noticias que no tienen tanta importancia", explica Zejna Krantic, también conocida como Sei entre sus allegados, en una distendida entrevista a Libertad Digital.

Una dura infancia por la guerra

La bosnia, afincada en España desde hace 14 años —primero llegó a Galicia, luego a Gijón y después a Guadalajara, donde reside desde enero de 2019—, es una guerrera no sólo en el octógono, sino también en el día a día, en su vida cotidiana. "Toda historia tiene dos caras y la guerra no iba a ser menos; gracias a la Guerra de Bosnia soy la persona que soy. Me tuve que separar de mis padres y fui a vivir con mis abuelos, que murieron después de la guerra. No pude conocer a mis padres hasta el año 1996", explica Zejna a este periódico. "Mi padre era militar y tenía que esconderse, se iba al frente... creo que lo llevo en la sangre y por él siempre me llamaron la atención las armas y la defensa personal", relata.

Zejna Krantic abandonó su Bosnia natal en 2008, con sólo 19 años, y viajó a España para buscarse la vida. Estuvo durante un tiempo en Galicia y luego se desplazó a Gijón para estudiar telecomunicaciones e informática. Al mismo tiempo trabajaba para poder subsistir. Por si fuera poco, también sacó un hueco para una de sus aficiones como es la defensa personal: así se inició en el krav magá —el sistema oficial de lucha y defensa personal que utilizan las Fuerzas de Defensa y Seguridad israelíes— de la mano de Armando Carriles, uno de los mejores instructores de esta especialidad. En la ciudad asturiana pudo conocer también a Joel Álvarez, pionero español en la UFC, la mayor empresa de artes marciales mixtas del mundo.

"El maestro Mordillo siempre busca la perfección"

A finales de 2018 viajó a Madrid para participar en un torneo y allí conoció al maestro Chinto Mordillo, leyenda de las artes marciales en España y actualmente uno de los promotores de MMA más importantes a nivel internacional. Chinto vio en ella madera de campeona y no dudó en acogerla como su discípula. Entonces Zejna tomó una decisión que le ha cambiado la vida: pocas semanas después, en enero de 2019, lo dejó todo para irse a vivir a Guadalajara y ponerse en manos del maestro Mordillo y de su esposa, la también luchadora Karla Benítez, en el gimnasio Meguro Castilla MMA que ambos regentan. Desde entonces, Sei tiene un récord de 14 victorias y sólo dos derrotas, como el propio Chinto Mordillo se ha encargado de destacar a este periódico.

"Llevo unos cinco o seis años en este mundillo, pero tres en serio en las MMA, desde que conocí al maestro", cuenta Zejna Krantic a Libertad Digital. "Chinto es mi mayor inspiración y doy gracias a la vida por haberle encontrado porque somos esas almas gemelas alumno-entrenador. Pero no sólo es mi entrenador, sino también un grandísimo apoyo en el día a día. Es una persona muy dura y exigente, que me lleva a los límites y siempre busca la perfección, pero precisamente por ello nos hace grandes a los competidores", añade.

0310-zejna2-recorte.jpeg
Chinto Mordillo (2i), con algunos de sus luchadores estrella, entre ellos Zejna Krantic (c). | Meguro Castilla

Bajo la tutela de Chinto Mordillo, la luchadora de origen bosnio ha podido conquistar tres títulos nacionales, un oro y una plata europeos y un oro y un bronce mundiales. Un medallero envidiable no sólo para cualquier luchador de MMA, sino también para cualquier deportista. "He hecho historia en las MMA españolas porque hasta entonces nadie había ganado un oro mundial, aunque Miriam Santana lo ha vuelto a conseguir después. Había algunos bronces europeos, pero poco más, así que me siento súper orgullosa. Estamos abriendo camino a las futuras generaciones, tanto en este deporte como en el deporte femenino. Las chicas tenemos un poco más de dificultades en este mundo, pero poco a poco se nos va reconociendo cada vez más", asegura Zejna a LD.

Pese a su laureada trayectoria, la deportista afincada en Guadalajara, que se gana la vida trabajando en una conocida cafetería de la ciudad, no se conforma con lo que tiene y dice que siempre quiere más. "Siempre tengo retos. Acababa de ganar el Europeo en Georgia y en el podio ya estaba pensando en el Campeonato del Mundo GAMMA de este año —por el momento se desconocen tanto la sede como la fecha—. Voy a trabajar mucho más duro, más fuerte, y voy a ir a por el oro", dice.

"En España no se reconocen las MMA"

Zejna trabaja por las mañanas y luego entrena por las tardes —"todos los días de la semana cuando hay una competición cerca", explica a este periódico—. Dice tener la suerte de que en su lugar de trabajo se amoldan a sus rutinas y a sus competiciones, dejándole flexibilidad en los horarios laborales. Por ello se considera una auténtica privilegiada, una deportista que ya se siente plenamente realizada con el mero hecho de poder entrenar haciendo lo que le gusta. "Soy súper feliz con mi aprendizaje, aprendiendo cosas nuevas todos los días. Lo de competir y ganar medallas está muy bien, pero creo que es más un premio a todo lo que vienes trabajando, así que lo más importante es ser feliz haciendo lo que hago, y yo estoy muy contenta conmigo misma en ese sentido", apunta.

Asimismo, Zejna Krantic hace un llamamiento para que las MMA tengan mayor visibilidad en España. "Somos un país donde las MMA no son reconocidas como deporte, no tenemos ayuda ni subvenciones, así que el maestro y la asociación AEMMA tienen que buscarse la vida buscando constantemente patrocinadores. En otro país, si alguien hace lo que he hecho yo ganando un Europeo y un Mundial, lo sacan por todos lados, pero aquí es muy complicado. No nos dan el valor que realmente merecemos, así que a los que nos entrevistáis sólo podemos daros las gracias", apunta Zejna para añadir: "Es mi esfuerzo, pero también el de mis compañeros, el de mi maestro, el de AEMMA… para los que estamos luchando pero también para las futuras generaciones, abriéndoles el camino y tratando de conseguir que las MMA sean cada vez más reconocidas".

Temas

En Deportes

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso