Menú

Miles de aficionados aclaman a Ronaldinho en el Camp Nou mientras el Barcelona prescinde de Riquelme

El nuevo fichaje del Barcelona, el delantero brasileño Ronaldinho Gaucho, se ha vestido por primera vez de azulgrana ante los más de 20.000 aficionados que se han congregado en el Camp Nou. Lo ha hecho el mismo día que la entidad barcelonista ha confirmado que el centrocampista argentino Juan Román Riquelme es el jugador extracomunitario descartado para la próxima temporada.

0
L D (EFE) La presencia de Ronaldinho sobre el césped del Camp Nou ha conllevado una cifra récord de seguidores en las gradas con motivo de la presentación de un jugador. El "crack mediático" de la directiva de Joan Laporta empezaba a ejercer como tal congregando instantes antes a un elevado número de informadores que obligaba a los servicios de prensa a habilitar una sala de mayor aforo a la utilizada habitualmente para este tipo de acontecimientos. La cláusula del jugador es de 100 millones de euros y el precio que ha pagado el Barcelona al París Saint-Germain por su fichaje, según explicaba Laporta, es de 25 millones a las que podrían añadirse dos variables por incentivos de dos y tres millones de euros respectivamente.

Ronaldinho se declaraba "feliz" por su llegada al equipo azulgrana y ha cumplido con el típico deseo de darle "muchas alegrías" a su nueva afición "Se está cumpliendo un sueño que tenía desde pequeño y, ahora, tengo la oportunidad de hacerlo realidad", manifestaba el jugador, quien compareció ante los medios de información junto a Joan Laporta y al secretario técnico del club, Aitor Txiki Begiristain. Ronaldinho espera seguir la estela de otros brasileños que recientemente pasaron por el Camp Nou, entre los que ha citado a Romario da Souza, Ronaldo Luiz Nazario y Vitor Borba Rivaldo.

Laporta: "Con él, el Barcelona estará en la primera línea mundial"

Joan Laporta insta al brasileño a que se "integre en la sociedad catalana" y niega que este fichaje dé credibilidad a su junta, tras haber repetido durante la campaña electoral la fórmula de fichar a dos "cracks mediáticos" y a tres jugadores de alto nivel. De todos modos, Laporta admite que veía cumplido uno de sus objetivos y se declaraba "satisfecho" por haber logrado la incorporación de Ronaldinho. El dirigente azulgrana se levantaba de inmediato para abrazarse con su vicepresidente Sandro Rosell, responsable del área deportiva y al que responsabilizaba del fichaje.

Posteriormente, Joan Laporta agradecía al jugador su preferencia por el Barcelona y a los hermanos del futbolista -Roberto, que a la vez es el representante, y Daisy- su participación en la llegada del jugador a la Ciudad Condal. Incluso, Laporta se dirigió al presidente del París Saint-Germain, Francis Graille, presente en el Camp Nou para destacar la "profesionalidad" que, a su entender, ha demostrado durante las negociaciones. El presidente, que durante la campaña electoral tuvo como uno de sus lemas el de dedicar sus mejores años laborales al club, repetía la fórmula al referirse a Ronaldinho, del que ha dicho que contribuye a situar al Barcelona en la "primera línea mundial".

Txiki Begiristain ha intervenido para destacar la dificultad de encontrar una alternativa al brasileño en el caso de que no se hubiese llevado a cabo el fichaje. "Se trata de un futbolista decisivo, joven y ganador", señalaba Begiristain, quien ha añadido que "los equipos grandes se hacen con jugadores grandes". Según el secretario técnico barcelonista, "Ronaldinho lo que hace es crear juego y casi da más goles de los que hace, por lo que se trata de aprovechar esta cualidad para que se beneficien los que estarán a su alrededor"

Riquelme, el extracomunitario descartado

Tras la comparecencia ante los informadores, el jugador pisaba el césped, donde le esperaban más de 20.000 seguidores, mientras que Joan Laporta y buena parte de sus directivos se situaron en el palco para seguir los primeros toques de balón del brasileño con la camiseta azulgrana. El jugador, de 23 años, ha firmado por cinco temporadas y lucirá el diez como dorsal, el mismo número que hasta ahora pertenecía a Juan Román Riquelme. Cuestionado al respecto, Txiki Begiristain confirmaba que Riquelme es el extracomunitario de los cinco que figuran en al actual plantilla -junto a Rustu Recber, Javier Saviola, Rafael Márquez y Ronaldinho- descartado por los técnicos, ya que sólo cuatro pueden contar con ficha en la Liga española.

Begiristain precisaba, de todos modos, que el argentino debe tener una salida del club "como se merece" y se mostraba partidario de una cesión, al considerarlo "recuperable". "Se trataría de esperar hasta que adquiera condición de comunitario alguno de sus compañeros", puntualizaba el secretario técnico azulgrana en referencia a la posible nacionalización de Saviola o a la aplicación de la sentencia Kolpak en el caso de Rustu. El anuncio de la nueva situación de Riquelme llegaba instantes de que una pantalla ofreciese imágenes de Ronaldinho con el lema «bienvenido» y de que el jugador saltase al césped convertido en la nueva esperanza de la afición azulgrana.

En Deportes

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios