Menú

Sara Sorribes, Paula Badosa y Aliona Bolsova, las nuevas joyas del tenis femenino español

La primera es campeona de Europa júnior y la segunda, subcampeona de España en categoría absoluta. Bolsova viene de caer en cuartos en Australia.

0
La primera es campeona de Europa júnior y la segunda, subcampeona de España en categoría absoluta. Bolsova viene de caer en cuartos en Australia.
Sara Sorribes, Paula Badosa y Aliona Bolsova.

Lejos quedan los tiempos en los que España era uno de los grandes referentes del tenis femenino mundial. Con Arantxa Sánchez Vicario y Conchita Martínez como máximos exponentes, la Armada logró cinco títulos de la Copa Federación (Fed Cup) en ocho años (entre 1991 y 1998), tres de ellos de manera consecutiva (1993-1995), si bien es cierto que luego disputó tres finales en las que perdió ante Estados Unidos (2000 en Las Vegas), Eslovaquia (2002 en Gran Canaria) y Rusia (2008 en Madrid).

Desde entonces, el transitar del equipo español por la Fed Cup ha sido bastante irregular, cosechando derrotas en cuartos de final que le condenaron al descenso al Grupo Mundial II. Como la que sufrió en febrero de 2014 en la primera ronda disputada en Sevilla contra la República Checa, a la postre campeona, y dos meses después contra el equipo polaco, liderado por las hermanas Radwanska (Agnieszka y Ursula), en la eliminatoria que tuvo lugar en el Olímpico de Montjuic.

Y ahí, en el barro, tendrá que pelear España este próximo fin de semana para tratar de regresar a la elite. Duro compromiso el que le espera al conjunto hispano –con Garbiñe Muguruza como gran referente y, junto a ella, Soler-Espinosa, Lara Arruabarrena y Anabel Medina–, que viaja a Galati (a unos 220 kilómetros al noreste de Bucarest) para medirse a un conjunto rumano formado por Simona Halep –actualmente número 3 del mundo–, Irina Camelia-Begu, Monica Niculescu y Alexandra Dulgheru.

Garbiñe, nueva líder de la Armada

Ante la ausencia de Carla Suárez –número 17 del ranking–, por una serie de molestias en el codo derecho y por planificación de calendario, el mando lo asume esta vez la debutante Garbiñe Muguruza, en el puesto 24 de la clasificación mundial. La tenista de Guatire –a las afueras de Caracas–, nacida el 8 de octubre de 1993, ha decidido plantar a Venezuela y defender los intereses del equipo español, donde está llamada a ser la nueva líder en un futuro próximo.

Garbiñe Muguruza. | Archivo

Junto a ella, otra de las jóvenes tenistas es la guipuzcoana Lara Arruabarrena, que en marzo cumplirá 23 años y está situada actualmente en el puesto 86 del ranking. Garbiñe y Lara representan el futuro del tenis femenino español, sin olvidar que Carla Suárez (26) todavía tiene bastantes años por delante.

Lo que viene por detrás

Y justo detrás de estas tres raquetas encontramos a tres jovencísimas jugadoras que, según los expertos, tienen un gran futuro por delante. Se trata de Sara Sorribes Tormo (octubre de 1996), Aliona Bolsova y Paula Badosa, estas dos últimas nacidas en noviembre de 1997.

Sorribes, castellonense de Vall d'Uxó, se proclamó campeona de Europa júnior el pasado verano. Lleva jugando al tenis desde los cuatro años, actualmente está situada en el puesto 226 del ranking WTA y acaba de perder ante la estadounidense Sachia Vickery en la final torneo de Sunrise (Florida), a la que llegó tras endosarle una bicicleta (6-0 y 6-0) a la rusa Darya Kasatkina en semifinales.

Sara Sorribes. | Cordon Press

Muy prometedor es también el futuro de Aliona Bolsova, situada en el puesto 677 de la clasificación mundial. Nacida en Kishinev (Moldavia) e hija de atletas olímpicos que compitieron por la URSS, Aliona emigró a España siendo una niña para instalarse junto a su familia en Llafranc, cerca de Palafrugell (Gerona), y se enamoró del tenis en 2004, con apenas seis años, cuando vio ganar a Maria Sharapova ante Serena Williams en la final de Wimbledon.

Aliona, en el décimo puesto del ranking mundial sub'18, acaba de hacer cuartos de final en el torneo júnior del Abierto de Australia –partía como cuarta favorita–, donde cayó ante la húngara Dalma Galfi por 6-1 y 7-6 (4).

Tras las dudas sobre a qué país representaría Bolsova, si a España o Moldavia, la jugadora afincada en Palafrugelll recuerda que "sólo tengo un pasaporte y es español", después de haber obtenido la nacionalidad española hace dos años. "Lo único que tengo que esperar hasta 2016 para defender a mi país porque jugué con Moldavia la Summer Cup", dice Aliona, en cuyo hombro derecho luce un curioso tatuaje que reza: 'Limitations only exists if you let them' (Las limitaciones sólo existen si tú las permites).

Aliona Bolsova. | Cordon Press

Y, por último, está el caso de Paula Badosa, hija de un catalán y una estadounidense. La jugadora de 17 años, nacida en Nueva York y residente en Begur (Gerona), está llamada a ocupar los primeros puestos de la WTA en un futuro no demasiado lejano –actualmente está situada en el puesto 454 del ranking–. Su entrenador es Pancho Alvariño –por sus manos han pasado jugadores de la talla de David Ferrer, Marat Safin, Igor Andreev, Dinara Safina, Anabel Medina y Sara Errani, entre otros– y su mentor es Albert Molina, el mismo que Ferrer.

Con Badosa se avecina un caso parecido al de Muguruza. Tanto Sara Sorribes como la neoyorquina fueron seleccionadas el año pasado por Miguel Sánchez Dopico fue responsable del CAR de San Cugat hasta el pasado mes de noviembre, cuando fue imputado por abusos sexuales a una menor para disputar el Europeo, pero Paula se negó sin justificación alguna. Al parecer, habría seguido la estrategia de su entorno: negarse a jugar por España y amagar con participar por otro país.

Badosa, finalista en el último Campeonato de España absoluto –cayó ante Lara Arruabarrena tras superar a Silvia Soler y Laura Pous en cuartos y semifinales, respectivamente– ha vuelto ahora a Cataluña tras una etapa en Valencia y ha fichado a Xavi Budó, técnico de Carla Suárez. Además de con la canaria, este año entrenará también con Garbiñe.
Paula Badosa. | @Alvarpanch

Sara, Aliona y Paula. Sin duda tres joyas que, junto a Garbiñe, iluminan el panorama tenístico femenino español tras unos años con más sombras que luces.

En Deportes

    0
    comentarios

    Servicios