Menú

Serena Williams, la historia del primer bebé ganador de un Grand Slam

Estando ya embarazada de su hija, Serena ganó el Open de Australia de 2017. Actualmente está en una mala racha con 4 finales y 4 derrotas.

0
Estando ya embarazada de su hija, Serena ganó el Open de Australia de 2017. Actualmente está en una mala racha con 4 finales y 4 derrotas.
Serena Williams, la historia del primer bebé ganador de un Grand Slam

Serena Jameka Williams tiene más títulos de Grand Slams que letras entre su nombre y sus dos apellidos. Solo con ese hecho se puede entender qué significa para el tenis el nombre de la campeona estadounidense y eso contando solo los majors logrados en categoría individual.

El desglose exacto de los títulos individuales (23) de Grand Slams para Serena es el siguiente: 7 Open de Australia, 3 Roland Garros, 7 Wimbledon y 6 Open de EEUU. Y este es el de dobles (14): 4 en Australia, 2 en Francia, 6 en Inglaterra y 2 en EEUU. Sus números asustan y solo es superada por la inmortal Margaret Court que tiene en su palmarés 24 Grand Slams individuales y 19 de dobles.

Con los números citados anteriormente es lógico que los aficionados al tenis quieran ver siempre a la mejor Serena Williams sobre una pista de tenis, sin embargo, esas ganas de rememorar triunfos pasados se está quedando siempre en un "quiero", pero no "puedo". El quiero son las finales que ha logrado tocar la veterana tenista de 38 años y el 'no puedo' las cuatro oportunidades que ha perdido para lograr su 24º título de Grand Slam.

En 2018, Serena alcanzó las finales de Wimbledon y US Open, exactamente lo mismo que ha sucedido en 2019. El problema es que el camino en ambos años ha sido el mismo: paso firme hacia la final y derrota en el partido decisivo. ¿Qué le ocurre a Serena? Aparentemente nada ya que habría un problema físico o de nivel importante si ni siquiera alcanzase dichas finales, pero una vez allí las sensaciones que transmite es que tiene miedo a fallar. No se sabe si el miedo es por fallarse a sí misma o si, por el contrario, es algo más global o incluso histórico. Ser madre le ha cambiado la vida y ganar un Grand Slam tras estar cerca de morir en el parto de su hija Olympia la convertiría, aún más, en una leyenda del deporte.

Madre de un bebé ganador de un Grand Slam

Alexis Olympia Ohanian Jr, así se llama la hija de Serena Williams con su marido, Alexis Ohanian, cofundador y director ejecutivo de la plataforma social estadounidense Reddit. Su historia no es una historia cualquiera ya que Olympia tiene el honor de ser 'ganadora' de un Grand Slam estando todavía en la barriga de su madre.

Serena, que en su día escondió este hecho a los medios de comunicación, acabó reconociendo que jugó el Open de Australia de 2017 sabiendo ya que estaba embarazada de unas 8 semanas. Ese torneo lo jugó con el permiso de los médicos y lo acabó ganando logrando el que es hasta la fecha su último título de Grand Slam. En el documental Todo sobre Serena Williams de HBO, la propia tenista explicó que estuvo a punto de morir tras dar a luz ya que la cesárea le provocó problemas muy graves debido a su tendencia a la formación de coágulos sanguíneos.

Sufrimiento y derrotas

Una vez superada la recuperación post-parto, Serena Williams ha vivido un periodo de recuperación complicado con un final agridulce ya que ha vuelto a ser la jugadora que era salvo por un detalle muy importante. Serena pierde todas las finales que juega y no solo en Grand Slams, también perdió este año en Toronto. Incluso ha tenido momentos polémicos como el que vivió con Naomi Osaka en la final del US Open de 2018 en la que acusó de"machista" al árbitro del partido aún a sabiendas de que había recibido indicaciones ilegales de su entrenador en pleno partido.

Mientras Serena recupera el trono del tenis sobre la pista aún tiene ganado el que se juega fuera. La menor de las Williams ha invertido en un total de 34 empresas nuevas en los últimos cinco años y ha aumentado su patrimonio a los 225 millones de dólares según la revista Forbes. Es cabeza de cartel junto a Roger Federer de la marca Wilson y cada vez que Serena cambia de raqueta, sus hinchas lo hacen con ella. Libertad Digital ha tenido acceso a la nueva Wilson Blade v7 de Serena que ya es un éxito de ventas en todo el mundo.

Aún queda temporada para ver si Serena Williams vuelve a plantarse en una final, pero tendrá que esperar a la temporada que viene para probar fortuna en los Grand Slam. La gran ganadora, de momento, se ha olvidado de ganar finales.

En Deportes

    0
    comentarios

    Servicios