Menú

España cierra 2008 con un aumento récord del paro y una tasa del 14%

La sangría laboral continúa. El paro aumentó en 1.280.300 personas en 2008, un 66,4% respecto a 2007. El número total de parados alcanza 3.207.900, la cifra más alta desde 1996. La tasa de paro sube hasta el 13,91%, su nivel más alto desde el año 2000, según la Encuesta de Población Activa (EPA).

La depresión entra por el sur
827.000 familias tienen todos sus miembros en paro
La sangría laboral continúa. El paro aumentó en 1.280.300 personas en 2008, un 66,4% respecto a 2007. El número total de parados alcanza 3.207.900, la cifra más alta desde 1996. La tasa de paro sube hasta el 13,91%, su nivel más alto desde el año 2000, según la Encuesta de Población Activa (EPA).
LD (M. Llamas) El paro crece en España a un ritmo récord. En concreto, el número de desempleados aumentó un 66,4% respecto a 2007. Es decir, 1.280.300 personas a lo largo de 2008. Así, según la última Encuesta de Población Activa (EPA), correspondiente al último trimestre del pasado año, el número de desempleados alcanza ya los 3.207.900 de personas, una cifra no vista desde el primer trimestre de 1996.

 
De este modo, España cerró el pasado año con una tasa de paro del 13,91%, la más alta de la serie histórica comparable, que arranca en 2001. Sin embargo, remontándose más atrás, el mercado laboral español no registraba un porcentaje tan alto de desempleo desde el primer trimestre de 2000, cuando llegó a alcanzar el 14,79% de la población activa.

 
España ha destruido 620.000 empleos en los últimos 12 meses  
 
Entre octubre y diciembre del año pasado el volumen de ocupados descendió en 489.600 personas respecto al tercer trimestre de 2008, un 2,41% menos. Por su parte, los desempleados aumentaron en 609.100 personas, un 23,44% más.
 
En el conjunto del ejercicio 2008 se destruyeron 620.100 empleos, un 3% menos, con lo que el total de los ocupados volvió a situarse por debajo de la barrera de los 20 millones de personas (19.856.800 empleados).
 
827.200 hogares con todos sus miembros sin empleo
 
Todo ello, se traduce en un drama para un número creciente de familias. Y es que, los hogares donde todos sus miembros se encuentran en paro aumentaron en 385.500, en los últimos 12 meses hasta sumar un total de 827.200 hogares. Un 87,2% más respecto a 2007.
 

 
Además, según los datos ofrecidos por el INE, el número de hogares en los que no hay ningún miembro que pertenezca a la Población Activa asciende ya a los 4,105 millones.
 
Mientras, en el cuarto trimestre de 2008 el número de hogares que tienen a todos sus miembros activos trabajando se sitúa en 10.099.100, lo que supone 384.700 menos que en el trimestre anterior y 596.300 menos que hace un año.
 
Por si ello fuera poco, el número de parados también crece entre los que perdieron su empleo hace más de un año (en 179.600). En cambio, desciende entre los que buscan su primer empleo (8.100 parados menos).
 
El total de ocupados se sitúa por debajo de los 20 millones
  
Por su parte, el número de activos aumentó en 660.200 personas en 2008, el 2,95%, con lo que la población activa quedó constituida por 23.064.700 personas y la tasa de actividad repuntó algo más de un punto hasta el 60,13%. En el cuarto trimestre del año pasado, el volumen de activos creció en 119.600 personas, el 0,5% en relación al trimestre precedente.
 
El sector servicios lidera el aumento del desempleo
 
Por sectores, el desempleo aumentó en todos ellos en 2008, principalmente en el sector de servicios, con 393.900 parados más en el pasado año, seguido de la construcción, con 358.900 personas y la industria, con 155.500 desempleados. En cuanto a la evolución intertrimestral por sectores, el sector servicios registró 210.700 parados más, la construcción 143.400, la industria 80.200 y la agricultura 3.400.
 
Asimismo, la destrucción de empleo en 2008 afectó en mayor medida a la  construcción, donde se perdieron 558.500 empleos (-20,73%). Sin embargo, la mayor parte de los puestos de trabajo destruidos el año pasado se concentraron en el sector de la industria, que perdió 219.500 empleos (-6,69%), y en la agricultura, con 42.400 empleos menos (-4,68%). Sólo el sector servicios creó empleo en 2008, con 200.200 nuevos ocupados (+1,47%).
 
El paro entre los extranjeros supera el 20%
 
Desagregando los datos por nacionalidades, el paro de los españoles aumentó en 2008 en 908.600 personas (+59,78%), en tanto que los extranjeros en situación de desempleo aumentaron en 371.700 personas (+91,18%). La tasa de paro de los españoles se situó en el 12,52%, unos nueve puntos menos que la de los extranjeros (21,26%).
 
Afecta más a los hombres
 
El paro aumenta más en el último trimestre de 2008 entre los varones (335.300) que entre las mujeres (273.800). El número total de parados varones (1.688.800) supera al de mujeres en 169.800. La tasa de paro de los hombres es del 12,96%, lo que supone 2,64 puntos más que en el tercer trimestre de 2008. La de las mujeres sube 2,47 puntos y se sitúa en el 15,14%. En los últimos trimestres se ha producido un progresivo acercamiento de ambas tasas.
 
El número de asalariados cae en más de 560.000 trabajadores
 
Durante el pasado año, el número de asalariados descendió en 568.400 personas (-3,37%), hasta sumar 16.308.200 personas. Los trabajadores con contrato indefinido crecieron frente al descenso de los temporales. En concreto, los asalariados con contrato indefinido se incrementaron en 95.700 (+0,82%), mientras que los temporales descendieron en 664.100 (-12,73%). De esta forma, la tasa de temporalidad descendió en torno a un punto y cerró el año en el 27,9%.
  
La mayor parte del empleo destruido el pasado año fue a tiempo completo (-716.000), un 3,96% menos, frente a la creación de 95.900 contratos a tiempo parcial, con crecimiento interanuales del 4%. Por su parte, los trabajadores por cuenta propia descendieron el pasado año en 58.200 personas (-1,6%), lo que situó el número total de empleados por cuenta propia en 3.535.000 personas.
  
Andalucía lidera el ránking
 
El paro aumentó en 2008 en todas las comunidades autónomas, aunque descendió en Ceuta y Melilla. El mayor incremento correspondió a Andalucía, con 326.300 parados más, seguida de Cataluña (204.000 parados más) y Comunidad Valenciana (+158.500 desempleados).
  
En cuanto a la ocupación, ésta cayó en todas las regiones excepto en Asturias (+5.200 ocupados) y Ceuta (+2,700 ocupados). Cataluña fue la que encabezó la destrucción de puestos de trabajo, al perder 148.300 ocupados respecto a 2007. A continuación se situaron Andalucía (-166.500 empleos), Canarias (-79.500) y Comunidad Valenciana (-61.000).

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro