Menú

La OCDE aplaza hasta 2010 la recuperación y teme que los precios se disparen en la UE

El fantasma de la deflación puede dejar paso a un notable crecimiento de los precios (la temida hiperinflación), pero los países de la UE no tienen margen de maniobra para afrontar esta tendencia, según alerta la OCDE. La recuperación no llegará, al menos, hasta la segunda mitad de 2010.

Zapatero mata al mensajero
0
El fantasma de la deflación puede dejar paso a un notable crecimiento de los precios (la temida hiperinflación), pero los países de la UE no tienen margen de maniobra para afrontar esta tendencia, según alerta la OCDE. La recuperación no llegará, al menos, hasta la segunda mitad de 2010.
LD (EFE) El crecimiento económico de los estados de la moneda única europea aún se contraerá durante la primera mitad de 2009 y permanecerá "por debajo de la tendencia" hasta mediados de 2010, según el estudio, presentado en París.

La OCDE considera que para afrontar esos riesgos las autoridades de los países de la zona del euro deberán responder adecuadamente a los retos que plantea la inestabilidad de los mercados financieros y hace un llamamiento para que se dé una "regulación adecuada" de éstos.

En el estudio se admite que las presiones inflacionistas parecen estar controladas y que las perspectivas de crecimiento económico actuales contribuirán a reducir la inflación, pero advierte que si la tendencia se invierte habrá un margen limitado para actuar sobre el encarecimiento de los precios. Es decir, que si la deflación deja paso a una hiperinflacion, o lo que es lo mismo, un crecimiento desorbitado de los precios, las autoridades políticas y monetarias carecen de capacidad de maniobra.

La hiperinflación es muy peligrosa, según explica en LD David Sanz Bas (Licenciado en Ciencias Económicas por la Universidad Complutense de Madrid y miembro del Instituto Juan de Mariana).

El pasado noviembre, la OCDE revisó a la baja sus perspectivas de crecimiento para el conjunto de sus países miembros y auguró una caída del 0,3% de su Producto Interior Bruto (PIB) en 2009.En concreto, para la zona del euro pronosticó una caída del PIB del 0,5%, mientras que espera que en Estados Unidos caiga un 0,9% y en Japón el 0,%.

En su estudio, la OCDE advierte a los países de la zona del euro que deberán hacer un ejercicio de disciplina fiscal suplementario, ya que las medidas anunciadas por varios gobiernos para contribuir a la estabilización de los mercados financieros tendrán costes en relación con sus cuentas públicas.

En cuanto a la acción coordinada emprendida por varios países para garantizar la estabilidad del sistema financiero, en el estudio se afirma que "está por ver si serán suficiente para descongelar los mercados interbancarios o para impedir un nuevo endurecimiento de las normas de concesión de préstamos".

"Aunque los gobiernos europeos han dedicado fondos para recapitalizar bancos, son escasos los que, hasta ahora, han recurrido a ellos", constata la OCDE, que considera que esta actitud puede estar justificada porque los bancos prefieran en primer lugar acudir a la financiación privada.

En cuanto a las decisiones de varios países de garantizar de manera global los depósitos en los bancos, en el estudio se advierte de que se trata de una medida que "conlleva el germen de futuros problemas bancarios" y se recuerda que debe tratarse de acciones aplicadas "a tiempo y temporales".

En Libre Mercado

    Servicios