Menú

Solbes utiliza la técnica del avestruz y rechaza los informes de sus antiguos compañeros en Bruselas

Solbes no cree ya ni a sus antiguos compañeros de Bruselas. El vicepresidente segundo rechaza que el paro vaya a subir al 18,7% en 2010, como asegura la Comisión Europea, y, lo más sorprendente, no cree que los problemas inmobiliarios echen más leña en el fuego de la crisis.

0
Solbes no cree ya ni a sus antiguos compañeros de Bruselas. El vicepresidente segundo rechaza que el paro vaya a subir al 18,7% en 2010, como asegura la Comisión Europea, y, lo más sorprendente, no cree que los problemas inmobiliarios echen más leña en el fuego de la crisis.

(Libertad Digital) El vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Economía y Hacienda, Pedro Solbes, se mostró convencido este lunes de que el paro en España no subirá hasta el 18,7% de la población activa en 2010, tal y como ha pronosticado la Comisión Europea. Señaló además que es "discutible" afirmar, como hace Bruselas, que los países con mayor peso de la vivienda vayan a tener más dificultades económicas.

Esta argumentación revela la falta de criterio de Solbes, ya que él mismo trabajó para la oficina estadística de la UE, Eurostat, un organismo comunitario al que ahora no da crédito. En cuanto al análisis del vicepresidente que descarta que la explosión de la burbuja inmobiliaria eche más leña en el fuego de la crisis, sólo se comprende, como señala el portavoz económico del PP, Cristobal Montoro, si Solbes desea que el presidente del Gobierno le releve de su cargo.

Solbes admitió que las previsiones del Ejecutivo comunitario son "algo más pesimistas" que las que publicó el Gobierno el pasado viernes, especialmente para el año 2010. Bruselas cree que la economía española se contraerá un 2% este año y un 0,2% en 2008, mientras que el Gobierno afirma que el retroceso este año será del 1,6% pero que en 2010 se recuperará un crecimiento del 1,2%.

Y atribuyó esta discrepancia a las distintas valoraciones que hacen Madrid y Bruselas del impacto de las medidas que ha puesto en marcha el Gobierno frente a la crisis, y de la evolución de la población activa y de la generación de empleo.

"Pero estamos hablando de un momento de gran volatilidad y por lo tanto intentar afinar mucho las previsiones en estas circunstancias es muy complicado", indicó el vicepresidente en declaraciones a la entrada de la reunión de ministros de Economía de la eurozona.

Al ser preguntado por el vaticinio de Bruselas de que el paro en España alcanzará casi el 19% de la población activa en 2010, Solbes reconoció que "es una cifra que impresiona" pero insistió en que el Gobierno considera que "esa cifra no se va a alcanzar". "Creemos que la cifra será menor. Yo no veo en estos momentos un paro en España que alcance los cuatro millones de trabajadores", señaló.

Estas manifestaciones siguen a las realizadas la semana pasada por el ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, que también descarta que España pueda registrar un volumen de desempleados de cuatro millones de personas. De momento, el maquillaje estadístico de Corbacho saca de las listas a 400.000 desempleados, por lo que el montante de parados alcanza ya los 3,5 millones de personas.

La diferencia entre la previsión de Bruselas y la del Gobierno, que pronostica un paro máximo del 15,9% este año, se explica, según Solbes, porque el Ejecutivo comunitario parte del supuesto de que España necesitará un mayor crecimiento para generar empleo y de que la población activa crecerá más de lo que piensa el Gobierno.

Solbes se contradice a él mismo

El vicepresidente económico afirmó además que es "discutible" afirmar, como hace el Ejecutivo comunitario, que los países donde la construcción tiene un mayor peso, como España, vayan a experimentar "dificultades adicionales" que retrasarán la recuperación. Todo lo contrario de lo que dicen sus propios informes.

"Es un supuesto que no es el nuestro. Nosotros creemos que las posibilidades de tocar fondo en el año 2009 son claras y, por lo tanto, ya en el segundo semestre de 2009 deberíamos ver más claro el futuro y el 2010 debería ser un mejor año", aseguró Solbes.

Explicó que el "gran reto" ahora es "conseguir salir de la crisis cuanto antes y salir de la forma mejor posible". El vicepresidente explicó que el momento de salida de la crisis "va a depender del contexto internacional" y subrayó que no hay consenso entre los analistas sobre "quién va antes y quién va después". "Nuestro trabajo ahora es hacer las reformas necesarias para salir de la mejor forma posible", concluyó.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD