José Luis Rodríguez Zapatero, presidente del Gobie
print
CREE QUE LA PRESIÓN FISCAL "DEBE IR EVOLUCIONANDO A LA BAJA"

Zapatero presume de superávit y habla de reducir impuestos sin concretar medidas

De nuevo la política económica ha sido la baza exhibida por Zapatero para avalar su propia gestión. Lo ha hecho en el Congreso Nacional de la Empresa Familiar, el mismo foro en el que participó el lunes Rajoy. Sin concretar ninguna medida, Zapatero ha insinuado una posible reducción de impuestos, justo después de anunciar un aumento del superávit del Estado. Según el último avance de actuación de las Administraciones Públicas del Ministerio de Economía, la presión fiscal ha aumentado casi dos puntos en lo que va de legislatura.

Noticia publicada el 23-10-2007

LD (EFE) El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha anunciado los últimos datos del superávit de la Seguridad Social -que, según el Gobierno, alcanzó en septiembre los 13.722 millones de euros- y ha sugerido la posibilidad de nuevas rebajas de impuestos. En el discurso de clausura del décimo Congreso Nacional de la Empresa Familiar, Rodríguez Zapatero ha calificado de "prudente" la política presupuestaria del Gobierno y ha asegurado que, precisamente esta característica, ha permitido ir mejorando el superávit de las cuentas públicas y reducir la deuda pública al 34 por ciento.

Además, ha hablado de la reducción de la deuda. En su opinión, esto ha hecho posible que "la política de reducción impositiva pueda continuar", además de señalar que la presión fiscal en España "debería ir evolucionando a la baja". No obstante, no ha especificado ninguna medida inmediata para la reducción de impuestos.

El jefe del Ejecutivo ha dicho que el Fondo de Reserva, la hucha de las pensiones españolas, habrá alcanzado al final de esta legislatura los 52.000 millones de pesetas, frente a los 15.000 millones de 2004.
 
Respecto al crecimiento, Zapatero ha vuelto a pronosticar que economía española, cerrará este año con un crecimiento en niveles "próximos" a los de 2006 -que fue del 3,9 por ciento-, e insistió en que el impacto que tendrán las turbulencias financieras será "limitado". Desde el departamento de Economía, en ocasiones se ha dicho que este impacto será nulo y en otras ocasiones, se ha afirmado que será prácticamente inapreciable.

Además, el presidente ha reiterado que España cuenta con un "sólido sistema financiero" con una "escasa exposición" a las hipotecas "subprime" estadounidenses, así como con una "bajas tasas de morosidad" y una "excelente solvencia empresarial", en la que los beneficios ordinarios netos de las compañías "multiplican por cuatro" los costes financieros.

El jefe del Ejecutivo ha señalado que la economía española ha superado los "problemas históricos" que tenía y además de contar con unas cuentas saneadas, en esta legislatura se ha creado empleo "como nunca", con tres millones de nuevos puestos de trabajo y un paro que estará por debajo del 8 por ciento. Frente a más de 600 representantes de empresas familiares españolas, Zapatero quiso destacar el esfuerzo continuado de todos los actores económicos y políticos, y especialmente se ha felicitado de lo que ha cailficado como logros en el marco del diálogo social.
 
En su opinión, estos logros son la firma de la Declaración para el Diálogo Social con patronal y sindicatos y otros veinte acuerdos suscritos. Para Zapatero, esta legislatura ha sido el periodo de "mayor paz social" desde 1977, en que "menos huelgas ha habido y menos horas de trabajo se han perdido.

Aprovechó entonces para poner "un nueve" a empresarios y sindicatos, nota muy superior la que los asistentes a este congreso han puesto a la situación económica -un seis- y a la política -un tres-.

Muy comprometido con el cambio climático

Zapatero también destacó el compromiso de España con el problema del cambio climático y subrayó que la estrategia llevada a cabo por el Ejecutivo permitirá que se incorpore a los países que "afrontan decididamente" este reto.

Sus afirmaciones se producen después de que ayer el presidente del PP, Mariano Rajoy, dijera en este mismo foro que hay que estar "muy atentos" al cambio climático, pero matizó que "tampoco lo podemos convertir en el gran problema mundial".

Zapatero no hizo referencia en ningún momento a las palabras de Rajoy, aunque recordó el compromiso español con la estrategia española de desarrollo sostenible que presentará próximamente el Gobierno a la Comisión Europea y en la que han participado empresas, sindicatos y ciudadanos.

Ante la preocupación del presidente del Instituto de Empresa Familiar, Juan Roig, por la "elevada tensión política existente", Zapatero aseguró que su Gobierno es "muy favorable" al diálogo y a los consensos "con todos aquellos que quieren y que han querido" y añadió que su interés es que "prime más el diálogo que la confrontación".

Tras poner como ejemplos el diálogo social y la "nueva etapa de permanente búsqueda de entendimiento" con las comunidades, insistió en que el Gobierno ha hecho "todo aquello que ha podido" para que así sea", tras lo que añadió que "hay una relación directa entre la exageración de la crítica y la falta de proyecto".


Noticias relacionadas            Enviar a: Agregar a MEN?AME Agregar a TECHNORATI Agregar a DEL.ICIO.US Agregar a YAHOO Agregar a GOOGLE

Enlaces patrocinados