Menú

Boyero vuelve a criticar a Almodóvar: "Su película es más ridícula que compleja"

Lo nuevo de Almodóvar se ha proyectado en Cannes. Y podría traer polémica. A Carlos Boyero no le ha gustado nada La piel que habito.

libertad digital
0

El jueves se presentó la nueva película de Pedro Almodóvar en el 64º festival de Cannes, donde compite en la sección oficial y aspira a lograr alguno de los grandes festival de esta edición.

La película, que aborda una historia más propia de un thriller o un filme de terror, supone la primera incursión del director en este género. Y ha generado una total división de opiniones. Tanto, que existe riesgo de que se reedite la polémica de Los abrazos rotos, que enfrentó a Almodóvar con El País y el crítico de ese medio enviado a Cannes, Carlos Boyero.

En 2009, el director manchego cogió una fenomenal rabieta contra El País y Boyero, sorprendido de los malos comentarios que éste dispensó a su anterior película, Los abrazos rotos. Almodóvar arremetió entonces contra Boyero y Borja Hermoso, director de Cultura de El País, por la "hostilidad" que mostraron hacia su película. El propio diario tuvo que contestar al director.

Ahora, el crítico comenta en el diario La piel que habito, proyectada en Cannes. Y tampoco ha disfrutado con ella. Dice Boyero que le "resulta imposible acercarme en estado virginal, sin poseer referencias sobre su contenido, ya que la sabia maquinaria publicitaria que maneja inmejorablemente Almodóvar" ya se había ocupado de dar que hablar antes, asegura en el diario de Prisa.

Dice Boyero que imaginaba una "historia que navega entre Sófocles y el Hitchcock menos juguetón". "La espera hasta que Almodóvar comienza a darnos explicaciones y a contar los antecedentes de misterio tan tortuoso me proporciona un muy discreto interés"

Pero pronto, cuando la madeja se desenreda, se producen "situaciones que pretenden tener enjundia emocional y solemnidad de tragedia griega, pero que involuntariamente provocan la risa que acompaña a lo grotesco y a la seriedad forzada". Dice Boyero que empieza a "notar el sonrojo ante la impostura habitual de este director cuando abandona la comedia, cuando habla de educaciones malas, abrazos rotos, líricos parloteos con ella, recovecos del alma y las pasiones que devoran a los seres humanos. Es cuestión de creérselo o de no creérselo. En mi caso no hay manera de que me lo tome en serio".

Según Boyero, durante la proyección en Cannes se produjeron "reacciones tan insólitas como que una parte del público se ría en momentos que se presuponen desgarradores. Al acabar la película descubro que esa misma gente aplaude entusiasmada. Al parecer interpretan que esa intensidad sentimental es mitad en broma y mitad en serio, que la característica ironía de su creador se está cebando con las supuestas explosiones de sensibilidad, que existe una armonía genial entre la armonía y el espanto. Si es así, a mí se me escapa esa fascinante dualidad. No estoy dotado para captar tanta sutileza. Lo que veo y escucha me resulta tan hinchado como hueco, más ridículo que complejo".

Ni siquiera se consuela Boyero con la actuación de Antonio Banderas. "Aquí no logro encontrar a ninguno de los dos Banderas que admiro, el del Zorro y el de Átame. Se supone que Almodóvar le ha exigido economía de gestos (...) Yo le encuentro anódino".

La rueda de prensa

"Es inútil hablar a los lectores del amor, la indiferencia o la irritación que te transmite una película que ellos no podrán juzgar hasta dentro de cinco meses. Cuando ocurra, pasen y vean. Volveré a escribir de ella. Con anticipada fatiga".

Sobre la película y durante la rueda de prensa posterior al pase, Almodóvar trató de explicar que "mientras yo escribía los científicos han ido adelantándome con el descubrimiento de la célula que da vida y sus incursiones en la transgénesis. Y cuando la ciencia llegue a ese momento ¡ya veremos qué lugar ocupan las religiones, que se habrán quedado completamente atrás!". Además, justificó las risas de los asistentes diciendo que las "risas son siempre bienvenidas. Cada público es diferente. Me desconciertan las risas de los espectadores estadounidenses, que se lo pasan mejor que los españoles".

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 7 comentarios guardados

    Servicios