Menú

Justin Bieber, nombrado peor artista de la historia

La razón que esgrime la revista New Musical Express es que ha convertido a todo el mundo en "zombis con el cerebro de una niña de 12 años". (Volver)

ELEMENTA dijo el día 16 de Agosto de 2011 a las 12:23:37:

Estoy de acuerdo. Por ejemplo just in time es igual de malo pero
al menos es puntual..., y no se esconde detrás de un flequillo.

Favila dijo el día 16 de Agosto de 2011 a las 09:59:48:

Aqui no sería un artista, sería un intelectual.
Y se permitiría dar lecciones y todo.

siona dijo el día 15 de Agosto de 2011 a las 02:26:18:

No estoy de acuerdo.Tela los guiñapos que tenemos aquí en el bando de la zeja...

speeds3 dijo el día 14 de Agosto de 2011 a las 16:29:43:

Estoy de acuerdo.

paserifo dijo el día 14 de Agosto de 2011 a las 16:26:12:

¡Qué exageración!

En primer lugar, no me gusta esta especie de nuevo significado de la palabra "artista" para referirse a los cantantes o músicos exclusivamente, independientemente de si cantan bien o mal, o si son muy populares o muy desconocidos u odiados por mucha gente. Artista es quien hace arte, da igual cómo. El arte ese sentimiento breve y brillante como las chispas que experimentamos cuando percibimos algo sacude y zarandea nuestra razón.

En segundo, este pobre chaval no hace nada que no le hayan dicho que haga. No es exactamente «responsable» de sus actos. Por lo tanto, no se le puede valorar como artista. Quizás como intérprete. Pero despreciar su persona es muy injusto, pues los culpables del espanto que tanto critican permanecen en la sombra y son quienes deberían ser criticados.

Por otra parte, mucha música popular que hoy es considerada de gran valor artístico fue agriamente criticada hace sesenta años. Con esto quiero decir que los críticos del arte suelen decir muchas idioteces y que, como demuestra la Historia, los gustos estéticos cambian con cada generación. Y desde el punto de vista de la psicología, los gustos estéticos también cambian en la misma persona a lo largo de su vida. Y no pasa nada, no es ningún crimen ni pecado ni nada malo.

Y digo más, sólo hay algo más abundante que la estupidez, y es la queja. Nos quejamos de todo y por todo, y da igual que sea con razón o sin ella, pues quejarse es una forma de malgastar la propia vida. Por tanto, mejor sería evitar quejarse y sufrir por cosas que no tienen solución y dedicarse más a los escasos placeres que podemos conocer en este mundo. ¿O será que quejarse es una forma más de placer que está a disposición del hombre? No lo parece, si entendemos que lo placentero no produce mal mientras dura, sino sólo se retira. En cambio, la queja sólo produce bien cuando desaparece su causa. Luego la queja sería más bien una forma de antiplacer o displacer. Y parece bueno evitar el mal. Así pues, menos quejarse y más disfrutar.

« 1 »