Menú
OPERACIÓN CONTRA REDONDO

Benegas y Bono defienden a Terreros y creen que la filtración de la reunión es malintencionada

En medio de la operación PRISA-PSOE contra Redondo surgen voces que no entienden el escándalo. Además de los incondicionales del político vasco, ahora Txiki Benegas y José Bono creen que la reunión con Aznar fue normal, se comunicó y no se habló del PSE sino de ETA. El presidente del PSE y el presidente manchego creen que la filtración ha sido malintencionada.

L D (Agencias) El presidente del PSE-EE, Txiki Benegas , aseguró que "no hay que dar mayor importancia" a la reunión que el pasado verano mantuvo el ex secretario general del PSE-EE Nicolás Redondo Terreros con el presidente del Gobierno, José María Aznar, ya que, en su opinión "entra dentro de lo normal" y se está "sacando de quicio". Además, señaló que el hecho de que se haya hecho pública no perjudica a Redondo.

Benegas explicó que el propio Redondo Terreros le informó del contenido de ese encuentro poco después de que se produjera. En este sentido, recalcó que en la reunión se habló de "cómo combatir más eficazmente el terrorismo y cómo acabar con ETA". "Yo no le di mayor importancia y creo que se está sacando de quicio algo que se habitual entre los líderes políticos que a veces tienen conversaciones que, por su propia naturaleza, son discretas".

En su opinión, quien ha desvelado ahora la existencia de esa reunión no lo ha hecho "con demasiada buena intención", aunque se mostró convencido de que no va a perjudicar a la hipotética candidatura de Redondo Terreros.

Por su parte, el presidente de Castilla-La Mancha, José Bono , afirmó que la reunión Aznar-Redondo, "no es un delito" y "en democracia se puede comer y hablar con quien se desee". Tras una conversación con Redondo, asegura Bono, "sé que no fue una reunión secreta, a no ser que secreta quiera ser una intención más que la descripción de una realidad".

Añadió que Redondo Terreros le ha contado que informó al secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, antes y después de su entrevista con el presidente del Gobierno e insistió en que sin ser del PP ni votar a Aznar "comer con él no es ni un delito ni un motivo de descalificación". Bono manifestó su afecto por Nicolás Redondo y aseguró que de los dirigentes vascos que conoce es "al que más argumentos le he escuchado contra ETA, y a mí, todo el que está en contra de esta banda terrorista y cuanto más en contra mejor, me es cercano y tengo la tentación de sentirme afectuosamente amigo de quien así se manifiesta".

El alcalde de La Coruña, Francisco Vázquez , manifestó este miércoles que Nicolás Redondo está sufriendo un ataque "desmesurado e injusto por parte de aquellos que intentan volver a una situación de subordinación del Partido Nacionalista Vasco". El alcalde coruñés dijo el encuentro entre Redondo y Aznar "tan secreto no es si se dice que existió" y señaló que "yo ceno con frecuencia con muchos dirigentes políticos para intercambiar impresiones, es lo más natural del mundo".

Asimismo, dijo que los ataques a Redondo proceden "evidentemente del mundo nacionalista y de todos aquellos que son lacayos de los nacionalistas y que intentan por una vía o por otra abrir un proceso de cambio de la Constitución española y de la estructura política y administrativa del país".



© www.libertaddigital.com 2002
Todos los derechos reservados

Titulares de Libertad Digital
Suscríbase ahora para recibir nuestros titulares cómodamente cada mañana en su correo electrónico. Le contamos lo que necesita saber para estar al día.

  
!-->

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso