Menú

Urdangarín llega a los juzgados entre abucheos y ristras de chorizos

Con abrigo y bufanda ha llegado Urdangarín a los juzgados. No ha hecho declaraciones. Ha despachado a los periodistas con un escueto "buenos días".

50
Con abrigo y bufanda ha llegado Urdangarín a los juzgados. No ha hecho declaraciones. Ha despachado a los periodistas con un escueto "buenos días".
El recibimiento a Urdangarín

Un año después y, por segunda vez, el duque de Palma, Iñaki Urdangarín, ha tenido que hacer el recorrido más amargo de su vida. Los 40 metros de paseíllo a pie hasta el Juzgado de Instrucción Número 3 de Palma de Mallorca, dirigido por el magistrado José Castro.

El juez le había citado esta mañana a las 9:30, y el yerno del Rey ha llegado a las 9:12, pero esta vez no ha hecho declaraciones a los medios. Apenas un escueto "buenos días" tras reunirse con su abogado Mario Pascual Vives, que estaba esperándole para acompañarle en el recorrido.

El marido de la infanta Cristina ha llegado a los Juzgados en la parte trasera de un Peugeot 406 plateado, después de que haya aterrizado a las 08:50 horas en el Aeropuerto de Palma, junto a su abogado, Mario Pascual, y el secretario de las Infantas, Carlos García Revenga, en un avión de Iberia procedente de Madrid.

Así, Urdangarin ha salido por la puerta de autoridades del aeropuerto palmesano y se ha introducido en la parte trasera del citado vehículo, mientras que su letrado ha cogido un taxi. Por su parte, García Revenga ha salido por la puerta normal del aeródromo palmesano, donde le esperaban decenas de fotógrafos y cámaras de televisión.

De esta manera, a diferencia de lo que sucedió en su primera declaración ante el juez, Urdangarin no ha dormido en el Palacio de Marivent, ni ha llegado a la capital balear acompañado de la infanta Cristina.

Las grandes medidas de seguridad tomadas en torno a los juzgados de Vía Alemania no han evitado que varias personas esperaran la llegada del duque para reprocharle su comportamiento. Cerca de un centenar de ellos, situados a una manzana del recinto, han gritado a Urdangarín "devuelve el dinero", "ladrón" o "chorizo". Algunos vecinos de Palma habían colgado en sus balcones ristras de chorizos para recibir al yerno del Rey. 

Las claves de la declaración

El magistrado, que ha llegado al juzgado en torno a las 7:15 de la mañana, le preguntará por las actividades presuntamente fraudulentas del Instituto Nóos después de que su exsocio, Diego Torres, declarara la semana pasada que tanto la infanta Cristina como el rey don Juan Carlos estaban al corriente de dichos negocios.

Desde la última vez que se vieron las caras el duque y el instructor, la investigación judicial ha avanzado notablemente y se han detectado, por ejemplo, múltiples movimientos financieros desde el organismo sin ánimo de lucro que presidió Urdangarín a paraísos fiscales.

Además, en los últimos doce meses la defensa de Diego Torres ha entregado al juzgado más 200 correos donde se reflejan cómo Iñaki Urdangarin informaba al Rey, a la amiga de éste, Corinna Sayn-Wittgenstein, a su esposa y al secretario personal de las infantas Cristina y Elena de las actividades de Nóos.

De hecho, tras la publicación de esos mails el magistrado José Castró imputó al secretario de las infantas, Carlos García Revenga, quien también declarará este sábado en los juzgados de Palma. Lo asistirá como letrado el exfiscal de la Audiencia Nacional y penalista de reconocido prestigio, Enrique Molina.

Expectación internacional

Dichas citaciones han generado máxima expectación; prueba de ello es que el mismísimo The New York Times lleva este viernes al yerno del Rey en su portada. Medios de comunicación de diferentes países –Alemania, Suiza, Holanda, Francia– se han acreditado para cubrir la información. En total hay más de 200 periodistas acreditados para seguir los interrogatorios en las inmediaciones de los Juzgados de Palma.

Durante su declaración, el yerno del Rey se sentará frente al juez, con un micrófono delante, y tendrá además una pequeña mesa por si necesita contar con documentación. A su derecha estarán las acusaciones: los dos fiscales, Pedro Horrach y Miguel Ángel Subirán; los representantes de la Abogacía del Estado en nombre de la Agencia Tributaria y de las comunidades autónomas de Baleares y Valencia, como acusación particular; y la abogada del sindicato Manos Limpias, que ejerce la popular. 

Asimismo, en la sala estarán presentes los representantes legales de las 20 partes personadas en el caso Nóos que deberán acceder a la misma sin dispositivos móviles ni electrónicos para evitar así las filtraciones a los medios de comunicación.

En la sala, de 35 metros cuadrados donde permanecerán 40 personas, habrá un retrato de su suegro, el rey don Juan Carlos, junto con las banderas de España y de Baleares.

Esta vez las declaraciones serán grabadas, aunque las cintas con el vídeo y el audio de los interrogatorios serán custodiadas en el juzgado. Las partes personadas sólo accederán a la transcripción de las mismas y probablemente tardará varios días en notificarse.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios