Menú

El Supremo rechaza el recurso de las víctimas y cierra el caso Manzano

Nuevo portazo judicial  al 11-M. Falla que el archivo de la causa contra el ex jefe de los Tedax por ser cosa juzgada no es recurrible.

Libertad Digital
58

El Tribunal Supremo notificó el jueves a la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M y a la AVT la sentencia en la que inadmite sus recursos contra la decisión de la Audiencia de Madrid de cerrar el caso Manzano. Por tanto, el Alto Tribunal ha puesto fin al intento de las víctimas del 11-M de investigar la actuación del ex jefe de los Tedax y, con ella, lo sucedido en torno a los explosivos de la masacre.

En su sentencia, el TS no llega a pronunciarse sobre si la Audiencia de Madrid tenía o no razón cuando dijo que Manzano ya había sido investigado anteriormente y que, por tanto, se trataba de un caso de "cosa juzgada". El Alto Tribunal se limita a explicar que, para poder recurrir el archivo en casación, habría sido necesario que la investigación hubiera estado más avanzada.

En concreto, que la titular del Juzgado de Instrucción 43, Coro Cillán, ya hubiera dictado un auto formal de imputación de Manzano –equivalente al procesamiento-, algo que no había sucedido cuando el ex jefe de los Tedax recurrió ante la Audiencia la negativa de la juez a cerrar el caso.

"No solamente no había recaído resolución de imputación equivalente a la de procesamiento", dice el Supremo, "es que la propia instructora proclamaba con insistencia que el estado de la investigación no había reportado información suficiente para adoptarla".

Para archivar la causa en enero del año pasado, la Audiencia se basó en que, antes de que Cillán abriera unas diligencias, otro juez de Madrid ya había archivado una denuncia previa que incluía a Manzano, lo que impedía una segunda investigación contra el ex jefe de los Tedax.

En el recurso ahora rechazado, las víctimas pidieron al TS que no dejara en nada la investigación contra Manzano por la existencia de una previa denuncia genérica que ni siquiera se admitió. Si se optara por un criterio contrario, explicaban, los autores de un delito podrían urdir una denuncia en su contra lo suficientemente mal fundada como para garantizar su archivo y, con ello, la imposibilidad de investigarles en el futuro.

La denuncia de Alternativa Española

El antecedente esgrimido por la defensa de Manzano y la Audiencia de Madrid es la denuncia que el partido Alternativa Española presentó en 2009 contra el tedax, su perito químico y otros 10 mandos. El escrito se apoyaba en el libro Titadyn, que "desmontaría la tesis" de la sentencia del 11-M sobre los explosivos. El asunto recayó en el Juzgado de Instrucción número 6, cuyo titular, Ramiro García de Dios, cerró el asunto decretando su archivo definitivo sin practicar diligencia alguna.

En julio de 2009 se abrió la causa que ahora se cierra a raíz de una querella presentada contra Manzano y la perito de los Tedax por la Asociación de Ayuda a las Víctimas. La juez Cillán la admitió a trámite e imputó a ambos por los delitos de encubrimiento, omisión del deber de perseguir delitos y falso testimonio.

Qué le queda a las víctimas

Tras el archivo del Supremo, las víctimas tiene abierta una posibilidad que apuntaba la Audiencia Provincial de Madrid en su auto de archivo del caso Manzano. Puesto que se trataba de víctimas del atentado, como tales el Juzgado número 6 de Madrid debería haberles notificado la decisión de cerrar la investigación. Esa previsión legal no se cumplió, lo que supone que las víctimas puedan ahora pedir que se les notifique o bien darse por enteradas de aquel archivo, lo que les abriría la puerta a un recurso contra el mismo. Si este fuera rechazado por el juez, aún cabría una apelación ante la Audiencia de Madrid.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation