Menú

Las dos testigos rumanas ratifican ante la juez que vieron a Zougam el 11-M

J-70 y C-65 se ratificaron en todo lo declarado hasta ahora y no quisieron responder a la juez. Se enfrentan a una querella por falso testimonio.

82

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

Federico en 60'': Las testigos rumanas "dudosas" del 11-M Es Noticia

Ponlo en tu web

Copia el código HTML para insertar el audio "Federico en 60'': Las testigos rumanas "dudosas" del 11-M " en tu blog, página web o en un foro. Puedes cambiar el ancho antes de copiar y pegar el código.

Ancho:

Código:

×

No puede escuchar el directo

Tienes alguna extensión del navegador que está bloqueando la reproducción, seguramente un bloqueador de anuncios. Desactívelo si quiere escucharnos.

×

Las dos testigos rumanas que afirmaron en el juicio del 11-M haber visto a Jamal Zougam en el tren de Santa Eugenia han ratificado su versión ante el juez que instruye la causa por un posible delito de falso testimonio. J-70 y C-65 estaban citadas este miércoles a declarar en condición de imputadas en los juzgados de Plaza de Castilla (Madrid) a raíz de la querella que interpuso contra ellas el condenado como autor material de la masacre de Madrid.

Una vez que han recordado su condición de víctimas de los atentados de Madrid, J-70 y C-65 se han negado a responder a las preguntas de la titular el Juzgado de Instrucción Número 39 de Madrid, Belén Sánchez, y del Ministerio Fiscal acogiéndose así a su derecho a no declarar, según informaron fuentes jurídicas presentes en la declaración a este diario.

Las ciudadanas rumanas han acudido a los juzgados de Plaza de Castilla (Madrid) con el rostro tapado debido a su condición de testigos protegidos y acompañadas por varios familiares.

La primera en pasar al juzgado de la magistrada Sánchez ha sido J-70 a las 10:20 horas para, posteriormente, hacerlo C-65. Las acusaciones ejercidas por los abogados Eduardo García Peña y Francisco Andújar han solicitado para las testigos protegidas la imposición de varias medidas cautelares: retirada del pasaporte, comparecencias semanales en el juzgado más cercano a su domicilio y libertad provisional previo pago de una fianza de 10.000 euros. Tanto la fiscal como la defensa ejercida por el abogado Gonzalo Boye se han opuesto a las mismas.

Durante el juicio del 11-M, el testimonio de J-70 sirvió para corroborar el de la amiga con la que asegura que viajaba en el tren de Santa Eugenia, la testigo C-65, que denunció a Zougam el 1 de abril de 2004. La testigo protegida J-70, que tardó once meses en afirmar que vio al marroquí a en el tren de Santa Eugenia, fue tachada de víctima "dudosa" en un primer informe de Interior, según informa El Mundo.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco