Menú

El Gobierno lleva a la Audiencia Nacional los homenajes a seis terroristas de ETA

Fueron recibidos con aplausos, pasillos de honor e, incluso, con cohetes y repicar de campanas.

9

Al menos séis de los 56 terroristas de ETA que han salido en el último mes y medio a la calle tras la sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) sobre el recurso de la etarra Inés del Río Prada contra la Doctrina Parot han recibido distintos tipos de homenajes cuando han regresado a las localidades del País Vasco donde residían. Se trata de Juan Manuel Piriz, Juan José Legorburu, Pagoa Zulueta, Juan Ignacio Delgado, Javier Martínez Izaguirre y Inmaculada Pacho.

Estos hechos han venido siendo recogidos por el delegado del Gobierno en el País Vasco, Carlos Urquijo, quien lo ha remitido a la Fiscalía de la Audiencia Nacional al tratarse de una posible vulneración de la Ley Reconocimiento y Protección Integral a las Víctimas del Terrorismo y de su equivalente en la legislación autonómica vasca.

Además, también podrían vulnerar el artículo 578 del Código Penal, que establece que los actos que entrañen "descrédito, menosprecio o humillación" de las víctimas del terrorismo o de sus familiares se castigarán con de uno a dos años de prisión.

El primer caso de homenaje fue el del terrorista de ETA Juan Manuel Piriz López, el segundo que quedó en libertad tras Inés del Río Prada. El etarra, que cumplía condena en la prisión de Algeciras (Cádiz), se trasladó hasta Bilbao en avión el pasado 26 de octubre. A su llegada al aeropuerto de Loiu, sobre las 12.30 horas, había esperándole entre treinta y cuarenta personas, que no dudaron en vitorearle y agitaron tanto ikurriñas como banderas en favor de la amnistía de los terroristas.

Según el informe realizado por los agentes de la Guardia Civil presentes en la instalación aeroportuaria, entre los asistentes se encontraba el veterano dirigente de Batasuna-ETA Tasio Erkizia.

Tras casi un mes sin homenajes conocidos, hechos similares volvieron a ocurrir la noche del 20 de noviembre, cuando los acólitos de ETA recibieron entre vítores y aplausos en Amorebieta (Vizcaya) al etarra Juan José Legorburu Guerediaga. Días después, el domingo 24 de noviembre, se celebró en Lejona otro homenaje a la terrorista de ETA Pagoa Zulueta Vázquez. El acto tuvo lugar en una céntrica plaza de la localidad vizcaína y al mismo acudieron unas cuarenta personas.

La noche del pasado martes 26 de noviembre, en la localidad guipuzcoana de Legazpia, tuvo lugar sobre las 23.30 horas el homenaje o 'ongi etorri' (bienvenida) que los acólitos de ETA brindaron al terrorista Juan Ignacio Delgado Goñi. Entre 30 y 40 personas le recibieron con aplausos, a los que acompañaron lanzamiento de cohetes y "repique de campanas en una iglesia próxima", según la denuncia remitida por Carlos Urquijo.

Fuentes del obispado de San Sebastián indicaron a Libertad Digital que el repique de campanas no se produjo desde ninguna iglesia de la localidad. Igualmente, explicaron que tanto la ikastola como el edificio de una fundación poseen campanas, por lo que se podría haber producido desde cualquiera de esos dos edificios.

Pocas horas después, a las 1.30 horas de la madrugada, se produjo en Galdácano (Vizcaya) el homenaje al terrorista de ETA Javier Martínez Izaguirre Javi de Usansolo, al que realizaron un pasillo de honor portando antorchas, ikurriñas y banderas a favor del acercamiento de los presos de ETA. Al bajarse del vehículo para dar las gracias por la acogida, fue abrazado, aplaudido y jaleado por sus allegados.

El pasado miércoles, 27 de noviembre, fue turno para el homenaje a la terrorista Inmaculada Noble Goicoechea. Pese haber salido de la prisión de Murcia el día anterior, no llegó a Bilbao hasta el miércoles por la noche. Fue recibida en la calle Somera, en el Casco Viejo de la capital vizcaína, por un centenar de personas, que no dudaron en hacerla un pasillo y romper en aplausos, mientras proliferaban gritos de "amnistía total para los presos vascos".

Según recoge la denuncia remitida por Carlos Urquijo a la Fiscalía de la Audiencia Nacional, el acto en la calle se prolongó por espacio de diez minutos, tras lo que los asistentes entraron en un bar para seguir celebrando dentro del mismo la excarcelación de la terrorista.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios