Menú

Un consejero de IU pide la demolición del hotel del Algarrobico

Demolerlo costaría casi 8 millones de euros, según dijo en su día el ministro de Agricultura, Arias Cañete. Más de 35 millones están en juego.

(Sevilla)
11

La Junta de Andalucía, inspirada en Izquierda Unida, dice ahora que la mejor salida para el Hotel Algarrobico es su demolición. Se une así a la catarata de contradicciones sobrevenida en estos días. Por una parte, el TSJA dice ahora, contra los pronunciamientos judiciales anteriores, que la recalificación como no urbanizable del suelo por parte de la Junta fue un error "técnico".

La Junta, versión PSOE andaluz, permitió y consintió su construcción inicialmente. Todo ello da una impresión de inmensa chapuza y produce una inquietante inseguridad jurídica en los inversores y en los ciudadanos que asisten atónitos al despropósito. Greenpeace insta a la Junta a recurrir la nueva sentencia ante el Supremo. Más de 35 millones de euros están en juego.

Hace sólo cuatro meses otra sentencia del TSJA rechazó los recursos de la promotora Azata y del Ayuntamiento de Carboneras y no cabía recurso. La sentencia decía incluso que había lugar a indemnización tal, y como reclamaba la constructora del hotel, que en su recurso argumentó que la edificación está ejecutada al 94,5% con una inversión de 27,42 millones de euros. Demolerlo costaría casi 8 millones de euros según dijo en su día el ministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete.

IU defiende que hay que demoler

Aunque reconoce que con sentencias como la que fue conocida ayer del TSJA declarando legal y urbanizable el suelo usado por el Hotel, la cosa se pone más difícil, el consejero andaluz de Turismo y Comercio, Rafael Rodríguez (IULV-CA), ha dicho que El Algarrobico "no tiene naturaleza jurídica para seguir existiendo como una realidad urbanística" y que, por tanto, la "única alternativa lógica y razonable es la demolición".

A su juicio, la construcción del Hotel El Algarrobico, que consintió la misma Junta de Andalucía, fue "una barbaridad" y "ejemplo de todo lo que no hay que hacer" en un modelo urbanístico y turístico sostenible.

El origen y el PSOE

El Ayuntamiento de Carboneras, en manos entonces del socialista Cristóbal Fernández, fue el que aprobó la adaptación parcial de sus Normas Subsidiarias a la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA) en la que se mantenía la clasificación de suelo urbanizable al paraje donde está el Hotel del Algarrobico.

Para quienes no lo hayan visto nunca, el Hotel Algarrobico es como una pirámide de Egipto en la costa de Almería. Su mole gigantesca se ve a kilómetros de distancia por tierra, mar y aire. Para que fuera posible su construcción, la Junta debió conceder permisos legales, aprobar sus trámites, dar licencias, practicar inspecciones. No se hubiera hecho sin la complicidad de la Junta. Todo el mundo lo sabe.

La Fiscalía de Almería anunció en mayo de 2009 que archivaría las diligencias de investigación abiertas para discernir si el proceder de la Junta y del Consistorio implicó una infracción de la ley. Del análisis de las pruebas el fiscal no dedujo que las administraciones, esto es, Junta y Ayuntamiento de Carboneras, ambos en manos del PSOE, hayan actuado con intención de sortear la ley.

Sin embargo, el juez declaró nula la licencia municipal de obras y criticó la burda maniobra realizada para alterar el plano del Parque para permitir en suelo protegido la construcción de un hotel de 22 plantas. El fiscal, pues, le echó una "manita", escandalosa manita, al PSOE y a la Junta.

La contradicción judicial

La última sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, subraya El Mundo, contradice frontalmente otro fallo del mismo tribunal dictado en 2012, y declara urbanizable el terreno en el que se construyó el hotel de El Algarrobico. Hasta ahora, los tribunales concordaban en la ilegalidad del polémico edificio construido por Azata del Sol en el Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar.

La diferencia entre los planos oficiales y los 'confeccionados' a posteriori por la Junta, arrojaban como conclusión que se trataba de un suelo protegido en el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) del parque natural de 1994. El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número dos de Almería -y luego también el TSJA en 2012- lo vieron así paralizando las obras, suspendiendo la licencia municipal y denunciando las maniobras de la Junta de Andalucía al modificar la planimetría para intentar legalizar el hotel.

La nueva sentencia del TSJA da la razón a la empresa constructora y se retrotrae al plan parcial en 1988, sosteniendo que la Junta se equivocó al redactar el PORN clasificando el suelo donde se alza el hotel como no urbanizable y protegido. La Junta, recuérdese, participó en la compraventa del suelo y promocionó el proyecto desde el ayuntamiento de Carboneras.

La empresa promotora, atónita

Azata del Sol es la promotora del hotel de El Algarrobico y ahora no sabe cuál de las sentencias ya emitida será la que habrá que aceptar y acatar. En su opinión, debe ser la última porque es la que ha tenido toda la información disponible. La promotora recurrió porque creía que desde 1988 la zona era urbanizable, algo documentado por las respuestas oficiales de la Junta. El hotel está a 50 metros de la orilla lo que incumple la actual Ley de Costas que obliga a distanciarse del agua al menos 100 metros como ha subrayado el Tribunal Supremo.

Los empresarios sospechan que la Junta actuó con mala fe ante la reacción ecologista, y no informó al Tribunal de que el proyecto y el suelo a utilizar eran urbanizables. La Junta presidida por Manuel Chaves apoyó la construcción del hotel hasta que tras las denuncias ecologistas. Cuando el hotel estuvo casi terminado se manifestó en contra de su construcción.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios