Menú

La Guardia Civil cree que el fraude de la formación es "la vía más importante en la financiación" de UGT-A

Nueva operación contra el fraude en los cursos de formación de UGT-Andalucía y la Junta, gobernada por el PSOE.

(Sevilla)
134

La Unidad Central Operativa de la Guardia Civil ha desarrollado una operación en Andalucía contra un presunto fraude de los cursos de formación de UGT en Andalucía. La operación, coordinada por el juez de instrucción número 9 de Sevilla, Juan Jesús García, afecta a la anterior cúpula de UGT cuyos escándalos fueron destapados por Libertad Digital. La operación se ha efectuado en Sevilla y en otras ciudades de Andalucía.

Federico Fresneda, ex secretario de recursos humanos de UGT y durante años responsable casi en exclusiva de las finanzas de UGT Andalucía en los últimos 15 años, es uno de los detenidos según anticipó Libertad Digital esta mañana al tratar con fuentes próximas a la investigación. Al no estar en su domicilio cuando llegó la Guardia Civil, se advirtió a la asistenta y se procedió al registro de su casa. Igualmente se ha registrado el domicilio de Lola Sánchez, la ex jefa de Compras de UGT Andalucía, cuya firma está en casi todos los documentos relacionados con el falseamiento de facturas. También se ha sabido que algún trabajador o accionista de la sociedad Soralpe podría estar detenido. Además, hay otros doce detenidos.

Los detenidos, catorce hasta el momento, son responsables de las empresas que facturaban a UGT-A y varios extrabajadores del sindicato andaluz. Éstos pasarán a disposición judicial en 72 horas.

Las empresas que han sido registradas son las que supuestamente habría realizado facturas falsas a favor de UGT-A para justificar subvenciones en la Junta de Andalucía. Uno de los registros se está produciendo en la avenida de Las Razas, en Sevilla capital, en la empresa de mobiliario de oficinas Chavsa, que ya se vio relacionada con la contabilidad de UGT cuando Fresneda recomendó acudir a esta empresa para justificar gastos. Asimismo, la UCO está inspeccionando otras empresas de Sevilla. Viajes Macaren, una agencia de viajes de la calle Feria -la empresa que facturaba los viajes de UGT-, y Lienzo gráfico impresores, sita en la calle Lienzo en el polígono Hytasa. Lienzo Gráfico es una sociedad que, según demostró Libertad Digital y contó El Mundo, llegó a acumular un "bote" de 124.000 euros procedentes del sobreprecio que pagaban la Junta de Andalucía y el Gobierno, a través de facturas infladas y falseadas, que el sindicato le endosaba para justificar todo tipo de subvenciones.

Además, fuentes policiales han confirmado a este periódico que se ha producido otro registro en la empresa KND -que suministraba material didáctico para los cursos de formación-, sita avenida de Andalucía de la capital jienense. Esta empresa admitió que pagaba comisiones a UGT basándose en un acuerdo verbal y pagó en un mismo día 16 cheques de 2.900 euros a UGT-A para burlar los controles del banco de España. Además, hay más registros en una empresa de Jaén y otra de la capital madrileña.

Un fraude masivo y sistemático

La investigación de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil ha permitido definir "diversos métodos utilizados para desviar el dinero de las subvenciones a otros fines diferentes, en este caso presuntamente a una financiación del propio sindicato", considerando que "la vía más importante en la financiación" de UGT-A "podría haber sido esta presunta práctica ilícita". En un comunicado de prensa, la Guardia Civil ha informado de que la segunda fase de la operación 'Cirene' desarrollada este martes y saldada con 14 detenidos y seis registros abarca el análisis de los fondos de formación otorgados por la Junta de Andalucía mediante subvenciones a distintos beneficiarios a lo largo de los últimos 12 años.

Según la nota, el análisis de la documentación incautada en diciembre, contrastado con las manifestaciones tomadas y otras diligencias practicadas, "ha propiciado una acumulación de indicios sobre diversas personas como responsables, en distintos grados, de un delito de fraude de subvenciones". Así, las investigaciones "han podido definir diversos métodos utilizados para desviar el dinero de las subvenciones a otros fines diferentes, en este caso presuntamente a una financiación del propio sindicato", unos procedimientos que "eran ejecutados por personal que trabajaba para UGT-A, el cual sería dirigido por un responsable de la citada organización".

Así, la Guardia Civil ha constatado que este fraude "se realizaba de manera sistemática año tras año, siendo perfeccionado en el transcurso del tiempo", por lo que "se considera que la vía más importante en la financiación de este sindicato podría haber sido esta presunta práctica ilícita".

Operación Cirene II

Todo ocurre en el marco de la Operación Cirene II que la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil está desarrollando en Andalucía contra un presunto fraude de los cursos de formación de UGT en Andalucía.

Fresneda fue miembro de la Ejecutiva del ex secretario general de UGT Andalucía, Manuel Pastrana, y su nombre aparece en documentos internos que lo vinculan con la presunta trama para desviar fondos a través de las facturas falsas. Por ejemplo, en un encuentro celebrado en Sevilla en el 9 de febrero de 2006, el entonces secretario de Administración de UGT-A, Federico Fresneda, dio instrucciones a los secretarios de Administración de las ocho provincias andaluzas para que se hicieran facturas irregulares a través de Soralpe y justificar de esta forma el programa de subvenciones Forman, que incluye cursos de formación para parados y está cofinanciado por la Junta de Andalucía y el Fondo Social Europeo.

El nombre de la detenida Lola Sánchez, jefa del departamento de Compras de UGt Andalucía, figura, igualmente, en numerosos correos electrónicos enviados desde UGT a diferentes empresas proveedoras del sindicato en los que se dan instrucciones muy claras de cómo había que alterar las facturas.

Curiosamente, este mismo lunes la Junta de Andalucía renunciaba a aplicar sanciones administrativas a UGT por sus manifiestas irregularidades. Además, la Junta de Andalucía que preside la socialista Susana Díaz sigue sin acudir a los tribunales contra UGT Andalucía limitándose a gestionar expedientes de reintegro de las ayudas desviadas por el sindicato sin propuesta de sanción alguna.

Según estas fuentes, entre los detenidos hay otros ex líderes sindicales de UGT y también directivos de empresas que según la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil supuestamente inflaban y falseaban facturas para cargarlas a la Junta Andaluza.

Como ya se informó en Libertad Digital y otros medios, el sindicato supuestamente falseaba e inflaba facturas para cargarlas a los fondos de formación del gobierno andaluz. Entre esas facturas están una cena en la feria para ciento cincuenta personas que costó más de doce mil setecientos euros y se cargó a una subvención para manutención de sindicalistas durante las negociaciones de convenios colectivos. También se pagaron maletines falsificados en china y mil bolígrafos en el congreso de UGT Andalucía de 2009. Regalos que se cargaron a subvenciones destinadas a la publicidad de planes formativos para parados.

Recuérdese que ya la Guardia Civil registró en diciembre la sede de UGT Andalucía y tres sociedades vinculadas al sindicato: Soralpe, Proyectos Inmobiliarios Novasur y Geosur Arquitectura y Urbanismo. Soralpe paga las nóminas de algunos empleados y gestionaba los cursos de formación. Geosur está participada al 70% por el sindicato y al 30% por el exalcalde socialista de Sevilla, Manuel del Valle.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios