Menú

La sanidad andaluza dedica entre 4 y 6 minutos de atención a cada paciente

Hay casos de atención primaria más complejos que exigen un mínimo de 10 minutos por paciente, pero no hay plantilla.

La falta de tiempo para asistir a los pacientes es una batalla antigua que los médicos vienen denunciando desde hace ya algún tiempo, dicen los médicos andaluces. El Sindicato Médico Andaluz lo ha denunciado en su página web bajo el título Cinco minutos para asistir al paciente. Se ha calculado que los recortes efectuados por la Junta de Andalucía han dado paso a una "consulta exprés" en la atención primaria andaluza con un tiempo máximo de atención por paciente que oscila entre cuatro y seis minutos.

Según aporta ABC, el tiempo máximo de atención que el SAS pone a disposición de cada médico de Atención Primaria es de una media de seis minutos. Pero en la práctica cotidiana muchas veces no puede dedicar a cada paciente ni cuatro minutos. El listado oficial de usuarios asignado a un profesional de un centro de salud de la provincia de Sevilla en una jornada de trabajo, reflejado en el programa informático Diraya, el registro que utiliza el SAS para gestionar las citas, lo demuestra.

En un caso concreto, que es generalizable según el Sindicato Médico, en una consulta de cuatro horas pasaron por su consulta 64 usuarios con patologías diversas. A ello hay que añadir visitas a domicilio hasta completar la jornada semanal de 37 horas y media. El promedio es de 3 minutos y 45 segundos por cada enfermo, según este caso concreto.

A los pacientes asignados por el sistema de citas, hay que sumar los derivados de otras consultas que se han cerrado, sea por enfermedad del facultativo, sea por estar de guardia. En ese caso, los enfermos se reparten entre las demás consultas. Desde el Sindicato Médico Andaluz se está denunciando que además del cierre de camas en verano, cierre denunciado en su día por Libertad Digital, se están cerrando consultas.

El sindicato añade que hay casos de atención primaria más complejos que exigen un mínimo de 10 minutos por paciente, pero no hay plantilla para conseguir tal objetivo. Precisamente, ante la falta de personal en las plantillas de Atención Primaria (AP) y a la espera de que se le eleve la tasa de reposición hasta el 50 por ciento el año que viene, los médicos de este primer nivel asistencial exigen que se restituyan las plazas vacantes con profesionales interinos y eventuales, hasta que se celebren las Ofertas Públicas de Empleo.

Por si fuera poco, como también se informó en estas páginas, la Junta incentiva a los médicos que más pacientes de atención primaria sustraen a la consulta de los especialistas. La agencia administrativa sanitaria de la Junta de Andalucía reparte incentivos salariales vinculados al cumplimiento de un catálogo de objetivos concebidos teóricamente para medir el rendimiento laboral y la eficiencia en las prestaciones. Esto es, recortes de servicios para los ciudadanos. Concretamente, se premia a los médicos que reduzcan el número de pacientes que remiten a los especialistas. Cuantos menos manden, más cobran.

El criterio del médico debe prevalecer

Según el Sindicato Médico Andaluz, el tiempo necesario para cada acto médico debe ser fijado por el criterio profesional del médico, teniendo en cuenta las necesidades individuales de cada paciente y la obligación de procurar la mayor eficacia en su trabajo. Sin embargo, parece que la Administración hace oídos sordos a lo que es un problema ético y deontológico.

Por eso, si el sistema sanitario les obliga a tener que asistir a un enfermo cada 5 minutos y ello afecta a la correcta atención de los pacientes, el médico está obligado a denunciarlo. No se trataría de una denuncia más sobre la falta de tiempo, sino la obligación del médico de denunciar una situación de deficiencia sanitaria que afecta a la correcta atención de los pacientes.

Por su parte, la Administración está obligada a resolver esa situación que el médico denuncia, por su deber deontológico como profesional médico. En este sentido, el art. 6.2 del Código de ética y deontología médica establece lo siguiente: "Siendo el sistema sanitario el instrumento principal de la sociedad para la atención y promoción de la salud, los médicos han de velar para que en él se den los requisitos de calidad, suficiencia asistencial y mantenimiento de los principios éticos. Están obligados a denunciar las deficiencias, en tanto puedan afectar a la correcta atención de los pacientes".

Y el art. 37.1 del mismo Código dispone: "El médico está obligado a promover la calidad y la excelencia de la institución en que trabaja. Secundará lealmente las normas que atiendan a la mejor asistencia de los enfermos. Pondrá en conocimiento de la dirección del centro las deficiencias de todo orden, incluidas las de naturaleza ética, que perjudiquen esa correcta asistencia. Y si no fueran corregidas las denunciará ante el Colegio Médico o a las autoridades sanitarias, antes de hacerlo a otros medios".

El Sindicato cree que el médico que observe cualquier tipo de deficiencias en el sistema sanitario para el que trabaja está obligado a denunciarlas al Director del Centro y al Director de Distrito a fin de que se tomen las medidas oportunas al respecto. Además debería dirigir escrito a la Comisión de Deontología de su Colegio profesional, con objeto de que dicha cuestión pueda ser sometida a estudio y se adopten las medidas necesarias para intentar resolver el conflicto.

Temas

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Masajeador