Menú

Las encuestas reducen la distancia entre el PSOE y el PP en Andalucía

Dos estudios -uno del grupo Joly; otro, de La Razón- muestran también que Podemos sufre un parón. UPyD e IU, casi inexistentes.

0
Dos estudios -uno del grupo Joly; otro, de La Razón- muestran también que Podemos sufre un parón. UPyD e IU, casi inexistentes.
Moreno Bonilla y Susana Díaz | Archivo

Una encuesta del día 7 de marzo realizada por el grupo Joly muestra que el PSOE-A ganaría las elecciones autonómicas del 22 de marzo pero sólo con 5,2 puntos de ventaja sobre el PP-A. En la encuesta del pasado domingo de La Razón, la diferencia sería de 4,9 puntos, cada vez menor si se la compara con los entre 8 y 10 puntos de las encuestas iniciales de la campaña.

Por otra parte, Podemos, en toda España, pero asimismo en Andalucía, manifiesta un efecto frenada de interés. Se sitúa ciertamente como tercera fuerza política andaluza, pero cada vez con menor porcentaje de votos. Por el contrario, Ciudadanos cada vez aparece con mayor intensidad en las últimas encuestas.

En la encuesta del grupo Joly, Podemos es la tercera fuerza en Andalucía con el 19,4 por ciento de los votos, por debajo del 20 pro ciento que al principio de la campaña parecía seguro. Ciudadanos (C’s) sería la cuarta fuerza política andaluza con un respaldo del 5,6 por ciento por delante del 4,1 por ciento que obtendría la formación de IU.

En la encuesta de La Razón, Podemos se confirma como tercera fuerza política en Andalucía pero con un respaldo cada vez menor del 14,3 por ciento. Mientras, C’s obtendría un 10,1 por ciento del sufragio, mucho más de lo pronosticado por el CIS y las demás encuestas.

Datos relevantes de la encuesta de Joly

El PSOE-A lograría el 35,9 por ciento de los votos y entre 41 y 46 diputados, lo que le dejaría lejos de la mayoría absoluta –55 escaños–, mientras que el PP-A alcanzaría el 30,7 por ciento de los sufragios y entre 36 y 39 representantes en la Cámara andaluza. Podemos como tercera fuerza lograría el 19,4 por ciento de los votos y entre 18 y 21 escaños. Ciudadanos conseguiría entre 5 y 6 escaños e IULV-CA lograría 3 representantes en la Cámara andaluza, frente a los 12 actuales que le permitieron entrar en el gobierno de coalición con el PSOE-A.

Con porcentajes inferiores, y ya sin representación parlamentaria, aparece UPyD, con el 1,2 por ciento de los votos; otros partidos se repartiría el 1,2 por ciento de los sufragios y 1,9 por ciento de los votantes votaría en blanco.

El PSOE-A baja 3,6 puntos respecto al nivel de apoyo logrado en los comicios del 25-M, en los que obtuvo el 39,5 por ciento de los votos pero el PP-A baja 9,9 puntos. IU sufre una caída del apoyo de 7,2 puntos, toda vez que en las últimas autonómicas obtuvo un 11,3 por ciento de los votos. El PP ha remontado en las encuestas del grupo Joly cinco puntos, los mismos que mejora el PSOE.

Curiosamente, el candidato de C’s en Andalucía, Juan Marín, muy poco conocido, es el único de los candidatos a la Junta que aprueba en este sondeo con una valoración de 5 puntos, mientras que de los líderes de los principales partidos, Susana Díaz, es la que obtiene mejor nota con un 4,9 y un grado de conocimiento del 95 por ciento.

Por detrás se sitúan el líder andaluz de UPyD, Martín de la Herrán, con 4,8 y un conocimiento del 9,4 por ciento, seguido del presidente del PP-A, Juanma Moreno, y el coordinador general de IULV-CA, Antonio Maíllo, que reciben una puntuación de 4,6 y un conocimiento del 59,8 y 40,7 por ciento, respectivamente.

Entretanto, la candidata de Podemos a la Presidencia de la Junta, Teresa Rodríguez, recibe una nota de 4,5 con un conocimiento del 38,3 por ciento, y el representante del PA, Antonio Jesús Ruiz, obtiene 4,3 y un conocimiento del 9,9 por ciento.

Crece Ciudadanos y baja Podemos

Sería imposible un gobierno PP-Ciudadanos, y sí factible un gobierno PSOE-Podemos, que pierden 5 puntos respecto al CIS último, e incluso con Ciudadanos conjuntamente. Susana Díaz obtendría 44-46 escaños, muy lejos de la mayoría absoluta, situada en 55. La mayor sangría la sufriría por culpa de la formación de Pablo Iglesias, que le "robaría" un 11,7% de antiguos votantes socialistas, y el partido de Albert Rivera le arañaría otro 5%. En el caso del PP, la pérdida de votantes se produce en sentido contrario: un 11,2% apostaría por Ciudadanos y sólo un 4,3% ha pensado en votar a Podemos. Sin embargo, la fidelidad de votantes del PP se mantiene muy alta, en casi el 70%, prácticamente lo mismo que el PSOE, que mantiene su cuota de "voto cautivo".

En España

    0
    comentarios

    Servicios