Menú

Ataques a 'La Razón' en 'ABC' por criticar a Carmena mientras paga a Wyoming

El soporífero debate -y si no que lo diga Rodríguez Salmones que se durmió como un tronco- sobre Grecia de ayer elimina a Cataluña de las portadas

0

El Mundo sufre un trastorno bipolar agudo y mientras la podemizada Lucía Méndez se lleva las manos a la cabeza porque "el Gobierno usa el rescate griego para debilitar a PSOE y Podemos", titular que parece inspirado en el diario Público, el editorialista titula "solidaridad y responsabilidad en Grecia frente a veleidades populistas". Dice el editorial que la decisión del Gobierno de someter a debate el asunto "fue una hábil y acertada decisión. Porque se ha hecho tanta demagogia estos meses y se ha abusado tanto de esta cuestión como arma política arrojadiza, que resultaba imprescindible que todos los partidos se retrataran". Se deshace en elogios hacia los socialistas por votar a favor, un ejemplo de "pragmatismo y rigor" y un "ejercicio de coherencia" frente a la "retórica populista" que “dispara, irresponsable con pólvora del rey”. ¿Es Podemos bueno o malo? A ver si con el tiempo se aclaran y nos lo aclaran.

Hoy, siguiendo la estela de El País de ayer, dedica El Mundo un editorial a censurar el acto antisemita en Valencia, aunque no se atreven a llevarlo a portada. "Los cerrojos del antisemitismo, creados durante tantos años en una Europa conmocionada por la siniestra experiencia de Auschwitz, han saltado por los aires", dice. "Sorprende el clamoroso silencio del Ayuntamiento de Benicassim, la Diputación de Castellón, del Gobierno y de toda la clase política sobre una intolerable decisión cuya trascendencia internacional tendrá consecuencias para la imagen de nuestro país. España no puede permitir que un ciudadanos sea tratado como un apestado por el hecho de ser judío. La Fiscalía debería actuar de oficio por un posible atentado contra la dignidad de las personas y un delito de incitación al odio", dice, más vale tarde que nunca. En páginas interiores un titular anuncia que la clase política ya ha reaccionado. Concretamente "Podemos e IU avalan el veto a un cantante judío en Benicassim". Lo que no se entiende es por qué el periódico no resalta en portada el ramalazo racista de estos dos partidos.

El País sale por peteneras para salvarle el cuello al PSOE. "El PP impide el debate sobre la reforma europea que propone el PSOE". Eso sí, vuelve a ser el único periódico en lucir en su portada el brote antisemita en Valencia. "El Gobierno critica el veto al cantante judío en el festival de Castellón". Dedica un editorial a zarandear a Podemos, que "se encuentra caminando por un laberinto del que no parece encontrar la salida". Dice que esto le pasa porque su "viaje a la centralidad política" no les ha sentado bien. "Quisieron hacer olvidar sus vínculos con el populismo bolivariano" y eso está muy feo, porque ponerse la piel de cordero choca "con la forma dura y agresiva de su estilo político y con sus propias creencias, lo que les ha llevado a perder credibilidad y expectativas de voto". Así que les recomienda que vuelvan a sus maneras de matones, que es lo que les da votos, “abandonen la indefinición y se presenten como lo que realmente son: un partido de izquierdas capaz de formar coalición con fuerzas de ideología similar”. Y que dejen de pescar en el caladero del PSOE porque “no es razonable disfrazarse de socialdemócratas en España o coquetear con el independentismo en Cataluña, porque los electores prefieren votar al original y no al sucedáneo”. Y lo de coquetear con el independentismo en Cataluña es genuino del PSOE, eso no se puede discutir.

ABC lleva una foto de Rajoy en portada pese a que no intervino en el debate. "Abrumador apoyo al rescate griego tras el fracaso del populismo". El editorialista no se ha esforzado mucho y reproduce las palabras de Guindos. "El populismo siempre acaba generando frustración política, descontento social y ruina económica". Álvaro Martínez "alucina (sin mechero)" -en alusión a los porros en el festival de Benicassim- con lo sucedido al cantante judío. "El Gobierno valenciano, en manos del PSOE y Compromís, defiende esta deportación ideológica, ese impresentable apartheid político-religioso. Y luego, tras echar gasolina al fuego, dice lamentar la purga. De nuevo España vuelve a ser epicentro de denuncias de antisemitismo y de un bochornoso escándalo de dimensión planetaria". Luis Ventoso le atiza un soplamocos a La Razón por lo de Carmena. "La misma empresa que mantiene a José Miguel Monzón Wyoming y Al Rojo Vivo dando oxígeno a Podemos ha publicado con vitola de escándalo que Manuela Camena se ha ido diez días de vacaciones a Zahara de los Atunes". Ventoso justifica el precio de las vacaciones en que Carmena ha sido juez y que "su marido dirige un importante estudio de arquitectos", obviando el sinpa que les hizo a los trabajadores. "Tiene un nivel de vida que hace normal que se hayan gastado 600 euros en alquilar una casa diez días en Zahara (el diario denunciante se ha visto desairado al desvelar la alcaldesa que la vivienda acogía a ocho personas y pagaron entre varios). Criticar que una persona que ejerce un puesto tan relevante como la alcaldía de Madrid descanse diez días en agosto es un ejercicio de demagogia, del mismo signo populista (o populachero) que los que distinguen a Carmena".

La Razón se lleva las manos a la cabeza porque "los independentistas utillizan al Papa para pedir el voto". Si es que no respetan nada. Sobre las vacaciones de la alcaldesa dice que "Carmena justifica sus vacaciones de lujo: 'Compartí los gastos'". Carmena ha vuelto rauda y veloz a Madrid a visitar a unos vecinos. A Ussía le parece de perlas que "mi alcaldesa titular descanse de su descanso en Zahara de los Atunes. Doña Manuela tiene dinero, y quien tiene dinero se lo gasta de acuerdo a sus gustos, sueños y deseos". Es una crítica, no se crean. También el editorial de este periódico, sobre Grecia, se ahorra romperse la cabeza con argumentos originales y reproduce a Guindos. "Sobre una sociedad atribulada por las dificultades operó con éxito la peor demagogia. Una advertencia diáfana sobre los riesgos de escuchar los cantos de sirena de los demagogos".

La Vanguardia sigue dándole vueltas a la reforma de la Constitución pese a que los separatistas ya han dicho que ellos pasan tope. "Duran limita a una disposición en la Constitución el encaje de Catalunya". Puaf, para eso no nos ponemos.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot