Menú

Podemos pide a los socialistas que no se conformen con la "calamidad" de Sánchez

"Hay una buena noticia, no tenéis por qué resignaros a esta calamidad que os han puesto", afirmó Errejón.

1
Podemos pide a los socialistas que no se conformen con la "calamidad" de Sánchez
Pablo Iglesias | Flickr Podemos/ Dani Gago

Tras el debate de este lunes, considerado en Podemos como una victoria "histórica" de Pablo Iglesias, los del partido morado continúan luchando por el voto socialista. Y este martes dieron rienda suelta a su estrategia: menospreciar al líder del PSOE, Pedro Sánchez.

En el Palma Arena de Mallorca, un símbolo de la corrupción en Baleares, Íñigo Errejón fue el primero en cargar contra el secretario general del PSOE: "Hay una buena noticia, no tenéis por qué resignaros a esta calamidad que os han puesto", les dijo a los militantes socialistas. "Se ha arremangado la camisa y el lunes insultaba a Podemos y el martes hablaba como Podemos", continuó el número dos de Podemos añadiendo que en el debate le "costó encontrarle".

Pablo Iglesias, que durante todo el martes atacó a Sánchez diciendo que "no manda en el PSOE", y que quien dirige el partido es Susana Díaz, durante el mitin optó por ignorarle prácticamente hasta el final cuando, hablando de corrupción, repitió que Sánchez "no puede" cambiar las cosas en el PSOE.

Ni Soraya Sáenz de Santamaría ni Albert Rivera se libraron tampoco de los ataques de Podemos. El más duro con ellos fue Iñigo Errejón, que se refirió al líder de Ciudadanos como el "señor casi", porque "si la campaña dura un poco menos casi llega" a las elecciones. "Iba muy bien pero se le ha acabado el fuelle y tenemos que decirle que con un Aznar tuvimos suficiente", añadió Errejón.

Pablo Iglesias fue el encargado de cargar contra la vicepresidenta del Gobierno: "Usted es la que quiere ser presidenta del gobierno con no sé que alianzas extrañas", dijo primero, para luego afirmar:"¿Cree que los que nos han traído a la corrupción nos van a sacar de la corrupción? No nos trate por tontos".

Tras ello, Iglesias se centró en "su discurso para las islas": dijo que quería "acabar con las prospecciones" y que quería "ser presidente de un país que reconozca que las islas tienen su especificidad y que aquí hace falta un sistema de financiación propio".

Pero el más sentimental de este mitin fue el juez Juan Pedro Yllanes, uno de los "fichajes estrella" de Podemos que fue designado para presidir el tribunal que juzgará a la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin, pero que solicitó su excedencia voluntaria hace unas semanas para ser el cabeza de lista de Podemos por Baleares.

"Podemos es el único partido en el que se habla de amor y ayer tuvimos la suerte de que el que va a ser el próximo presidente pidió a los españoles que sonrieran. Si en un sitio se habla de amor y se pide a la gente que sonría, claro que podemos", zanjó el juez.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios