Menú

Losantos estalla contra el "niñato Errejón" y Santiago González contra Pedro "el zote"

El Rey va a dedicar toda la semana al imposible de encargar formar gobierno. Seguimos perdiendo el tiempo.

0
El Rey va a dedicar toda la semana al imposible de encargar formar gobierno. Seguimos perdiendo el tiempo.
Pedro Sánchez y Errejón. | EFE

El Mundo da cuenta de la desesperación del PP. "El PP se abre a negociar con el PSOE la reforma laboral". "Aceptaría también hablar de la ley mordaza, la de Educación" y lo que haga farta, mi arma si me votáis. Tiene narices la cosa.

Federico Jiménez Losantos no soporta más las majaderías del "niñato Errejón", el listillo de Podemos, y le pone a caldo por hablar ayer de plebeyos y patricios en El País. "Dicen que Errejón es el cerebro político de Podemos. Es probable, porque el despotismo tercermundista chapotea en la cursilería y ni siquiera Iglesias es tan cursi como este niñato empeñado, desde su flamante escaño y desde la tribuna plutocrática de El País en separar a los diputados y a los españoles entre 'patricios' y 'plebeyos'" (…) Odio a los niñatos progres que utilizan términos del Antiguo Régimen para referirse a los ciudadanos", dice Federico como disculpando su estallido. Odias a los niñatos progres, Federico, y punto. "En España no hay plebeyos, ni súbditos ni esclavos al menos mientras los pijoprogres que representa el pequeño Nicolás Errejón no se hagan con el Poder. Para corrupción patricia, la podemita", dice recordando la beca fraude de Errrejón, la pasta que cobró Monedero de Venezuela, la que han recibido de Irán. "El niñato dizque plebeyo Errejón impidió a coces hablar a Rosa Díez en la Complutense; y Podemos acaba de votar con Marine Le Pen una moción para liquidar el euro. Eso es lo que espanta. Y que los plebeyos cobren en patricio". Calma Federico, calma, pues no te queda por ver. A Santiago González quien le ha tocado las narices es Pedro Sánchez, que "no tenia uso de razón cuando aprobamos la Constitución ni parece que la haya adquirido después. Solo un zote en cuestiones políticas correría detrás de Puigdemont a hacerle ofertas, en lugar de esperar a ver qué pide (…) Los pactos le tiran de la sisa", dice. "Pedro Sánchez abriga el, no diré razonable, sí comprensible propósito de convertirse en presidente del Gobierno. Para ello busca dos clases de apoyos: los que quieren romper el sistema y los que se conforman con romper la nación. Él aún no sabe -puede preguntarle a Mas, que es un experto- que en estos casos, lo primero que se rompe siempre es el partido". Pues si que empiezan cañeros la semana los columnistas de El Mundo.

El País está por Podemos. "Podemos pide al PSOE que ceda diputados a cambio de un pacto". Lo dice Mónica Oltra, que opina que si Pedro Sánchez "no le ha hecho ascos a Democracia y Libertad no se lo va a hacer a estas candidaturas". Que si ha regalado los votos de los socialistas -muchos andaluces y extremeños que tienen a los independentistas atravesados- a los separatistas, por qué a ellos no. Desde luego votar al PSOE es una aventura, nunca sabes a dónde va a ir a parar tu voto.

ABC abre con buenas noticias. "El deshielo con Irán augura una caída histórica del petróleo". ¿Va a bajar la gasolina? Chupiii. Ignacio Camacho dice que lo de las consultas del Rey con los partidos es un paripé. "Lo que va a suceder en Zarzuela es la escenificación de un entremés político en el que el Rey se ve obligado a actuar como director de escena, sin poderes para escribir el libreto. La mayoría de Gobierno no está conformada y, por tanto, la ronda de consultas va a dar paso al formulismo de una investidura fallida de antemano". Vamos, que estamos perdiendo el tiempo. Porque si espera Rajoy que a Pedro Sánchez le entre un ataque de sentido de Estado y esas cosas, lo lleva clarinete. Ya le avisa Sostres. "Cuando se le reclama al PSOE que regrese a la centralidad y al sentido del Estado se apela a un conjunto vacío, porque desde hace 20 años es absolutamente ajeno a los socialistas y su total irresponsabilidad ha sido el huevo de la serpiente de todos nuestros problemas (…) Por lo tanto, lo que Podemos decida se hará. Con un PSOE dispuesto a disfrazarse de cualquier cosa para mandar, España está en manos de que Pablo Iglesias decida si quiere gobernar con lo que tiene o prefiere unas nuevas elecciones por si puede acabar de zamparse a los socialistas". Pues si todo el mundo está de acuerdo, ¿a qué esperamos para volver a convocar elecciones?

La Razón se agarra a un clavo ardiendo. "Los barones presionarán a Sánchez para que no intente una investidura". Ya os gustaría. "Vetarán su pretensión de ser presidente con el apoyo de los independentistas". Ja, ja, ja. ¿Igual que han vetado que mercadee con los votos socialistas para favorecer a los separatistas en el Senado? Pero si se lo han comido con patatas sin decir ni pío. Dice el editorial que lo que más les preocupa es la insistencia de Pedro "en prometer una futura reforma constitucional para la que no tiene apoyos". Bua, por prometer que no quede, menudo problema. Luego dices que las circunstancias te han obligado a incumplir lo prometido y santas pascuas. Que pregunten a Rajoy que en esto es un maestro.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot