Menú

Las vacaciones de lujo de Artur Mas bajo pabellón español

El expresidente de la Generalidad disfruta de un jet privado y un yate de 16 metros de eslora en una "escapada" a las aguas de Formentera.  

0

El héroe del 9-N, el símbolo de la cruzada del proceso, el mártir imputado por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña y el decapitado de la CUP, Artur Mas, se ha dado un capricho de lujo, unos días de asueto principescos. Del Rey abajo, las vacaciones más glamurosas de la política española.

El pasado 1 de septiembre, se subía en el aeropuerto de El Prat a un jet privado en compañía de su señora Elena Rakosnik, Jordi Vilajoana y respectiva en dirección a Ibiza. Una vez en tierra, tomaron un ferry regular que les condujo a Formentera y una vez allí, abordaron una despampanante embarcación privada de 16 metros de eslora.

Mas lucía un aspecto relajado y veraniego, blanco ibicenco estilo casual, rollo Gianluca Vacchi, el millonario y cincuentón italiano que lo ha petado este verano con su novia de treinta y el perreo en el yate. A pesar de su porte y popularidad, Mas trató de pasar desapercibido, lo que le resultó imposible. Incluso hay imágenes del expresidente regional pasando al lado del pabellón del barco, la enseña nacional con la corona real que lucen todas las embarcaciones matriculadas en España.

El pabellón de la nave no fue óbice para que Mas disfrutará de la pesca y el "snorkel" en las cristalinas aguas cercanas a Formentera y a bordo de un yate que ni El Pocero en sus mejores tiempos. A pesar de la carga y presión que dice sufrir por la imputación del TSJC, Mas se ha resarcido de todo ello y de su ausencia en la fiesta de Cadaqués con Pilar Rahola, Joan Laporta y Carles Puigdemont, a la que no fue invitado, con unos días de futbolista de balón de oro en un barco de lujo.

Incluso se ha permitido el lujo de pescar desde su buque insignia de fin de semana, a pesar de que el bajel carece de licencia para tales usos. El coste del jet se calcula en diez mil euros y el del barco en casi tres mil al día, gasofa aparte. Las fotos son impagables. La señora Rakosnik luce un bikini ajustado.Su esposo, un bronceado impecable y un bañador azul. En una de las imágenes se aprecia la afición de Mas por la pesca, una de las pasiones de Franco. El "president" lleva las cañas y Vilajoana, la nevera con el cebo. Se desconoce si el líder del proceso tuvo éxito en la diada pesquera.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot