Menú

Bronca entre eurodiputados españoles por Cataluña mientras la UE pide "diálogo"

Los diputados españoles se enzarzaron sobre el referéndum ilegal y el papel del Rey. El Parlamento Europeo apela al diálogo y rechaza la mediación.

0

Los eurodiputados españoles mostraron este miércoles sus discrepancias sobre el papel que debe tener la Unión Europea ante lo que está ocurriendo en Cataluña, en una sesión que debía versar sobre la cumbre de la UE y antes del debate sobre "Constitución, Estado de Derecho y Derechos Fundamentales en España, a la vista de los acontecimientos en Cataluña", en el que no está prevista su participación.

Los diputados españoles aprovecharon sus intervenciones durante la mañana para opinar sobre Cataluña. Esteban González Pons (PP) y Javier Nart (Cs) defendieron el orden constitucional, criticaron la senda independentista ilegal y apuntaron que el asunto catalán es solo español.

El resto de eurodiputados españoles, ERC, Podemos, IU, Bildu y también el PSC, a través de Javi López, llamaron al diálogo entre el Gobierno y la Generalidad e hicieron mención a un uso "desproporcionado" de la fuerza el 1-O. Destacó el papel de la diputada de IU Marina Albiol, muy crítica con el papel del Rey, lo que fue respondido desde los escaños con varios "vivas" al monarca.

"España no es Yugoslavia. Somos una democracia estable y madura, tan estable y tan madura como cualquiera de las que están representadas aquí. Y no necesitamos tutelas. Ni mediadores con los políticos insurrectos", dijo González Pons. "Vamos a dialogar, pero bajo el manto de la Constitución. Nuestra Constitución puede cambiarse, pero no por la fuerza. Decidir si España se rompe o sigue unida corresponde a todos los españoles, y solo a los españoles", añadió.

Para Javier Nart (Cs), "violar la Constitución es violar la democracia" y denunció que el desafío independentista está "fracturando en dos a la sociedad catalana".

Sobre la importancia de apelar al diálogo "urgente" para evitar "una salida unilateral" de la Generalidad se pronunciaron, entre otros, el socialista Javi López y el eurodiputado de ICV Ernest Urtasun. La portavoz del PSOE en la Eurocámara, Iratxe García, dijo que "se puede votar" pero "tras un acuerdo político de las fuerzas de nuestro país. Apelo al diálogo y entendimiento. No es momento de reproches (...) Dialoguemos por favor, dialoguem si us plau", finalizó.

"¡Viva el Rey!"

Urtasun, como el eurodiputado de ERC Jordi Solé, se dirigió al miembro de la Comisión Europea Frans Timmermans, vicepresidente primero del Ejecutivo comunitario y encargado de la cartera de Derechos Fundamentales, presente en el hemiciclo.

"Reiteramos nuestra condena de la actuación policial de los últimos días. Se están vulnerando los derechos fundamentales en Cataluña y la única propuesta sobre la mesa son los palos", señaló Urtasun, quien dijo que para su grupo "el debate no es independencia sí o no, sino democracia civil sí o no", apuntó el cofundador de Podemos.

En el hemiciclo se escucharon abucheos a la intervención de Miguel Urbán (Podemos) y también vivas al rey durante la intervención de Marina Albiol (IU), especialmente crítica con el discurso del Jefe del Estado a favor del orden constitucional. Llegó a hablar de monarquía "rancia y peligrosa".

La UE rechaza la mediación

En el pleno de la tarde, el vicepresidente primero de la Comisión Europea, Frans Timmermans, apeló al diálogo dentro de la Constitución para "salir de un callejón que parece sin salida" en Cataluña. "Olvidemos el enfrentamiento y apostemos por el diálogo para resolver este conflicto", señaló Timmermans, que dijo que solo les corresponde a los 46 millones de españoles decidir su futuro, excluyendo así cualquier papel de mediador de las instituciones europeas.

Timmermans fue el primero en hablar en el debate en formato breve en el Parlamento Europeo sobre la crisis catalana, en el que subrayó que el referéndum fue ilegal y que la Generalidad de Cataluña no respetó la ley al convocarlo.

Al mismo tiempo, señaló que "eso no quita que hemos visto imágenes terribles", al mismo tiempo que señaló que "todos los Gobiernos deben respetar la supremacía del Derecho, y eso exige a veces el uso proporcional de la fuerza".

Timmermans señaló que, aunque la libertad de expresión es fundamental para todos los ciudadanos, "una opinión no es más valiosa que otra porque se manifieste más alto, gritando más".

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Historia