Menú

Álvaro de Marichalar denuncia a los Mossos en la ONU por secuestro y torturas

Declaró al juez que los agentes de la policía autonómica le golpearon y vejaron en el vestíbulo del Palacio de la Generalidad.

0

El aristócrata y ahora activista político Álvaro de Marichalar ha denunciado a los Mossos d'Esquadra por secuestro y torturas al hilo de su detención a las puertas del Palacio de la Generalidad. Aporta un vídeo con imágenes registradas desde el interior del vestíbulo del edificio en el que se puede contemplar cómo es violentamente empujado mientras unos agentes entornan la puerta y lo conducen a una zona fuera del tiro de la cámara.

Ocurrió el pasado 26 de octubre, un día antes de la proclamación de la república catalana en el Parlament. Marichalar ya había protestado los días previos en la plaza de San Jaime de Barcelona con banderas de España y Europa y con carteles en los que denunciaba la corrupción de los políticos y el golpe de Estado separatista. Aquella jornada, un grupo de jóvenes independentistas se manifestaba en la citada plaza y Marichalar conversaba amistosamente con algunos de ellos, que llegaron a pedirle selfies.

También atendía a reporteros extranjeros sin duda sorprendidos ante la presencia de un individuo contrario a la efervescencia separatista. Todo discurría con aparente normalidad hasta que irrumpió en escena un sargento de los Mossos que formaba parte del dispositivo policial de la sede del gobierno regional y que requisó dos cartelones que a Marichalar se le habían caído al suelo en la zona de las vallas de la policía. Al poco, un par de mossos le pedían que les acompañara, fue introducido en el vestíbulo y comenzó una tanda de golpes y empujones, según la versión de Marichalar.

Le inmovilizaron, le aplastaron la cara contra el suelo y asegura que le pincharon numerosas veces en el dedo pulgar derecho. Cree que le inyectaron alguna sustancia que le aceleró el ritmo cardíaco de manera inusitada. Pidió auxilio pero nadie acudió en su ayuda, por lo que también ha denunciado también a las personas que se encontraban en las inmediaciones, en su mayoría agentes, por denegación de auxilio.

El vídeo presentado por Marichalar, al que ha añadido subtítulos y en el que se repiten parte de los malos tratos a cámara lenta, muestra como es detenido y un policía le propina dos empujones. En ese instante, Marichalar desaparece de plano y tres agentes se apartan de la escena.

alvaro-marichalar-agresion-mossos.jpg
Fotos difundidas por álvaro de Marichalar

Diez horas en manos de los Mossos

Marichalar dice haber sufrido toda clase de vejaciones hasta que dos horas después fue introducido en un coche de los Mossos y se le comunicó que estaba detenido por resistencia a la autoridad. Primero se le condujo a un centro hospitalario, donde le practicaron unas primeras curas por una brecha en la ceja y laceraciones en las muñecas a consecuencia de la mala colocación de las esposas y después pasó ocho horas en la comisaría central de los Mossos en Barcelona. En total, diez horas de peripecia en manos de los Mossos en la víspera de la proclamación de la república catalana y de la aplicación del artículo 155.

Tras haber declarado ante un juez de Barcelona acusado por la consejería de Interior de desobediencia y resistencia a la autoridad, Marichalar ha decidido acusar a su vez a los Mossos d'Esquadra y al gobierno catalán tanto en los juzgados de Barcelona como en la Comisión de Derechos Humanos de las Naciones Unidas. Además, solicita que los Mossos aporten las grabaciones de todo lo ocurrido dentro del palacio de la Generalidad. Las de su vídeo corresponden a las aportadas por la policía autonómica en el juzgado y en ellas se ve la detención y unos violentos empujones. A eso, Marichalar añade una foto de los puntos que tuvo que recibir en la ceja y otra de las laceraciones en las muñecas tomada una semana después de los hechos.

En España

    0
    comentarios

    Servicios