Menú

La Gürtel pone a Rivera contra las cuerdas: Pedro, Pablo y Rajoy se frotan las manos

La sentencia de Gürtel ha armado otro drama nacional y eso que se la esperaba todo el mundo.

0

Dice El Mundo que "la severa condena por Gürtel socava la 'credibilidad' de Rajoy". ¿Qué credibilidad? Dice el editorial que Rajoy "no puede seguir echando balones fuera sobre unos hechos que constituyen un oprobio para el primer partido de España. Al margen de los pasos de la oposición, haya o no moción de censura, la regeneración exige que el PP haga acto de contrición de sus actos y asuma sus responsabilidades". Lo de acto de contrición suena viejuno, a catecismo, algunos ni nos acordamos y los más jóvenes ni han oído hablar de ello. Así que vamos a ver qué nos dice San Google. "Señor mío, Jesucristo, Dios y hombre verdadero, Creador, Padre, Redentor mío, por ser vos quien sois, bondad infinita
y por que os amo sobre todas las cosas, me pesa de todo corazón haberos ofendido, también me pesa porque podéis castigarme con las penas del infierno. Animado con tu divina gracia, propongo firmemente nunca más pecar, confesarme y cumplir la penitencia que me fuera impuesta, para el perdón de mis pecados. Amén".Pues no es para tanto. Mientras no le saquen de Moncloa a Rajoy ya le pueden caer todas las penas del infierno que sean precisas. A Federico Jiménez Losantos le asombra que Rajoy se vaya de rositas en la sentencia. "Son tan tremendas las condenas al tesorero que el caponcito al que lo nombró resulta para la opinión pública casi un escarnio. Si se condena a Ana Mato por lucrarse con el atroz delito barcenil es imposible suponer que sus íntimos amigos Rajoy y Arenas, que se lucraban mensualmente, no compartan la misma pena. O mayor, porque eran los jefes". Y mientras, "Sánchez propondrá hoy al PSOE presentar una moción de censura"… a Rivera. Dice Lucía Méndez que el tema "ha puesto patas arriba el futuro del presidente y sus ministros. También ha trastocado los planes del resto de los partidos, al situarles ante sus propios dilemas. Particularmente al PSOE y a Ciudadanos. A Podemos le ha venido de miedo porque dejará de hablarse del chalé de sus desgracias. Un trance difícil que pondrá a prueba el temple político de Albert Rivera". Pues, de momento, lo único que ha hecho son muchos aspavientos, ah, oh, pero na de na, a ver si esta vez se deja de teatros y coge el toro por los cuernos porque se la juega. Raúl del Pozo está más preocupado por Cataluña. "Reconstruir el afecto parece una tarea imposible. Pero hay que buscar una salida antes de que la guerra de las cruces acabe en limpieza étnica". ¿Y quién la busca? Aquello es una puñetera anarquía.

El País: "Condenado el PP; amenazada la continuidad de Rajoy". Lo creeremos cuando lo veamos. Esto ya lo hemos vivido antes. Dice el editorial que la sentencia "deja a Rajoy en una posición incompatible con la autoridad política y moral que se requiere para el ejercicio de su cargo (…) La justicia ha funcionado, pero la política aún no lo ha hecho y no puede seguir camuflada en la impunidad" dice sin mojarse demasiado. Fernando Vallespín cree que es el momento del PSOE. "La gran pregunta es si el PSOE conseguirá recuperar los votos perdidos hacia Podemos y Ciudadanos, o si esto seguirá sumando al ya grueso contingente de exvotantes socialistas que se colocan en la abstención. La ocasión para recobrarlo está ahí, falta saber aprovecharla". Y se le ocurre una idea súper genial para ayudar al PSOE. "Una revisión federal profunda" de España. ¡Córcholis, la España federal, claro, cómo no se le habría ocurrido antes al PSOE! Gracias en nombre de los socialistas, Fernando, no sé qué harían sin cerebros como tú.

ABC dice que "la condena al PP por lucrarse en la Gürtel anticipa una grave crisis política". Otra más, vaya añito que llevamos. Bieito Rubido dice que es una injusticia, que el PP es el partido que más ha luchado contra la corrupción. Sí, sí, como lo oyen. "La reacción política a la sentencia ha vuelto a demostrar que el PP lucha en vano contra el deterioro de su marca ante la opinión pública. Nunca como ahora el Estado de derecho ha dispuesto de mayor autonomía para perseguir y castigar la corrupción". No, si todavía les vamos a tener que estar agradecidos. El problema, continúa el editorial, no es que sean una banda de ladrones, qué va, su problema es "de comunicación". Ele mi niño, y se queda tan ancho.

La Razón se lanza en tromba contra los jueces. "El tribunal se excede al acreditar la caja B del PP antes del juicio". Marhuenda está indignado. "Nos ha resultado insólito y censurable que el tribunal invadiera una causa ajena para resolver que el PP tuvo una caja B en una suerte de condena preventiva y extemporánea". Vamos, que el acto de contrición lo va a hacer su padre. Esa etapa "quedó atrás justo cuando Rajoy alcanzó el liderazgo". Jua, jua, qué bueno Marhuenda, es uno de los mejores editoriales que te recuerdo. Mientras, "Sánchez hará una moción de censura para retratar a Rivera y Rajoy se prepara para resistir". Pues eso lo domina. "La dirección del PP no teme que la moción desestabilice a Rajoy, sino que puede ser una oportunidad de volver el viento a su favor". "No prosperaría y es más una pelea de Pedro Sánchez con Albert Rivera que con nosotros". Vamos, que Rajoy ya está comprando las palomitas. Qué díver, veamos cómo se destrozan los gladiadores por nuestra culpa.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot