Menú

Sánchez mantiene a Delgado y declara la guerra al "chantajista" Villarejo

El presidente del Gobierno promete que no aceptará el chantaje porque "hemos venido a limpiar la corrupción, venga de donde venga".

0
Sánchez mantiene a Delgado y declara la guerra al "chantajista" Villarejo
Pedro Sánchez en la ONU | EFE

El presidente del Gobierno sostiene a su ministra de Justicia, Dolores Delgado, a quien ha defendido en rueda de prensa desde Nueva York porque "creo que la ministra de Justicia ha sido bastante clara en este asunto". A juicio de Sánchez, se trata de "alguien que ha luchado contra el terrorismo internacional yihadista" y que ahora se le intente dañar y desprestigiar toda su carrera al servicio del Estado" durante más de treinta años".

Quien intenta hacerlo no es otro que el comisario Villarejo a quien se ha referido sin citarle como el "chantajista". A preguntas explícitas sobre el comisario encarcelado, Sánchez ha mandado un advertencia directa: "Este es un Gobierno sin ninguna hipoteca que tiene un mandato claro, que está obligado a cumplirlo que es regenerar la vida política en nuestro país, venga de donde venga. El Estado no acepta chantajes de nadie. Hemos venido a limpiar y vamos a seguir limpiando".

Sánchez reutilizó el argumentario gubernamental que ayer pusieron en práctica el Gobierno y el PSOE pero elevó la crítica al chantaje con la advertencia de que "el Gobierno está determinado" a limpiar "la corrupción venga de donde venga, esté donde esté" y que"no nos va a marcar la agenda política ningún chantajista o un corrupto", dijo descartando ninguna dimisión de la titular de Justicia.

Preguntado por la sugerencia del líder de Podemos, Pablo Iglesias, sobre que la ministra debería "alejarse" porque está "manchada" por las cloacas del Estado, Sánchez rechazó esta posición de su socio preferente y recordó que "las decisiones sobre la composición del Gobierno las hace el presidente" que es "autónomo" y "no tiene hipotecas".

En relación a si teme que otros miembros del Gobierno, incluso él mismo, hubieran sido grabados por el comisario Villarejo, el jefe del Ejecutivo no contestó y se limitó a rechazar "ni chantajes ni amenazas" por parte de nadie. "Mire yo no sé exactamente cuál es el pasado, el presente de una persona que ahora mismo está en la cárcel pero sí le puedo asegurar que no vamos a aceptar ningún chantaje. Si la oposición quiere hacer una oposición basada en informaciones a base de un chantajista, es su responsabilidad. Quien tiene que hacer autocrítica es la oposición", dijo en referencia a la ofensiva parlamentaria que han iniciado con reprobación incluida contra Delgado.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios