Menú
Con tu apoyo hay más Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustración Liberal
  • Eventos

Gritos de "elecciones ya" y "okupa" contra Sánchez en los actos del 12-O

Cerca de 4000 militares y 152 vehículos han desfilado entre aplausos y vítores. El desfile aéreo ha tenido que ser suspendido.

0

Los gritos y abucheos contra el presidente del Gobierno han vuelto a ser los protagonistas del acto central de la Fiesta Nacional siete años después. Se llegó a convertir casi en tradición en los años de José Luis Rodríguez Zapatero en La Moncloa y habían desaparecido durante el mandato de Mariano Rajoy. Este viernes han vuelto a escucharse nítidamente desde la Tribunal Real y la zona de autoridades, y Pedro Sánchez no ha podido evitar mostrar su disgusto en algunos momentos.

Y es que el primer 12 de Octubre del presidente del Ejecutivo no ha sido lo que él hubiera esperado. Los gritos de "Pedro Sánchez dimisión", "queremos elecciones" o el calificativo de "okupa" han sido una constante, pese a que su llegada no fue anunciada por megafonía, como es costumbre. Por el contrario, ese mismo público ha aplaudido a rabiar a los Reyes de España, así como a los efectivos de las Fuerzas Armadas, la Guardia Civil y la Policía Nacional.

En la Tribuna Real, el rey Felipe Vi, vestido con el uniforme de capitán general del Ejército de Tierra, ha estado acompañado en la tribuna de autoridades por el resto de la Familia Real: la reina Letizia, la princesa Leonor y la infanta Sofía.

Los Reyes han llegado a la plaza Lima unos minutos después de las once de la mañana y allí han sido recibidos por el presidente del Gobierno; la ministra de Defensa; el JEMAD, general del Ejército Fernando Alejandre; el presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, y la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, que este año no se ha buscado una escusa para ausentarse de la Fiesta Nacional.

En las gradas principales estaban los presidentes de 14 comunidades y las dos ciudades autónomas. Como viene siendo habitual, faltaron los máximos representantes de las tres regiones que están en manos de los partidos nacionalistas: Cataluña (Quim Torra), País Vasco (Iñigo Urkullu) y Navarra (Uxue Barkos). También se han ausentado los representantes políticos de Podemos, como Pablo Iglesias, ya que consideran que el 12-O, que se celebra desde 1918, es un acto franquista que conmemora el genocidio de pueblos indígenas.

Bandera de España y homenaje a los caídos

Tras un espectacular salto de la Brigada Paracaidista (BRIPAC) del Ejército de Tierra, que ha hecho bajar del cielo la bandera de España, el acto central del 12 de Octubre ha comenzado con el izado de la bandera, protagonizado por tres militares de la Guardia Real (uno de cada Ejército), un guardia civil y un policía nacional. Los honores a la misma han corrido a cargo de la Agrupación de Honores de la Guardia Real.

Se ha dado paso al homenaje "a los soldados de todos los tiempos, encuadrados en los ejércitos de España, que un día lucharon con valor, sirvieron con lealtad y murieron con honor". Tras colocar el Rey la corona de flores de recuerdo, se ha entonado el canto de "La muerte no es el final", a lo que ha seguido una salva de honores. La Patrulla Águila ha dibujado entonces la bandera española en el cielo de la capital en la primera de sus apariciones.

Desfile aéreo suspendido

A continuación tocaba el turno del desfile aéreo, que no ha podido llevarse a cabo por la lluvia que caía sobre la capital. Los asistentes no han podido disfrutar de los cazas F-18, Eurofighter Typhoon y F-5 del Ejército del Aire, además del caza Harrier de despegue vertical de la Armada. Tampoco de los aviones A-400M, C-130 Hércules, C-295, Orion P3, Airbus A310, Falcon D900, CN-235, Canadair y Citation V del Ejército del Aire; y un D-4 Vigma de la Guardia Civil.

También se ha frustrado una de las novedades del desfile, la presencia de medios aéreos de Salvamento Marítimo —entidad dependiente del Ministerio del Fomento— y de la Policía Nacional.

Desfile terrestre mecanizado

En la parte terrestre han participado unos 4.000 militares, guardias civiles, policías y efectivos de Protección Civil y Salvamento Marítimo, junto a 152 vehículos. Los primeros en desfilar han sido los componentes de la sección de motos de la Guardia Real, a los que han seguido el mando del desfile. A él le ha seguido el mando de la BRIPAC, la unidad de veteranos de las Fuerzas Armadas y la Guardia Civil y la unidad de Reservistas Voluntarios.

Ha sido entonces el turno de cuatro patrullas temáticas que han mostrado capacidades desplegadas en Irak, Afganistán, Mali, Líbano, la operación Atalanta y las misiones del Ejército del Aire en el exterior. Han desfiladado vehículos blindados RG-31, Husky antiminas, un camión grúa MRV MAXXPRO, un vehículo de Exploración y Reconocimiento Terrestre (VERT), diversos vehículos VAMTAC, mulas Falcata, blindados Piraña, camiones H753 o diversos camiones U SHORAD.

Tras ellos, han tomado el relevo las unidades motorizadas de la UME, Guardia Civil y la Policía Nacional, a los que han seguido otra de las novedades: las unidades de Salvamento Marítimo y Protección Civil. De estos últimos han desfilado vehículos pesados tipo Autobomba, Uro VAMTAC, un camión de bomberos y ligeros UVI SUMMA, vehículo SAMUR, y una Toyota CLTT, mientras que de los primeros lo han hecho camiones IVECO y varios Toyota Land Cruiser.

Desfile terrestre a pie

El desfile de las unidades a pie ha sido abierto por el grupo de honores de la Guardia Real, que encabezaba la compañía "Monteros de Espinosa". Tras la enseña nacional, otra de las novedades, la aparición de seis banderas históricas españolas, coincidiendo con la celebración del 175 aniversario de la elección de la rojigualda como enseña oficial del país tras la celebración de un concurso organizado por el rey Carlos III.

Han sido la coronela "Guardias del Rey" del Inmemorial del Rey del reinado de Felipe IV; el pabellón de la Armada del reinado de Carlos III (la primera con los colores actuales); la coronela del Inmemorial del Rey número 1 del reinado de Carlos IV; la bandera del regimiento de infantería "Príncipe" número 3 del reinado de Isabel II; la bandera de la Academia General Militar del reinado de Alfonso XII; y la bandera del regimiento de infantería "Tercio Viejo de Sicilia" 67, utilizada tanto durante el reinado de Juan Carlos I como actualmente bajo el de Felipe VI.

Ha sido el turno entonces de los batallones de alumnos. El primero en aparecer ha sido un batallón de alumnos de la Armada, seguido por un escuadrón de Alumnos del Ejército del Aire, un batallón de la Academia Central de Defensa, un batallón mixto de alumnos de la Guardia Civil. Ha cerrado esta parte un batallón de alumnos del Ejército de Tierra.

La segunda agrupación a pie la ha abierto un batallón de la Armada, entre los que se incluían una brigada de marinería de Unidades de la Flota o una compañía de Infantería de Marina. Acto seguido ha tocado el turno del escuadrón del Ejército del Aire, entre los que han destacado los efectivos del Escuadrón de Apoyo al Despliegue Aéreo (EADA). Ha cerrado esta parte del desfile un compañía de la Unidad Militar de Emergencias (UME) y otra del GRS de la Guardia Civil.

La tercera agrupación a pie pertenecía en exclusiva al Ejército de Tierra y en ella han participado dos compañías del batallón de infantería "Guardia Vieja de Castilla", tres compañías de la Brigada Guadarrama XII, una compañía de la Brigada Paracaidista (BRIPAC), una batería del mando de artillería antiaérea y una compañía del regimiento "Galicia 64" de Cazadores de Montaña, que llamaron la atención por su espectacular uniformidad blanca.

La última agrupación a pie, como cada año, ha estado compuesta por las unidades que desfilan con una cadencia de paso específico, que suelen ser las más esperadas del evento. Con una cadencia de 160 pasos por minuto -la cadencia habitual es de 124 pasos por minuto- han desfilado miembros del Tercio Don Juan de Austria 3º de La Legión, acompañados este año por su mascota, el carnero Odin, que hizo las delicias del público.

A continuación, bajo toque de nubas, ha entrado en escena el Tabor de Regulares, que destaca por su cadencia de paso lenta y por su llamativa vestimenta. A 80 pasos por minutos desfiló el Tabor TetuánI/54. La faja azul de su uniforme indica que su base se encuentra en Ceuta. Los regulares de Melilla llevan esa misma faja de color rojo.

Como es tradición, la parada militar concluyó con el desfile de las unidades a caballo. La primera en entrar en escena fue la sección Hipomóvil de la Batería Real, cuyo llamativos caballos hispano-bretones tiraban de piezas Scheneider del calibre 75/28 del año 1.906. Después, y concluyendo el desfile miliar, un escuadrón de Caballería de la Agrupación de Reserva y Seguridad (GRS) de la Guardia Civil.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios