Menú

‘El País’ brinda una tribuna a Iglesias para atacar a la monarquía

El líder de Podemos pide que "nuestra patria" se dote "de instrumentos institucionales republicanos que huyan de la uniformidad y el cesarismo".

‘El País’ brinda una tribuna a Iglesias para atacar a la monarquía
Pablo Iglesias en el Congreso | EFE

En su cruzada contra el Rey, Pablo Iglesias publica este jueves en El País un artículo bajo el título "¿Para qué sirve hoy la monarquía?". El líder de Podemos asegura en el texto que esta institución "ha perdido su sentido" y que "si el 23-F reforzó a Juan Carlos, el 3 de octubre debilitó a Felipe VI, que no fue capaz de erigirse como símbolo de diálogo". Por ello, pide que "nuestra patria" se dote "de instrumentos institucionales republicanos que huyan de la uniformidad y el cesarismo" porque"una nueva república será la mejor garantía para una España unida sobre la base del respeto y la libre decisión de sus pueblos y sus gentes".

Iglesias, que lleva meses repitiendo estos ataques contra Felipe VI, los plasma ahora en este artículo de El País en el que comienza asegurando que "hace cuatro décadas, la monarquía española y en particular Juan Carlos I jugaron un papel de dirección política en la transición que llevó a nuestro Estado de una dictadura a una democracia homologable a las de la Europa occidental de entonces". "El resultado de la Transición decepcionó a algunos sectores de la oposición democrática. A una parte de las bases más activas que protagonizaron una lucha antifranquista llena de heroísmo y sacrificios", continúa el secretario general de Podemos que afirma, eso sí, que "difícilmente las cosas hubieran podido ocurrir de manera muy diferente".

"En Catalunya y Euskadi pronto se consolidaron como fuerzas hegemónicas el PNV y CIU, que acabaron aceptando la monarquía y que centraron sus esfuerzos en la negociación del encaje territorial que abrió el camino al Estado Autonómico. El único actor de cierta relevancia electoral en Euskadi y Navarra que quedó fuera de aquel consenso fue la izquierda abertzale", prosigue Iglesias que añade: "Hoy la izquierda abertzale ha reconocido que ETA causó un terrible dolor cuyas heridas aún perviven y es además una evidencia para todos los sectores políticos vascos que ETA no consiguió ni uno solo de sus principales objetivos políticos".

Sobre Juan Carlos I dice que "España tragó con el heredero de Franco a cambio de democracia, y el heredero, poco a poco y con la ayuda de los grandes medios, se hizo querer por amplios sectores de la ciudadanía". "El golpe de Estado del 23-F contribuyó a consolidar la idea de que solo Juan Carlos I podría evitar un golpe que devolviera el poder a la casta militar, entonces claramente partidaria del franquismo y molesta con los cambios que se estaban produciendo en nuestro país".

"Ha perdido su sentido"

Sin embargo, se pregunta Iglesias, "40 años después quizá haya que preguntarse ¿Sigue siendo útil la monarquía para nuestra democracia?". Y tras criticar que "a la jefatura del Estado se acceda por elecciones y no por fecundación", responde a su cuestión: "Desde el momento en que la monarquía ya no es el precio a pagar para contar con un sistema de libertades su función histórica para la democracia española ha perdido su sentido".

Para Iglesias, la monarquía se ha "convertido progresivamente en un símbolo que sólo entusiasma a los sectores más conservadores", y el discurso del monarca el 3 de octubre, por el desafío separatista, "debilitó a Felipe VI, que no fue capaz de erigirse como símbolo de diálogo, sino como símbolo de la autoridad de un Gobierno que fracasó a la hora de lograr una salida política a un conflicto en buena medida alimentado por su ineptitud".

"Nuestra patria necesita hoy dotarse de instrumentos institucionales republicanos que huyan de la uniformidad y el cesarismo, que representen la fraternidad, que garanticen la justicia social y que reconozcan la diversidad de los pueblos y gentes de España como clave identitaria a proteger y respetar. El impulso constituyente que empujó el 15-M y que empuja hoy el movimiento feminista apunta en esa dirección republicana; instituciones que protejan a la gente antes que figuras de autoridad inamovibles", añade el líder de Podemos en El País, para terminar diciendo que "el pluralismo político e identitario es hoy una realidad en una sociedad que ha tenido 40 años para madurar democráticamente. Normalizar ese pluralismo y abandonar la crispación y el enfrentamiento entre españoles, requiere dejar atrás los símbolos que dividen para dotarnos de instrumentos que nos ayuden a seguir caminando juntos como país. Una nueva república será la mejor garantía para una España unida sobre la base del respeto y la libre decisión de sus pueblos y sus gentes".

Temas

En España

    0
    comentarios