Menú

La consejera de Cultura de Torra dio tres contratos a un procesado por narco

"No todos mis colaboradores son amigos míos", se defiende la consejera en el Parlament.

(Barcelona)
0
De izquierda a derecha: Laura Borràs, Quim Torra y Elsa Artadi. | EFE

La investigación de un juzgado de Barcelona sobre irregularidades en la adjudicación de contratos en la Institución Catalana de las Letras ha puesto a la consejera de Cultura, Laura Borràs, contra las cuerdas. Borràs dirigió el organismo entre 2013 y 2018 y entre los contratos por debajo de los 18.000 euros concedidos (que no tienen que ser sometidos a concurso públicos), destacan tres adjudicaciones a un informático, Isaías H. F., que están bajo la lupa de los Mossos.

Dicho individuo habría cobrado en 20 meses, de junio de 2015 a febrero de 2017, 45.550 euros de la entidad que entonces dirigía la actual consejera de Torra. El primer contrato fue de 17.650 euros por la "migración de contenidos del antiguo portal "¿Qué lees?", en octubre de 2016, fue de 11.850 euros por el "desarrollo de áreas del Festival Nacional de Poesía en el portal de la Institución de las Letras" y el último, de 16.050 euros por la "creación y mantenimiento de la web del año Bertrana".

Pero la supuesta actividad informática en favor de las letras catalanas no era la única actividad de Isaías H. F., quien, según informa El Periódico, está procesado por tráfico de estupefacientes y falsificación de dinero. Los Mossos detuvieron a esta persona en diciembre del año pasado y le incautaron varios sobres procedentes de Holanda, Alemania y Gran Bretaña con marihuana, heroína, ketamina y MDMA, así como billetes falsos. En esa misma operación, se incautaron veinticinco macetas con marihuana que el procesado cultivaba en el interior de una casa. Isaías dejó de pagar. además, una factura de consumo eléctrico de más de dos mil euros.

Profesor asociado en la UB

La policía autonómica cree que el colaborador de Borràs traficaba con marihuana y con otras drogas que conseguía en la "deep web" gracias a sus habilidades informáticas. Con el dinero falso, billetes de cincuenta euros, pretendía estafar a una serie de comercios que ya había localizado. El hombre, de 45 años, no sólo colaboró con la Institución de las Letras Catalanas, sino que fue profesor asociado en la Universidad de Barcelona en títulos que dirigía la propia Borràs sobre literatura.

La consejera ha comparecido esta tarde en la comisión de cultura del Parlament, donde ha declarado que hay una cacería política contra ella, que los contratos venían precedidos de tres presupuestos diferentes y que "no todos mis colaboradores son amigos míos".

Cuando trascendió la investigación judicial. Borràs inquirió al consejero de Interior, Miquel Buch, sobre el procedimiento. "Lo único que me dijo era que no tenía información y que no la podía tener porque el caso estaba bajo secreto de sumario y eso es lo que han querido hacer pasar por información privilegiada", ha dicho también la consejera.

Más noticias sobre el desafío separatista en Cataluña en Flipboard

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios