Menú

Sánchez alerta en Bruselas del "nacionalismo excluyente" de VOX entre carteles de los golpistas presos

El presidente dice estar "preocupado" porque VOX marque la agenda de PP y Cs y espera que "no haya una involución en Andalucía".

0
Pedro Sánchez en el Parlamento europeo | EFE

Más de 2.000 kilómetros de distancia separaran Sevilla de Estrasburgo, los dos focos de la noticia este miércoles en dos sedes parlamentarias: la investidura del popular Juan Manuel Moreno Bonilla en el Parlamento de Andalucía y la intervención del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Parlamento Europeo. Dos escenarios que ha acercado el presidente del Gobierno al hacer un llamamiento expreso a Europa contra la ultra derecha y los nacionalismos excluyentes.

Un discurso plagado de referencias veladas a VOX y a quienes "alimentan la retórica ultra" y que ha parecido hacer extensivo a PP y Ciudadanos al pedir "que ningún europeísta se deje llevar por las fuerzas nacionalistas y extremistas" y exigir "fortaleza para resistir los cantos de sirena" que representan las fuerzas del nacionalismo excluyente que ha calificado como "amenaza para Europa".

Un mensaje en el que volvió a incidir pero de forma más explícita en la posterior rueda de prensa en el Parlamento comunitario en la que Sánchez dijo estar "preocupado" por el hecho de que VOX marque la agenda de PP y Ciudadanos y deseó que no haya "una involución en Andalucía" tras el pacto con la formación de Santiago Abascal.

"No me preocupa tanto eso (la llegada de VOX al parlamento autonómico) como la influencia sutil en la agenda de otros partidos políticos que plantea la ultraderecha. Eso me preocupa. Por eso creo que hay que hacer un llamamiento a la moderación de todas las fuerzas políticas para que seamos sensatas y que, si somos europeístas, no nos apoyemos en fuerzas antieuropeístas para gobernar".

En cualquier caso, manifestó su "respeto" por la investidura de Juan Manuel Moreno Bonilla cuya legitimidad como presidente de la Junta "no cuestiono" y su deseo de "la máxima cooperación" con las nuevas autoridades autonómicas. Ahora bien, si advirtió de que el Gobierno de España "se ha posicionado claramente en favor de la lucha contra la violencia de género. Hay pactos de estado y leyes y espero que el cambio político no suponga una involución en la igualdad y la libertad de las mujeres en Andalucía".

Intervención ante el pleno

Una amenaza de un "nuevo autoritarismo", como lo ha definido el presidente, que "sembró de cenizas esta tierra hace décadas", ha señalado Sánchez justo antes de recordar su paso por Bosnia: "Nos enfrentamos al autoritarismo que añora una nostalgia inventada. El olvido de la Historia es un lujo que no nos podemos permitir. El pasado nunca será el futuro de nuestras sociedades". Y ha añadido que "frente a la involución, progreso; frente a la retórica de las identidades que se excluyen, las identidades comunes que suman y no se anulan entre sí".

"Es el momento de movilizarse por Europa", ha dicho el presidente de cara a unas elecciones europeas el 26 de mayo que ha proyectado como un plebiscito contras estas fuerzas extremas: "En mayo nos enfrentamos" a unas fuerzas que "parecen inofensivas" pero cuya "pujanza amenaza nuestros modelos de convivencia y condiciona de forma sutil la agenda" de otras fuerzas políticas, añadió en una clara alusión a PP y Ciudadanos en Andalucía. "Para que Europa nos proteja nos toca proteger a Europa. A los enemigos de Europa les digo que nuestra convicción y determinación vencerán al autoritarismo".

Una intervención en la que ha recorrido la amenaza eurófoba en la Unión Europea, el Brexit, la política de igualdad de género o los colectivos en riesgo de exclusión y en la que no ha aparcado la política doméstica, e incluso, sus propios intereses electorales, al afirmar que "después de siete meses" de gobierno socialista "nos queda mucho camino por recorrer", ha señalado provocando el aplauso de los eurodiputados socialistas como Irache García o Elena Valenciano, y el ministro de Exteriores, Josep Borrell.

Sobre el Brexit, el jefe del Ejecutivo español ha afirmado que es "una desgracia" porque "nadie gana, todos perdemos y, en particular, los británicos. Pero es una decisión soberana que hay que respetar". Lo relevante, ha incidido Sánchez, es buscar ahora una "salida ordenada" de los británicos en la que las autoridades europeas están buscando minimizar sus efectos negativos. "Respeto pero lamento el rechazo al acuerdo. Deseo que UK mantenga una relación estrecha con la UE".

Carteles separatistas para Sánchez

Durante su discurso, un grupo de eurodiputados ha mostrado carteles con los rostros de los nueve políticos catalanes presos y los siete huidos, como el expresidente de la Generalidad Carles Puigdemont.

Los han exhibido los eurodiputados de ERC Jordi Solé y Josep-Maria Terricabras, el eurodiputado de PDeCAT Ramón Tremosa, además de la representante de PNV Izaskun Bilbao y la eurodiputada de AGE Lidia Senra. También han participado en la protesta los eurodiputados de la Alianza de Liberales y Demócratas Europeos (ALDE), Antonio Marinho e Ivo Vajl, los eurodiputados de Los Verdes José Bové, Tilly Metz, Bart Staes y Bodil Valero, los representantes de Izquierda Unitaria Europea (GUE) Martina Anderson, Matt Carthy, Barbara Spinelli y Marie-Pierre Vieu y el eurodiputado de el partido nacionalista flamenco N-VA Marc Demesmaeker.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios