Menú

Ciudadanos ficha a Silvia Clemente, expresidenta popular de las Cortes de Castilla y León, como candidata autonómica

El diputado Igea se rebela contra la dirección; Arrimadas niega que el aparato tome partido pese a presentar Villegas a Clemente.

0
Ciudadanos ficha a Silvia Clemente, expresidenta popular de las Cortes de Castilla y León, como candidata autonómica
Una reunión de la Ejecutiva de Ciudadanos. | EFE

Terremoto político en Ciudadanos. Un partido habituado a la paz interna vivirá unas primarias por la candidatura a la presidencia de Castilla y León entre el diputado en el Congreso por Valladolid, Francisco Igea, y Silvia Clemente, quien hasta la semana pasada era militante del PP y nada menos que presidenta de las Cortes de esa comunidad autónoma.

Los estatutos del partido naranja establecen que, para concurrir a unas primarias, –un sistema del que siempre que tiene ocasión presume Albert Rivera– se necesitan nueve meses de antigüedad como afiliado, pero a Clemente le ha bastado abandonar su cargo público, con la legislatura a punto de vencer, para poder concurrir a las mismas. Ello ha sido posible por una dispensa especial de la Ejecutiva, pensada para autorizar a independientes, concedida a la hasta hace unos días militante del PP este mismo domingo, en una votación telemática de los integrantes de la cúpula naranja.

Al mismo tiempo, Igea, médico de profesión y uno de los miembros del Grupo parlamentario de Rivera mejor valorados por su compañeros, anunciaba su candidatura con fuertes críticas a Clemente y a los contactos que ha mantenido para su incorporación con la formación naranja. En una rueda de prensa en la sede de Valladolid, acompañado de varios cargos regionales, Igea se refería sarcásticamente a la fotografía aparecida en prensa el pasado viernes de Clemente con dos miembros de Ciudadanos, entre ellos el exdiputado por Salamanca Pablo Yañez, quien pocos días antes había despachado en el Congreso con el número dos del partido, José Manuel Villegas. "Es el robado más falso desde el desnudo de Lola Flores" afirmaba entre risas de sus compañeros.

Enfado en CyL

Para Igea, la exmilitante del PP "no es la candidata ideal" porque "es una persona que no encaja" y, a su juicio, "el mensaje en Castilla y León no lo puede encarnar ella". En privado, otros cargos del partido aseguran que incorporando a una recién salida de otro partido, con cargo público además, no se puede dar la imagen de "regeneración" de la que siempre ha hecho gala Ciudadanos. Según ha podido saber Libertad Digital, Igea comunicó a la dirección nacional su intención de presentarse el pasado viernes.

El apoyo del aparato a Clemente quedó de manifiesto este lunes en una rueda de prensa en Valladolid en la que el secretario general, José Manuel Villegas, presentó a la ex dirigente del PP, quien presumió de aportar "aire fresco". Poco después, Inés Arrimadas daba en Madrid su primera rueda de prensa tras anunciar su salto a la política nacional y negaba que la dirección hubiese tomado partido en las primarias de Castilla y León. "Eso es una interpretación suya" contestaba tajante al ser preguntada por ello, al tiempo que resaltaba, como antes había hecho Villegas, que Ciudadanos es un partido que atrae "talento", en referencia a Clemente. Preguntada por si Igea también posee esa cualidad, Arrimadas evitaba decirlo con la misma claridad, aunque le calificaba de "magnífico diputado" y enfatizaba la libertad de los militantes castellano leoneses para elegir a su candidato autonómico.

El primer dirigente de peso que ha manifestado su desacuerdo con la operación impulsada por la dirección era el candidato a las elecciones europeas, Luis Garicano, quien en su perfil de Twitter respaldaba a Igea y a Soraya Mayo, la presidenta de la asociación de autónomos ATA, que ha sido autorizada para concurrir como número uno al Congreso por Valladolid.

La dispensa a Silvia Clemente para concurrir a las primarias debe ser refrendada por el Consejo General este mismo lunes, dado que el plazo para postularse a las primarias termina a las ocho de la noche.

En paralelo, la indignación en el PP fue más que evidente. Desde el entorno de Alfonso Fernández Mañueco aseguraron que Clemente empezó a urdir su plan antes de Navidades, cuando dejó de asistir a los órganos internos de su partido. "Sabía que no iba a formar parte" de la listas, aseguró este lunes Javier Maroto, que una y otra vez habló de "dudas" sobre la honestidad de quien fue uno de los apoyos de Pablo Casado en la región. "Pidió que echaran a Mañueco pero no lo consiguió", deslizaron fuentes de la estructura regional. "Tienes asuntos turbios", insistieron, informa Pablo Montesinos.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios