Menú

Rivera renuncia a dos de sus banderas para pactar con UPN: defenderá el cupo vasco-navarro y no presentará su marca

Ciudadanos pedirá "transparencia" en el cálculo del fuero, pero acepta defender los "derechos históricos" del Reino de Navarra.

0
Rivera renuncia a dos de sus banderas para pactar con UPN: defenderá el cupo vasco-navarro y no presentará su marca
Los presidentes de UPN y Ciudadanos, Javier Esparza y Albert Rivera, este martes en Pamplona. | EFE

La Ejecutiva de Ciudadanos ratificaba este martes, por unanimidad, el acuerdo con Unión del Pueblo Navarro (UPN) que Albert Rivera firmaba en Pamplona con el presidente de la formación navarra, Javier Esparza. Se trata de una entente a tres, pues el PP, como ya volvió a hacer en las últimas elecciones generales, después de años de ruptura con los regionalistas, renunciará a su marca en la Comunidad Foral, como ahora hace también Ciudadanos, dado que además el pacto se extiende a las elecciones forales y municipales del 26 de mayo.

Rivera cede así en otra de sus banderas, ya rota con la candidatura de Manuel Valls a la alcaldía de Barcelona, la de que la formación naranja concurra con las mismas siglas en toda España. Con el acuerdo navarro, se adopta un modelo similar al de las confluencias de Podemos, denostado desde 2015 por el líder naranja.

En lo ideológico, el acuerdo supone acabar con una de las señas de identidad mantenida contra viento y marea por Ciudadanos, su rechazo de la fiscalidad especial de Navarra y del País Vasco, comunidades donde ni en 2015 ni en 2016 logró obtener representación.

Un partido liberal que defiende "derechos históricos"

Ciudadanos distingue entre el modelo al margen de las comunidades del régimen común, consagrado en la Constitución, y por tanto modificable únicamente con una reforma de la Carta Magna, y el cálculo del pago que tanto Navarra como el País Vasco tienen que hacer al Estado en concepto de las competencias no transferidas, por ejemplo las de Defensa. En ese sentido, abogan por una mayor "transparencia" en el mismo, como decía este martes la portavoz de la Ejecutiva naranja, Inés Arrimadas y figura en el texto del acuerdo, donde se hace referencia al "compromiso" con el Régimen Foral, definido como la "expresión de los derechos históricos y constitucionales del antiguo Reino de Navarra".

Nada se dice en el texto, que Rivera calificaba de "histórico" junto a Esparza, de otra de las banderas del líder naranja, la reforma electoral para exigir que no puedan entrar en el Congreso de los Diputados las formaciones que obtengan menos de un 3% de voto en toda España. Una medida que dejaría fuera de la Cámara Baja a UPN.

Ciudadanos no podrá aspirar a tener ningún diputado propio en Navarra, pues designará el cuarto de la lista, y UPN los dos primeros, los que actualmente tiene en el Congreso, en una circunscripción uniprovincial que reparte cinco escaños. El acuerdo supone que los diputados de UPN se comprometen a votar a favor de una eventual investidura de Rivera si fuera propuesto por el Rey como candidato a presidente del Gobierno.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation