Menú

'La Vanguardia' miente con descaro y arremete contra Casado y los periodistas de TVE

Sánchez se mete en un jardín con los debates y logra el milagro de poner de acuerdo a toda la oposición.

0

El Mundo dice que "TVE se rebela tras ser usada por Sánchez para sabotear el debate". Dice el editorial que "se acabe celebrando o no algún debate, todo lo que ha ocurrido en las últimas horas refleja que Pedro Sánchez no tiene escrúpulos para poner a su servicio organismos públicos como RTVE, en línea con lo que ha hecho con otras muchas instituciones del Estado". El escándalo fue de tal calibre que "los profesionales de la cadena promocionados por Sánchez como Xabier Fortes o Carlos Franganillo se revolvieron de inmediato" contra Rosa María Mateo. "A Mateo solo le queda la opción de dimitir tras el bochornoso episodio que está dominado la campaña electoral y que ha roto la estrategia de los socialistas a los que hasta ahora les sonreía el viento de cara (...) Es presumible que esta cadena de errores le pasará factura electoral a Sánchez". Ya te gustaría, pero de aquí al 28 ya se habrá olvidado todo.

El País dice que "El debate a cuatro queda en el aire y provoca una crisis en TVE". "Por primera vez, Sánchez sufre ataques cruzados desde derecha e izquierda". Ay pobre, Pedro sufre ataques porque se le han visto las vergüenzas metiendo la mano en la televisión pública. Lo de este periódico es de traca, ya no sabes si reír o llorar. Por supuesto no hay editorial, parece que a Soledad Gallego no se le ha ocurrido la manera de salvar la cara al presidente.

ABC dice que "Las tretas de Sánchez con el debate indignan a PP, CS y Podemos". ¡Sánchez hace milagros! ¡Y en Semana Santa! Bieito se frota las manos. "El PSOE creía tener asegurada una campaña suave, ya ganadora, que diera todo el protagonismo a un Pedro Sánchez moderado y centrista. Al final, la naturaleza política del candidato socialista ha quebrado el artificio creado a su mayor gloria. El escándalo de los debates ha retratado fielmente al Pedro Sánchez, un político marrullero".

La Razón: "Debate: plantón en TVE por la manipulación de Sánchez". "Sánchez no solo ha incumplido su acuerdo con Atresmedia porque el formato a a cuatro no le favorecía, sino que ha provocado una profunda crisis en la televisión pública", dice el editorial. "Lo funesto y desmoralizador de esta situación es que, sea cual sea la solución, se ha retrocedido años en la consideración que desde el poder político se tiene hacia los medios de comunicación: ahora sabemos que Sánchez los quiere a su servicio". Todos, pero nadie se había atrevido a mostrarlo con tal descaro.

La Vanguardia supera a El País y dice que "El debate queda en el aire por la pelea entre partidos". ¿De verdad no les da vergüenza que sus lectores, que fueron ayer testigos de lo que pasó, lean esto? El relato de Isabel García Pagán es para quitarle el título de periodismo, si es que lo tiene. "Pedro Sánchez y su equipo no exteriorizan ninguna preocupación por la batalla de la tele en la que se ha convertido la campaña electoral". Qué va, ninguna, por eso han rectificado a primera hora de este viernes. El debate en TVE estaba previsto para el 22 "pero el presidente solo tenía disponible el día 23". Mientes, Isabel, y lo sabes. El presidente no tenía nada en su agenda el día 22 porque pensaba preparar el debate del día 23. Pero ella sigue sin pudor profesional. "La decisión llegó sin acuerdo con el resto de partidos, sostienen". ¿Como que sostienen? Para colmo acusa a los periodistas de RTVE de que "sus quejas fueron recibidas como agua de mayo por el resto de partidos, que pretenden aprovechar los debates para poner en aprietos a un escurridizo Sánchez". Y para poner la guinda a este desaguisado que La Vanguardia considera información ataca la "beligerancia de Casado", que "no tuvo reparos en reprochar a Sánchez ‘que se cargue la equidad y la pluralidad en la televisión pública’". ¿Como se puede caer tan bajo?

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation