Menú

España Suma, abocada al fracaso a cuatro días de que se acabe el plazo para su creación

Los populares aseguran que "la pelota está en el tejado de Cs", dado que Casado ya le pidió a Rivera una reunión la semana pasada.

0
Los populares aseguran que "la pelota está en el tejado de Cs", dado que Casado ya le pidió a Rivera una reunión la semana pasada.
Montesinos, Álvarez de Toledo y Monserrat, durante durante la reunión del Comité Ejecutivo Nacional del PP. | EFE

El próximo 29 de septiembre se acaba el plazo para el registro de coaliciones electorales, como sería el caso de España Suma. A cuatro días de que se agote el tiempo, Partido Popular y Ciudadanos mantienen una "interlocución fluida", pero en sus agendas todavía no hay marcada ningún tipo de reunión para abordar este tema y que los populares traten de convencer a los naranjas de que abandonen su "no" a esta plataforma.

España Suma parece abocada al fracaso a pesar de que desde el PP siguen insistiendo en la idea públicamente. En una entrevista en Onda Cero, Pablo Casado aseguraba este miércoles que "los directores de campaña y secretarios generales de PP y Cs, Teodoro García Egea y José Manuel Villegas, en estos días hablarán de esta y otras cuestiones porque merece la pena".

Desde Génova insisten en que con Ciudadanos, "la interlocución es fluida" y la declaración de Casado de este miércoles "se enmarca dentro de ese contacto directo y frecuente". Fuentes populares explican que en la reunión que mantuvieron la semana pasada, en la que el líder naranja le propuso al popular abstenerse en la investidura si Sánchez cumplía tres condiciones, Casado ya le trasladó a Rivera la necesidad de reunirse para hablar de España Suma. "Ahora la pelota está en el tejado de Ciudadanos", explican desde el PP donde reconocen que "por ahora", no hay citas a la vista.

Cs, sin constancia de reunión formal

Fuentes de la dirección de Ciudadanos aseguran no tener constancia de ninguna convocatoria de reunión formal entre Villegas y García Egea. "Primera noticia" afirmaban al conocer lo dicho por Casado en Onda Cero. Los de Albert Rivera, que en verano llegaron a considerar una alianza parcial en el País Vasco e, incluso, en el Senado, se han inclinado finalmente por el rechazo tajante a una coalición para el 10-N, si bien siguen apostando a las claras por un gobierno de coalición con los populares tras los comicios siempre que el bloque del centroderecha, que incluye también a Vox, sume esta vez más que la izquierda.

"España suma, pero la corrupción resta" es el mantra de argumentario que repiten invariablemente los dirigentes naranjas siempre que les preguntan por la cuestión, aludiendo a los escándalos que salpican al PP, aunque no a su actual cúpula dirigente.

Rivera ha llegado a enseñar sus cartas, asegurando en público que España Suma arrojaría muchos votos a la "abstención". En la cúpula naranja creen que conviene mantener la identidad de cada partido y, retrospectivamente, valoran incluso que una foto como la de la manifestación de Colón de febrero pasado, tras hablar el Gobierno de Pedro Sánchez de un relator para negociar con el Govern de Quim Torra, fue a la postre perjudicial, pues permitió a los partidos de la izquierda movilizar a su electorado.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios