Menú

El Gobierno bloquea la venta a armas a Turquía por su ofensiva militar en Siria

La decisión no afectará al gran contrato que Navantia tiene en el país otomano para la construcción de buques anfibios portaaeronaves.

0
La decisión no afectará al gran contrato que Navantia tiene en el país otomano para la construcción de buques anfibios portaaeronaves.
Militares turcos en la frontera con Siria. | EFE

España dejará de exportar armas a Turquía. Al menos en los próximos meses. Esa es la decisión que ha tomado el Gobierno de Pedro Sánchez en las últimas horas, como consecuencia de la ofensiva militar que el país otomano ha emprendido en el norte de Siria con el objetivo de ocupar una franja que actualmente estaba en control de las milicias kurdas. La acción militar turca no ha sentado nada bien ni en el seno de la UE ni de la OTAN.

"Las legítimas preocupaciones de seguridad de Turquía deben tratarse y resolverse a través de medios políticos y diplomáticos, no con acciones militares. España pide el gobierno de Turquía que ponga fin a esta operación militar. En coordinación con sus socios de la Unión Europea, España denegará nuevas licencias de exportación de material militar susceptible de ser utilizado en la operación en Siria", dice el Gobierno en un comunicado.

El Ejecutivo considera que esta ofensiva "está teniendo desastrosas consecuencias humanitarias, que se añaden al profundo y largo sufrimiento del pueblo sirio", está aumentando "el número, ya considerable, de refugiados y desplazados, al tiempo que entorpece la ayuda humanitaria", "pone en peligro la estabilidad y la seguridad de la región", al tiempo que "pone en peligro la unidad, la soberanía y la integridad territorial del Estado sirio".

Pese a este comunicado, fuentes gubernamentales y de la industria de Defensa se han apresurado a aclarar que este bloqueo armamentístico no afectará al contrato firmado por el constructor naval público Navantia para la construcción de buques anfibios portaaeronaves, a imagen y semejanza del Juan Carlos I, buque insignia de la Armada española, para la marina del país otomano. Unos buques que se están construyendo en la propia Turquía y que ya están al 90 por ciento.

Ésta no es la única decisión que va a tomar el Gobierno español. Tal y como informó Libertad Digital la pasada semana, la apuesta de Margarita Robles es también retirar la batería de misiles Patriot que las Fuerzas Armadas tienen desplegada en el sur de Turquía desde hace cinco años, en una misión OTAN para proteger al país de Recep Tayyip Erdogan. Pero la decisión se quiere tomar dentro del ámbito aliado, en la reunión de ministros de Defensa que tendrá lugar el próximo jueves 24 de octubre en Bruselas.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation